Gobierno cubano autoriza nuevo proyecto inmobiliario en la zona del Mariel

Gobierno cubano autoriza nuevo proyecto inmobiliario en la zona del Mariel

La inversión es de unos mil millones de dólares

Vista de las grúas de la Terminal de Contenedores del Mariel (elnuevoherald.com)

MADRID, España.- El Gobierno cubano ha dado hoy luz verde al proyecto inmobiliario asociado al turismo, que se desarrollará en la zona de Mariel (Artemisa), con una inversión de 1000 millones de dólares (817 millones de euros) y en el que participa la directora de Air Europa, María José Hidalgo, junto con otro socio español.

Esta mañana, se ha celebrado, en el marco de la Feria Internacional del Turismo (Fitur), la firma del proyecto “El Salado Resort”, uno de los complejos turísticos más importantes hasta el momento en la isla caribeña, entre Hidalgo y su socio Sandro Cristoforetti, por un lado, y el ministro de Turismo de Cuba, Manuel Marrero Cruz, por el otro.

Con el acto de firma, se certifica el inicio de este desarrollo —que constará de un campo de golf, hasta tres hoteles, un centro de convenciones y apartamentos en venta— y en el que participa en un 51 % el Gobierno cubano, mientras que el 49 % restante se reparte al 50 % entre los socios españoles.

Se espera que la construcción del complejo, en una superficie de 207 hectáreas con tres kilómetros de costa, concluya dentro de cinco años, aunque se realizará por fases y los hoteles estarán ya operativos dentro de tres. La fase inmobiliaria se irá desarrollando a lo largo de cinco años.

Se prevé la construcción de 3000 unidades entre apartamentos, unifamiliares y plurifamiliales, además de los hoteles, que podrían ser incluso tres, con un total de 1200 habitaciones, frente a los dos previstos inicialmente, con 750 habitaciones, y un campo de golf de 18 hoyos.

El punto clave de este proyecto es la posibilidad de venta a perpetuidad de las unidades inmobiliarias que consisten en villas, apartamentos y chalets, en tanto que los hoteles y el campo de golf están en gestión para un período de 50 años, prorrogables a otros 50 más.

El ministro de Turismo cubano ha explicado a los periodistas que el proyecto forma parte de una política que se ha aprobado en el país a fin de potenciar este tipo de desarrollos y que va dirigida a la conclusión de unidades inmobiliarias para que ciudadanos “de cualquier parte del mundo” puedan comprar una casa en Cuba, y también para impulsar la actividad de golf.

Marrero ha destacado que es el cuarto proyecto de golf que se aprueba en la isla, después de los de La Habana, Varadero y Pinar del Río, y que tiene la peculiaridad de estar enclavado dentro del área de desarrollo especial del Mariel, que tiene ventajas fiscales y aduaneras, lo que facilitará su operación y comercialización.

El ministro se ha mostrado convencido de que el proyecto será un “éxito”, dado su cercanía de La Habana, las ventajas de la zona y la demanda que hay por este tipo de actividad.

(EFE)

[fbcomments]