Frente Institucional Militar de Venezuela solicita a la Asamblea Nacional romper relaciones diplomáticas con Cuba

Frente Institucional Militar de Venezuela solicita a la Asamblea Nacional romper relaciones diplomáticas con Cuba

La directiva del FIM solicitó a la Asamblea Nacional la ruptura de relaciones diplomáticas con la dictadura cubana “que está desangrando a nuestro país”

FIM Venezuela Cuba
Frente Institucional Militar de Venezuela (FIM) solicita romper relaciones diplomáticas con Cuba

MIAMI, Estados Unidos.- El Frente Institucional Militar (FIM), una asociación venezolana de militares en situación de retiro, solicitó a Juan Guaidó y a los diputados de la Asamblea Nacional que se “declare como acto de soberanía la ruptura de relaciones diplomáticas con la dictadura cubana, ordenando a su vez la retirada de sus tropas y milicianos que ocupan posiciones en las diferentes áreas estratégicas y el cese oficial de la ayuda material que está desangrando a nuestro país”, publicó Infobae.

El acuerdo lo firmaron 278 oficiales, entre ellos, además de la directiva, 101 oficiales del generalato y almirantazgo, así como 105 coroneles y capitanes de navío, siete tenientes coroneles, seis capitanes de fragata, dos capitanes de corbeta, siete mayores, ocho capitanes, siete tenientes de navío, dos capitanes, dos tenientes, tres tenientes de fragata, tres tenientes, un primer teniente y dos cabos.

La directiva del FIM está presidida por el Vicealmirante Rafael Huizi Clavier. El Vicepresidente es el General de Brigada (Ej) Teodoro Díaz Zavala. El resto de la directiva la integra el Coronel (Ej) Rubén D. Bustillos Rávago como Secretario de Organización; los representantes de los componentes: por el Ejército el Cnel. Luis Enrique Sucre, por la Guardia Nacional el General de Brigada Simón Figuera Pérez, el de la Armada es el Capitán de Navío Pedro Betancourt y por la Aviación el Cnel. Ángel Rodríguez Campos.

De acuerdo al texto de Infobae el FIM es un frente de opinión y están legitimados ante el país “a través de nuestras acciones y desempeño a lo largo de 19 años dedicados a defender la institucionalidad de la Fuerza Armada Nacional, nuestra independencia e integridad territorial y el estricto cumplimiento de la Constitución Nacional y leyes de la República”.

“En cumplimiento de nuestras obligaciones constitucionales, como miembros de la Fuerza Armada Nacional en las cuatro fuerzas que la integran según el artículo 328 de muestra Carta Magna, participamos activamente en la guerra armada ocurrida cuando fuerzas subversivas, adiestradas y financiadas por Fidel Castro Ruz en búsqueda de beneficios políticos y económicos para Cuba, trataron de apoderarse de nuestro país, a sangre y fuego, desencadenando una lucha que causó ingentes pérdidas de vidas humanas y materiales, lo que no lograron porque los derrotamos militarmente evitando así que el Castro-Comunismo se implantara en Venezuela”.

Es por ello que, en atención a esa guerra, la FIM considera pertinente que la Asamblea Nacional, “en la persona del Presidente encargado de la República, Juan Gerardo Guaidó Márquez, reconozca que en la década de los años 1960-1970 nuestra nación venezolana fue vilmente atacada por agentes subversivos contra el orden democrático, reforzados con invasores cubanos, y entrenados y financiados por la dictadura cubana, y que esa Guerra, librada contra las fuerzas cubanas y sus cómplices nacionales, es la única librada en contra de un enemigo extranjero después de la guerra de independencia y en la que la Fuerza Armada Nacional resultó victoriosa”.

En 1967 Venezuela presentó como evidencia, ante la Organización de Estados Americanos (OEA), los elementos capturados en el episodio denominado el “Desembarco de Machurucuto”, ocurrido el 8 de mayo de 1967. En ese entonces el régimen de Fidel Castro ordenó el desembarco de armas, guerrilleros y tropas cubanas, intentando reforzar uno de los frentes militares más importantes de su lucha armada, identificado como José Zamora que operaba en el cerro “El Bachiller”.

“Nuestra FAN capturó o dio de baja a casi todos los hombres traídos desde La Habana, ataque que fue probado ante la prensa internacional por el Gobierno de Venezuela, mostrando a los dos soldados cubanos capturados, Manuel Gil Castellanos y Pedro Cabrera Torres, y aunque Cuba no reconoció su acción, mediante la investigación se comprobó que las subametralladoras AK 47, en posesión de los cubanos, poseían seriales de armas vendidas por la República Checa a Cuba”.

La FIM destaca que como consecuencia de esa invasión cubana el Gobierno de Venezuela del entonces presidente Raúl Leoni, en 1967, rompió toda relación con Cuba que luego fue retomada en 1974.

Por su parte, uno de los ex guerrilleros venezolanos que participó en el desembarco de Machurucuto, Héctor Pérez Marcano, afirmó en 2017 que, aunque originalmente fueron los movimientos de izquierda venezolanos los que buscaron apoyo en La Habana, “en realidad ellos fueron utilizados como instrumentos, ‘peones’, de Fidel Castro”.

Los militares de la FIM solicitan a la Asamblea Nacional que, aun cuando sería un reconocimiento extemporáneo, haga un reconocimiento a la Fuerza Armada “por la victoria obtenida en esa guerra librada contra las fuerzas invasoras cubanas y sus cómplices nacionales”. Ese reconocimiento “está encuadrado dentro de los llamados del Presidente encargado, Juan Gerardo Guaidó Márquez, para golpear a la amoral y actual FANB y poner en evidencia, ante las filas subalternas, a los traidores que la dirigen bajo el auspicio de Cuba, Rusia y el terrorismo internacional”.

Recibe la información de Cubanet en tu teléfono a través de Telegram o WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +1 (786) 498 0236 y suscríbete a nuestro Boletín dando click aquí.

Noticias de Cuba – Prensa Independiente desde 1994

[fbcomments]