PrEP en Cuba: nuevas expectativas para grupos vulnerables al VIH

PrEP en Cuba: nuevas expectativas para grupos vulnerables al VIH

Desde 1985 hasta la fecha han sido diagnosticadas en Cuba más de 28 000 personas con el virus de VIH, y en la actualidad unas 23 283 personas viven con él

PrEP
PrEP

SANTIAGO DE CUBA, Cuba.- La Profilaxis Preexposición (PrEP) o Truvada, como científicamente se conoce, es una píldora que ayuda a prevenir el Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH) en personas que no lo tienen. El medicamento, según la opinión de médicos, es capaz de reducir en más del 90 % el riesgo de contagio en personas expuestas a infectarse, y que ingieran el fármaco invariablemente todos los días. Al respecto, desde el pasado 6 de marzo, un plan piloto inició en el municipio matancero de Cárdenas, aprobando el consumo del nuevo medicamento en 28 personas.

Niura Pérez Castro, jefa del Programa Municipal de Prevención de ITS/VIH/Sida y Hepatitis, explicó al diario oficialista Granma que “la tableta se entrega de manera gratuita a aquellas personas con una conducta riesgosa y, por consiguiente, alta posibilidad de contraer la enfermedad”.

Una especialista en Santiago de Cuba, quien conversó con CubaNet, dijo, por otro lado, que aún en la provincia suroriental no se piensa suministrar este fármaco, “todavía están en proceso de prueba en Matanzas, pero nos dijeron en la reunión de la provincia que antes de llegar a Santiago lo comenzarán a dar en La Habana, para luego comenzar con Santiago de Cuba y Holguín”.

El nuevo fármaco ha atraído grandes expectativas entre las parejas serodiscordantes y personas de grupos vulnerables en la urbe, así lo confesaron miembros de la comunidad LGBTI y promotores voluntarios del Proyecto Hombres que tienen Sexo con otros Hombres (HSH).

Fernando lleva cuatro años de relación con Adolfo, este último vive con el virus hace 9 años. Ambos ven este medicamento como una solución, ante actitudes negativas ocurridas en la relación, como el preservativo roto y haber utilizado equivocadamente la cuchilla de afeitar de su pareja seropositiva.

“Me examino cada tres meses como corresponde, y aunque en ocasiones he compartido objetos punzocortantes de mi pareja, y en varios momentos el condón se ha roto, cada prueba que me hago sale negativa, ahora, cuando llegue este medicamento a la provincia podremos convivir sin temor, y aunque el uso del condón no lo podemos perder hay baja probabilidad de contagio si se rompe, sobre todo si tomamos bien la PrEP”, dijo Fernando.

Para un promotor voluntario del Proyecto HSH, quien prefirió el anonimato, este nuevo medicamento es una ventaja para todas las personas que mantienen conductas sexuales inadecuadas y no usan el preservativo como método de prevención de las infecciones de transmisión sexual.

“Cada día son más las personas de diferentes grupos de edades que mantienen relaciones sexuales sin que medie el condón, y aunque este medicamento en sus inicios solo se suministrará a las parejas serodiscordantes, no perdemos la fe de que un día lo comercialicen en las farmacias, porque somos muchos lo que una vez, o a diario, mantenemos conductas incorrectas que ponen en riesgo nuestra salud”.

Gertrudis Gonzalvo es enfermera encuestadora del policlínico Frank País. Gonzalvo dijo a CubaNet que, “la serodiscordancia es una condición en la que uno de los miembros de la pareja no tiene el mismo estatus serológico, es decir, en la que uno de ellos vive con VIH y el otro no. También se le conoce como pareja de estado mixto”.

“Aunque la dirección de salud no nos ha dado orientación de divulgar el medicamento, ya son muchos los pacientes y sus parejas que llegan hasta el área preguntando cuando comenzarán en Santiago. Y algunos seronegativos están preocupados porque a diario están en riesgo de contraer la enfermedad, y temen que cuando llegue el medicamento a la provincia sea demasiado tarde para ellos”, añadió.

Este programa, desarrollado en conjunto con la Organización Panamericana de la Salud (OPS) y que se encuentra en fase de prueba en la Isla, según Pérez Castro, “es relativamente nuevo en América. Hasta el 2018 solo Bahamas, Barbados, Brasil, Canadá y Estados Unidos lo ofrecían como parte de sus políticas públicas”.

“Nosotros consideramos la PrEP como una terapia combinada, con el objetivo esencial de cambiar comportamientos de riesgo”, señaló la especialista.

La Profilaxis Preexposición incluye la administración diaria de fármacos antirretrovirales de forma continuada a personas seronegativas al VIH con riesgo sustancial, superior al promedio de contraer el virus.

Para Osmany Ricardo Puig, especialista en Epidemiología y jefe de la sección provincial ITS-Sida en Holguín, la inclusión posteriormente de la provincia en esta prueba piloto ha despertado expectativas en la provincia holguinera. “En el 2018 se reportaron en la provincia 120 casos nuevos, cifra por encima de lo esperado, y por cada 400 hombres de 15 a 49 años de edad, uno vive con VIH y la epidemia se concentra en HSH y población trans”.

Una farmacéutica que expende medicamentos antirretrovirales en el centro de la ciudad santiaguera cree que la adherencia debe ser fundamental en los pacientes que sean escogidos para la PrEP. “Nosotros contamos con pacientes seropositivos que no vienen a buscar el medicamento, y otros que mensualmente sí. Así mismo pasará con los seleccionados para este nuevo tratamiento, muchos vendrán a buscarlo y otros no, la adherencia es importante en las parejas serodiscordantes para minimizar la epidemia”.

Según la enfermera encuestadora, las primeras personas beneficiadas con el medicamento serán las parejas de las personas que viven con la enfermedad y aquellos contactos que den los recientes diagnósticos con VIH. “Nos dijeron que las personas que salgan en las cadenas de recién diagnosticados se les realizará la prueba correspondiente, y si salen negativo se les suministrará el medicamento por tres meses; los segundos serán las parejas de los seropositivos que recibirán el tratamiento por un año, además del constante chequeo que reciben trimestral”.

Desde 1985 hasta la fecha han sido diagnosticadas en Cuba más de 28 000 personas con el virus. De acuerdo a los últimos datos disponibles, en la actualidad unas 23 283 personas viven con VIH, con una tasa de mortalidad del 17 %.

Al inicio de la epidemia los seropositivos eran recluidos en instituciones a las afueras de las ciudades, donde eran preparados para convivir con la enfermedad; le suministraban tratamiento y se les prohibían las salidas del lugar, salvo contadas ocasiones que, bajo supervisión de organizaciones políticas, les daban pase a sus lugares de residencia.

Con la llegada de esta nueva píldora que previene el contagio por VIH la población cubana se encuentra más expectante, aunque los orientales tendrán que esperar aún, porque según los especialistas entrevistados la PrEP tardará hasta final de año para que sean suministradas a las provincias orientales de pruebas.

Pero ya son muchos los santiagueros que opinan que su comercialización no solo sea a las parejas de los seropositivos y las cadenas de contacto y este nuevo fármaco salga a la venta poblacional, “sin mirar que todos los que tienen una vida sexualmente activa y han dejado de usar métodos de protección están en riesgo de contraer la enfermedad”.

[fbcomments]