Puerto Padre cerrado por drogas

Puerto Padre cerrado por drogas

Drogas llegadas a la deriva a las costas, hicieron que autoridades del ministerio del Interior cerraran el puerto a las embarcaciones particulares

PUERTO pADRE 1PUERTO PADRE, Cuba. – Los pescadores por cuenta propia no pueden hacerse a la mar, lo que dificulta la ya difícil adquisición de pescado aquí. La oferta del establecimiento pesquero estatal es esporádica, por no decir, con demasiada frecuencia escasa y tardía. Drogas llegadas a la deriva a las costas de aquí durante el transcurso de este mes, producto de actividades del narcotráfico en aguas internacionales, hicieron que autoridades del ministerio del Interior cerraran el puerto a las embarcaciones particulares.

Polito, dueño de la “paladar” El Bodegón de Polito, cuya especialidad son los pescados y mariscos, entrevistado por la televisora local Canal Azul, dijo ayer al explicar costos de materias primas y precios de sus productos, que las conocidas dificultades para adquirir pescados, incrementadas ahora con el puerto cerrado, encarecen su trabajo.

Carral, un pescador de playa La Jíbara, en Bahía de Malagueta, perteneciente a la jurisdicción de Puerto Padre, dijo hoy a este corresponsal que a los pescadores de allí sólo se les permitía llegar hasta La Horqueta, esto es hasta poco antes de la desembocadura de la bahía. Dentro de la Bahía de Malagueta, sometida a la sobre explotación pesquera y al cañoneo de un campo de tiro del Ejército Oriental, las especies de pescados utilizados por la alta cocina son escasas.

Desde hace décadas, y fundamentalmente por esta época del año, a lo largo del litoral de Puerto Padre llega droga a la deriva, en su mayoría marihuana empacada en bolsas de polietileno hermetizadas, las que al no ser interceptadas por las autoridades, no es raro que vayan a parar a manos de gente dedicada al comercio ilícito de drogas.

En lo que va de este siglo, no pocos residentes de este municipio han cumplido y cumplen sanción por delitos de tráfico o tenencia de drogas. Y entre los años 1979 y 80 del siglo pasado, incluso oficiales del ministerio del Interior de la provincia Las Tunas, fueron encontrados culpables por tráfico de marihuana procedente del litoral.

[fbcomments]