Segunda victoria granmense en final de béisbol cubano

Segunda victoria granmense en final de béisbol cubano

El seleccionado de Oriente volverá a su provincia con doble ventaja

Noelvis Entenza, abridor de Granma (foto Cubadebate)
Noelvis Entenza, abridor de Granma (foto Cubadebate)

LA HABANA, Cuba.- Granma abrió ganando por la mínima en su segunda salida frente a los Tigres de Ciego de Ávila. Un doblete de Yordan Manduley y una línea durísima de Yunior Paumier en la primera entrada, se conjugaron para marcar la carrera de ventaja de los Alazanes. Hasta el séptimo capítulo el juego transcurrió en calma total -al punto de que Carlos Martí se quedó dormido en la banca granmense-, con apenas cinco hits en dos tercios.

En el inning de la fortuna, sin embargo, el abridor por Ciego de Ávila, Vladimir Baños, recibió a Alfredo Despaigne con un boleto que se convirtió en otras dos carreras después del tubei de Dennis Laza y el sencillo de Carlos Benítez, un bateador tan efectivo como oportuno. Los Tigres amenazaron con un hombre en circulación, pero la magnífica labor de Noelvis Entenza (abridor por Granma) desde el montículo, impidió que se concretara el descuento.

A la altura del octavo capítulo, con Miguel Lahera en calidad de relevista por los Alazanes, la desganada ofensiva avileña se desperezó. Tras una polémica jugada en primera base y un error en tiro del hasta entonces infalible torpedero Yordan Manduley, los Tigres se pusieron a una carrera del empate.

Por primera vez en el choque la novena de Roger Machado vió luz y se aprestó a igualar el marcador en su última vez al bate. Por poco, hay que decirlo, no se definió también este juego en extra inning. Meritorio el rol del pitcheo por ambas partes, con especial presentación de Noelvis Entenza, que permitió dos hits en siete entradas.

Inolvidables highlights a la defensiva, como el espectacular fildeo del center field avileño, Julio Pablo Martínez, sobre un casi jonrón de Alfredo Despaigne que habría sido lapidario para la escuadra de Ciego de Ávila.

Victoria con susto, tres carreras por dos, para el coach Carlos Martí que se ha mostrado satisfecho con el planteamiento de Granma en este play off. Los corceles de Oriente volverán a su provincia con doble ventaja, mientras nubes grises cubren el horizonte de los Tigres, que deberán remontar en patio ajeno y procurar ganar el tercer juego de la final ante el estelar lanzador granmense, Lázaro Blanco.

comments