Desalojan a refugiados cubanos de sede de ACNUR en Trinidad y Tobago

Desalojan a refugiados cubanos de sede de ACNUR en Trinidad y Tobago

Los refugiados fueron trasladados a una dependencia del gobierno y tendrán que responder ante un magistrado por el cargo de obstrucción de la vía pública

Autoridades de Trinidad Tobago desalojan en autobuses a más de 80 cubanos que estaban acampados en protesta frente a la sede local de la ACNUR (Foto Martí Noticias)

MIAMI, Estados Unidos.- Policías y agentes de Inmigración de Trinidad Tobago arrestaron este viernes a más de 80 cubanos acampados frente a la sede del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) en Puerto España, informó el portal digital Martí Noticias.

Según el reporte, los cubanos se negaron a deponer la protesta que mantenían desde finales de octubre, por lo que ahora serán acusados de obstruir la vía.

En el momento del operativo un total de 84 cubanos se encontraban frente a la sede de ACNUR, mientras que otros habían ido a lavar y a utilizar los baños públicos.

Jacqueline Vera Morfa, portavoz de los cubanos en la nación caribeña, comentó a Radio Televisión Martí que las autoridades llevaron tres autobuses y cerraron las calles, aunque aclaró que los arrestos se desarrollaron en forma pacífica.

“Decidimos no levantar la protesta porque es una realidad que todos los derechos humanos aquí se han violado: se les niega la educación a los niños (hay unos quince en el grupo); no tenemos permiso de trabajo; es una isla con una economía pequeña y ya el primer ministro ha dicho que no puede hacer nada por los refugiados. Entonces es una situación muy crítica”, apuntó Vera Morfa.

Tras el operativo, los refugiados fueron trasladados a una dependencia del gobierno en el barrio de Belmont, en el noreste de la capital trinitaria, donde se les comunicó que tendrán que responder ante un magistrado por el cargo de obstrucción de la vía pública.

El jueves, una funcionaria de ACNUR y una activista de la organización cristiana Living Waters Community (LWC), que ha venido ofreciendo ayuda humanitaria a los cubanos, comunicaron a los refugiados que las oficinas de ACNUR cerrarían  por dos meses, por lo que, si no se retiraban, iban a ser arrestados a la mañana siguiente, como terminó sucediendo.

El desalojo de los refugiados del edificio de ACNUR suma otro capítulo al drama de los cubanos en Trinidad y Tobago. En la madrugada del pasado martes, una pareja de cubanos había sido asaltada a punta de pistola en una avenida de Puerto España, mientras que hace una semana otra ciudadana de la mayor de las Antillas sufrió un infarto tras pasar dos días esperando en una cola para recibir la ayuda de Living Water.

[fbcomments]