Ayuntamiento de Santiago de Cuba: otro museo dedicado a Fidel Castro

Ayuntamiento de Santiago de Cuba: otro museo dedicado a Fidel Castro

La esencia del icónico edificio de 5 siglos será secuestrada violentamente por la imposición ideológica y el culto revolucionario

Antiguo Ayuntamiento de Santiago de Cuba, próximo a convertirse en un museo para Fidel Castro. Foto del autor

SANTIAGO DE CUBA, Cuba.- Justo en el casco histórico de la ciudad de Santiago de Cuba yace uno de los inmuebles más icónicos de la segunda urbe de mayor importancia en el país, se trata del otrora Ayuntamiento de la ciudad, protagonista de los más importantes acontecimientos, tradiciones y el objetivo de miles de lentes fotográficos cubanos y foráneos.

Desde hace varios meses llama la atención un inusual movimiento de trabajadores de la construcción, y la colocación de andamios en la fachada de la edificación, que dio pie a que en los primeros días circulara el rumor de que se trataba de una reparación, como parte de la nueva imagen de la Capital del Caribe.

Sin embargo, para decepción de los santiagueros, el local esta vez dejará de cumplir sus funciones regentes de la vida económica, política y social de Santiago de Cuba, para convertirse en otro de los lugares de culto a la figura del dictador de Fidel Castro, además de un homenaje al Primer Frente Oriental.

El edificio que fuese sede municipal de la Asamblea del Poder Popular será dotado de las más novedosas tecnologías, similares a las empleadas en el Palacio del Segundo Cabo, en la Habana. Se realizarán remodelaciones en la fachada y en el interior del sitio.

Frente al antiguo Ayuntamiento se encuentra la Catedral Basílica Nuestra Señora de la Asunción, otra estampa de la urbe santiaguera, y justo en medio de ambas construcciones coloniales se haya el parque Céspedes, protagonista de las incontables luchas del pueblo cubano en aras de su libertad, en el cual muchos de los disidentes cubanos y otros miembros de la sociedad civil han llevado a cabo protestas, a pesar de haber sido reprimidos y golpeados una y otra vez.

Esta será la nueva sede de la Asamblea Nacional del Poder Popular en Santiago de Cuba. Foto del autor

En tal sentido, algunos santiagueros han manifestado que el cambio súbito del Gobierno Municipal se debe a las protestas realizadas en sus inmediaciones. “Los opositores y personas con problemas de viviendas y situaciones desfavorables siempre escogen el Parque Céspedes para protestar, debido a que se sitúa en uno de los lugares más concurridos, y queda al frente del hotel Casa Granda, por lo que hay muchos extranjeros. Además, por ser el Gobierno Municipal es el mejor lugar para protestar”, detalló una trabajadora del Museo Casa de Diego Velásquez, considerada la vivienda más antigua de Latinoamérica.

El Gobierno Municipal está enclavado ahora en la Avenida Las Américas, una zona de poca concentración de personas y que, a decir de Carlos, un joven albañil que se encuentra trabajando en el Ayuntamiento, “allí al que proteste lo desaparecen y nadie se entera, esa zona es más hierba que otra cosa”, comentó a CubaNet.

Por otro lado, varios historiadores y arquitectos de la ciudad denuncian su insatisfacción por el no anunciado cambio. “¿Cómo una instalación patrimonial puede cambiar sus funciones de un día para otro, por el motivo que sea?, se cuestionó, sin revelar su identidad, uno de los historiadores de Santiago de Cuba, con más de 40 años estudiando el patrimonio de la oriental provincia.

“En todo caso, hay que hacer una consulta con los habitantes de la ciudad y saber su opinión en cuanto a ello”, agregó más adelante el investigador.

Así mismo, un arquitecto santiaguero, que a pesar de su inconformidad optó por mantenerse bajo anonimato por temor a recibir reprimendas por sus opiniones, dijo que “el Ayuntamiento de Santiago de Cuba siempre ha sido un lugar de gestión gubernamental, y sería una verdadera falta de respeto cambiar algo tan importante de la vida sociopolítica de la ciudad, y, arquitectónicamente hablando, una joya”.

Medios oficialistas, entretanto, han mantenido en silencio absoluto las obras constructivas en la Casa Gobierno, y no han dado cuentas de las razones y de quién lleva a cabo las obras reconstructivas, manteniendo así el principal concepto de secretismo al que están acostumbrados.

Un joven, sentado en el parque Céspedes criticó a su vez la ilógica relación entre el Ayuntamiento y Fidel Castro: “Museo Primer Frente Oriental, ahora si se la comieron, este edificio no tiene nada que ver con el frente guerrillero, y mucho menos con Fidel Castro, porque, aunque haya dado discursos desde el balcón, esta instalación no es Fidel”.

Parque Céapedes y al fondo el Ayuntamiento de Santiago de Cuba. Foto del autor

Más adelante, el joven volvió a comentar, esta vez refriéndose a una galería fotográfica, con sede en el Palacio de Computación, también dedicada a Fidel Castro y a los tres frentes orientales: “¿Ya fueron al Joven Club de Enramadas?, pusieron toda la planta inferior dedicada al comandante, y en la parte de atrás ya están construyendo otro museo para este señor, dentro de poco todo se vuelve Fidel”, ironizó.

Mientras tanto, los trabajos en el inmueble fundado por Diego Velázquez en el 1516 avanzan a pasos agigantados y sin cesar, mostrando, según muchos, “un gran entusiasmo por parte de las autoridades del Partido Comunista”.

“Fidel Castro realizó muchos discursos desde ese balcón, pero eso no quiere decir que el edificio pueda convertirse en un homenaje a él, como si él lo hubiera hecho, en todo caso tendrían que hacerle un homenaje o dedicarles una sala expositiva a los fundadores de la villa”, sugirió Claudio Santos, residente santiaguero.

Aunque no se conocen fechas de terminación de las obras constructivas del museo Primer Frente Oriental, se avizora que en breve sean culminadas, y si bien el inmueble mantendrá su estructura en forma de anillo, con galerías que lo rodean, balcones corridos y rejas con barrotes de madera, además de sus puertas estilo español, su esencia inicial e inmutable a lo largo de los 5 siglos de la villa serán secuestradas violentamente por la imposición ideológica y el culto revolucionario.

[fbcomments]