Colapsada la terminal de carga del aeropuerto de La Habana

Colapsada la terminal de carga del aeropuerto de La Habana

“Las cajas a veces pasan días en los bordes de la pista”, describe un empleado

Un avión de British Airways en la pista del aeropuerto José Martí (Foto: Osniel Carmona)
Un avión de British Airways en la pista del aeropuerto José Martí (Foto: Osniel Carmona)

LA HABANA, Cuba.- Más de 8 mil quilogramos de artículos enviados desde el exterior se encuentran varados en la Terminal de Carga del Aeropuerto Internacional José Martí. La demora en la entrega de la paquetería habitualmente excede los seis meses.

Según información facilitada bajo anonimato por un trabajador de la terminal, los atrasos son generados por el déficit de trabajadores y equipos de carga en la instalación aeroportuaria.

Señala que en el complejo aeroportuario “funciona un solo montacargas para cubrir más de veinte operaciones semanales (…) Las cajas a veces pasan días en los bordes de la pista”.

De acuerdo con la fuente citada, los principales afectados son cooperantes cubanos en el exterior y nacionales que embarcan paquetes desde Ecuador y Panamá.

En el caso de los colaboradores, en mayoría trabajadores de Salud, Educación y Cultura, dijo que es común que sus paquetes permanezcan más de un año en la Terminal de Carga.

“Vienen de vacaciones por un mes y medio. Cuando tienen que volver al extranjero todavía no han logrado recoger los bultos, así que deben esperar al año siguiente, en las próximas vacaciones, para poder recuperarlos”, explicó.

Destaca que desde mayo pasado, el 75 por ciento de las instalaciones quedaron sin cubierta tras una tormenta local severa. Aproximadamente noventa días después, apenas la mitad de los almacenes fueron reparados.

Expuestos al clima y “agrupados en estibas sin clasificación técnica”, apunta, cuando finalmente se entregan al propietario numerosos productos ya sufrieron roturas. En cambio, las indemnizaciones del Estado no cubren la mitad del valor de adquisición.

“Te encuentras plasmas (televisores) con la pantalla rota, motos eléctricas desbaratadas, las pacas de ropas manchadas por el agua. Es criminal”, puntualizó.

Víctor Jesús Carrión, ex empleado de la terminal, aseguró que sobornar a los empleados es la única manera de garantizar el servicio en tiempo y forma.

“Lo hace mucha gente que va a Ecuador a buscar mercancías. Te pagan adelantado y cuando mandan el bulto te llaman para darte los datos, cosa que nada más aterricen los saques y los cuides”, relata. “Por eso botan a tanta gente de la Terminal de Carga, porque los agarran aceptando sobornos”.

[fbcomments]