Baracoa queda incomunicada durante el huracán

Baracoa queda incomunicada durante el huracán

Las vías de acceso fueron dañadas

Marejadas azotando Baracoa en la tarde noche de este miércoles (Foto: Claudia Rafaela Ortiz Alba/Juventud Rebelde)
Marejadas azotando Baracoa en la tarde noche de este miércoles (Foto: Claudia Rafaela Ortiz Alba/Juventud Rebelde)

GUANTÁNAMO, Cuba.- Durante el paso del huracán Matthew por Cuba, en los municipios de Imías y San Antonio del Sur, se produjo la ruptura de cables de transmisión, por lo que se interrumpió la comunicación desde estos municipios con Maisí y Baracoa, según información brindada a medios locales por el Ingeniero Roberto Rivas, presidente de la Federación de Radio Aficionados de Cuba.

La misma fuente agregó que en la provincia también quedó interrumpida la carretera que comunica a Guantánamo con el municipio de Yateras y la que enlaza a Imías con Baracoa y Maisí también ha sido dañada.

En la Ciudad Primada de Cuba se han reportado lluvias intensas y penetraciones del mar debido a la altura de las olas y la fuerza de los vientos, que han sido extremadamente violentos allí, al extremo de que se desplomaron el techo del hotel La Rusa y los de los almacenes de la zona El Turey, según información brindada por el ingeniero antes mencionado.

Los pronósticos que vaticinaban que Matthew entraría a Cuba impactando a la ciudad de Guantánamo no se cumplieron, algo que sin dudas es una bendición atendiendo al mal estado en que se halla el fondo habitacional de la sexta ciudad más poblada de Cuba.

Desde el pasado viernes, los residentes de la capital provincial han estado en vilo ante la amenaza del poderoso fenómeno meteorológico que finalmente penetró el territorio nacional hoy martes 4 de octubre sobre las 6:00 p.m., según informó en el noticiero nacional de televisión el Dr. José Rubiera, meteorólogo del Instituto Nacional de Meteorología, cuando se cumplen 53 años de la entrada al país, precisamente por Guantánamo, del tristemente célebre ciclón Flora.

El científico expuso que Matthew penetró en Cuba por Punta Caleta, una zona situada más al este de lo previsto por los especialistas debido a la presencia del anticiclón estacionado en el Atlántico.

A las 8:00 p.m. el centro de Matthew tenía un diámetro de 28 km y estaba situado en los 20,1o de latitud Norte y los 74,3o de longitud oeste, a 20 km de la Punta de Maisí y a 40 de Baracoa, manteniendo vientos sostenidos de entre los 118 y los 220 km/h. También informó que la velocidad de traslación del meteoro era en ese momento de 15 km/h.

En la ciudad de Guantánamo reinó la calma atmosférica todo el día hasta aproximadamente las 7:00 pm cuando comenzaron a sentirse fuertes rachas de viento que, según el Dr. José Rubiera, podrían mantenerse durante toda la noche y afectar al resto de las provincias orientales con una velocidad calculada entre los 65 y los 118 km/h.

El Dr. José Rubiera calcula que Matthew azotará con fuerza la costa norte cubana, posiblemente hasta Matanzas. Luego se dirigirá a las Bahamas y después hacia La Florida y ambas Carolinas, en los EE.UU. Se pronostica que Matthew continuará siendo un fenómeno bien estructurado y fuerte. A su paso por el Caribe ha provocado 5 muertos en República Dominicana y 2 en Haití.

En su primera intervención en el noticiero estelar, sobre las 8:00 p.m., el Dr. Rubiera aseguró que debido a la velocidad de traslación de 15 km/h que había alcanzado Matthew era posible que atravesara el extremo más oriental del país en unas dos horas aproximadamente. Pero a las 9:00 p.m. volvió a comparecer ante las cámaras para informar que el huracán se había desplazado muy poco pues su movimiento era más lento, por lo que tardaría hasta cuatro horas en salir del país y comenzar a moverse en sentido norte noroeste. A esa hora Baracoa continuaba incomunicada, bajo fortísimas lluvias, sufriendo los embates del mar y vientos de hasta 180 km/h.

Varios guantanameros coinciden en la información brindada por la televisión, que no le ha dedicado el espacio que merece al paso del huracán por esta provincia y, específicamente, por el extremo más oriental de Cuba, a pesar de que Baracoa cuenta con un telecentro.

Santiago de Cuba, que esta vez no ha sufrido con la misma intensidad que Guantánamo los embates de Matthew, continúa recibiendo una desmesurada atención televisiva debido a que allí se encuentra el presidente Raúl Castro, quien aunque estuvo en Guantánamo no tuvo contacto alguno con la población, como sí lo ha hecho en la ciudad héroe.

[fbcomments]