Categorías: Cultura
| Encendido
09/07/2020 5:19 pm

Leslie Cartaya y Raymer Olalde: “No vamos a volver a ser los mismos”

“Yo soy muy positiva, y me gusta ver el lado bueno de todo lo malo, y creo que en la vida todo cambia y se transforma, nada se queda estático”

MIAMI, Estados Unidos.- Sobre los retos que ha implicado la cuarentena obligatoria por la pandemia del coronavirus, el proceso de producción en casa junto a su esposo, Raymer Olalde, e incluso de los anhelos que la llevaron a componer su más reciente tema Cuando todo pase, CubaNet conversó en exclusiva con la cantante y compositora cubana Leslie Cartaya.

“Cuando todo pase nació con la COVID-19. Recuerdo que las primeras dos semanas de aislamiento fueron muy fuertes”, dijo la joven, que contó que, entre las noticias y la incertidumbre con el tema de la pandemia, le afectaba mucho no poder abrazar ni tocar a los suyos. Así surgió la idea de narrar en una canción todo lo que haría luego de que terminara la actual crisis.

Ante las nuevas limitaciones la pareja determinó grabar en el estudio que tienen en casa, y producir el tema entre los dos. “Nos tomó dos semanas para producir la canción con lo que teníamos”, contaron, y aseguraron que así es generalmente el día a día entre ellos, con tareas repartidas para lograr que el trabajo fluya.

Leslie Cartaya, que abandonó a finales del pasado año 2019 la agrupación Palo!, de la cual fue cofundadora en 2003, habló de los muchos planes que tienen y aseguró que la salida de la agrupación fue para dejarle el camino a las nuevas generaciones.

“Tenemos un disco nuevo de Sonlokos que ya está en mezcal, y tenemos dos discos que queremos producir, uno una banda de ocho personas, y el otro es el proyecto en dúo que tenemos los dos”, dijo Cartaya.

La pareja coincide en utilizar en sus producciones el sonido cubano y el afrocubano, y sobre todo rescatar esos ritmos de la Isla que ya nadie usa, como el pilón, el mozambique, el changüí, el bolero, el son y la guaracha.

“Siempre tratamos en las producciones de mantener los ritmos, de rescatar lo que ya no se usa, y pensamos las canciones desde ese punto de vista”, señaló Leslie Cartaya, quien llegó a Estados Unidos, de su Cuba natal, cuando tenía 19 años.

La pareja contó que mezclar el sonido de los abuelos con los bits de la música moderna lejos de crear rechazo ha ganado aceptación entre el público, y les ha permitido crearse una identidad.

Comenzar una nueva vida en Estados Unidos cuando uno pertenece a la música, o al arte de manera general, siempre es difícil, contaron. “Exponer un género nuevo, en una ciudad donde hay tantos inmigrantes, y siendo uno también inmigrante, es muy peligroso. Pero a la gente le ha gustado siempre la fusión que hacemos”, dijo Olalde.

Finalmente, la pareja aseguró que la pandemia ha cambiado ya muchos aspectos de la vida, y que los artistas van a tener que integrar nuevas prácticas para poder sobrevivir, pero sobre todo señalaron que las personas deben aprender la lección que esta crisis ha dejado.

“Yo soy muy positiva, y me gusta ver el lado bueno de todo lo malo, y creo que en la vida todo cambia y se transforma, nada se queda estático. Por eso se que en Cuba y en las artes también habrá un cambio. No vamos a volver a ser los mismos”.

Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +1 (786) 316-2072, también puedes suscribirte a nuestro boletín electrónico dando click aquí.

CubaNet

Noticias de Cuba – Prensa Independiente desde 1994

Cargando los comentarios de Disqus...