Cuba importa 40 millones de dólares en café

El artículo aborda la situación que presenta la producción, consumo y exportación del café en Cuba

LA HABANA, Cuba, diciembre, www.cubanet.org -Si bien la producción de azúcar y sus derivados no se incrementa sustancialmente desde hace más de 20 años, algo igual pasa en el café, que viene dando tumbos. El detonante ha sido la cosecha 2012, que alcanzó apenas 4 mil toneladas de ese renglón (2’100.000 latas), producción considerada la peor de hace más de un siglo. Aclaro que Cuba reporta su producción en latas y toneladas. Unas 525 latas equivalen a una tonelada de granos semi procesados.

El régimen comunista aspira a cosechar en el 2013 (septiembre-enero) la décima  parte de lo que producía el país en 1959 (60 mil toneladas de café) lo cual acentúa la crítica situación de este producto exportable, aún sin recuperarse de los estragos del huracán Sandy, que destruyó en gran por ciento las plantaciones que cubrían al café del sol.

En tal sentido, los dirigentes cafetaleros castristas de la región oriental del país están bien involucrados en el desastre productivo que tienen encima, pues el 85% de la producción nacional se concentra en las provincias de Santiago de Cuba, Guantánamo y Granma.

Pérdidas cercanas al 20% son el resultado de una inadecuada entrega de tierras en usufructo para la producción del llamado oro negro. Unido a ello, las indisciplinas laborales, administrativas y comerciales, lastran la poca atención a los productores, la ineficiente aplicación de la tecnología al cultivo, la escasa siembra, resiembra, poda, la casi olvidada renovación de las viejas plantaciones y los niveles mínimos de incentivos económicos que reciben los productores cafetaleros por parte del gobierno de los hermanos Castro.

Mientras que la dictadura centraliza las exportaciones del café e incrementa su capital en dólares o euros, reinvierte muy poco en este sector, por lo que muchos productores se ven obligados a comercializar el producto despulpado y seco en el mercado negro, a fin de sostener la economía de sus fincas y familias.

Los castrista de los Grupos empresariales Cuba-Café y Agricultura de Montaña (GEAM) engañan al pueblo al sostener que producirán 22 mil toneladas de café para el 2015, así como que tendrán crecimientos de 28 mil a 30 mil toneladas anuales en los años subsiguientes; esto aun cuando poseen más de 135 mil hectáreas de tierras dedicadas a este cultivo.

También continúan con la política de “no informar para desinformar”, pues ocultan noticias precisas del café, como son las relacionadas con sus calidades productivas, los rendimientos, las cantidades exportables y su adecuada calificación unitaria, pues lo introducen en la base de datos del calificador uniforme para el comercio internacional (CUCI) conjuntamente con el cacao, el té, las especias y sus preparados, impidiendo al lector tener una información si no veraz, al menos significativa. Mientras tanto, nos enfrentamos al drama de tener que importar cerca de 40 millones de dólares en café, lo cual hace insostenible el propio cultivo de este producto.

En la isla se producen las variedades robusta y arábigo, esta última de mayor calidad, aroma y posicionamiento en el mercado internacional, cotizándose la tonelada casi al triple que el robusta. De donde el régimen saca su buena tajada y se desconoce su destino.

Se dice que, en algún momento, ayudamos a la preparación de los productores vietnamitas en el arte del cultivo y producción del grano. Como ironía del destino, ahora ellos nos compran nuestras mejores calidades y nos venden cerca de 18 mil toneladas anuales de la variedad robusta, con menos intensidad aromática que el arábigo, al que en su torrefacción se le añade un 50% de guisantes secos (chícharos), creando un producto de pésima calidad para que sea consumido por el pueblo.

Hoy, ciertamente, no se sabe qué tomamos, ni cuántos incidentes ocurren en nuestras cafeteras, que se tupen y explotan a montones. ¡Qué vergüenza! ¡Y pensar de que, según fuentes del Ministerio de la Agricultura, Cuba fue, en la década de los años 40 del pasado siglo, la principal exportadora de café del mundo!

Acerca del Autor

Ernesto García Díaz

Ernesto García Díaz

Graduado de Lic. en Derecho en la Universidad de Camagüey, Cuba. Abogado, notario y dirigente empresarial, consultor marítimo-portuario, especialista en comercio internacional. Autor con el Dr. René Gómez Manzano, del Proyecto de Ley Tierra y el Desarrollo Productivo. Actualmente reside en Miami.

[fbcomments]