1

Captan a un policía orinando frente a monumento de Julio Antonio Mella

(Foto: Facebook/Héctor Luis Valdés Cocho)

MIAMI, Estados Unidos. ─ Un agente de la Policía Nacional Revolucionaria (PNR) fue captado orinando en el Monumento de Julio Antonio Mella ubicado frente a la Universidad de La Habana, según se aprecia se imágenes publicadas por el activistas y periodista independiente Héctor Luis Valdés Cocho.

El policía sorprendido en cámara se encontraba cumpliendo misión a bordo de la patrulla 430, acompañado por otro agente de la PNR y un recluta del Ministerio del Interior (MININT).

“¿A quién le ponemos la multa acá? Recuerdo que en más de una ocasión cuando transitaba por la vía pública, cuando no podía aguantar las ganas de orinar, iba a algún lugar apartado y ahí lo hacía. Si pasaba por desdicha alguno de estos personajes; ¡Pum! La multa. ¿Entonces ellos son inmunes por la impunidad que les brinda el uniforme?”, escribió el reportero en su perfil de Facebook.

Las imágenes fueron tomadas en horas de la noche, aunque se desconoce la fecha en que se produjo el suceso.

Jimmy Roque Martínez, activista cubano por los derechos de la comunidad LGBTI señaló que incidentes de ese tipo muestran el doble rasero del régimen de la Isla.

(Foto: Captura de pantalla/Facebook)

“¿Dónde están los patriotas que se horrorizan por el “ultraje” a Martí y a la bandera? Hipócritas. Igual que la propagación de epidemias que no ocurre ni en las colas ni en los actos de repudio”, comentó Roque Martínez.

Debido a su ubicación, el Monumento a Julio Antonio Mella, también conocida como Plaza Mella, es uno de los sitios más transitados por los jóvenes universitarios. También suele ser sede de actos políticos y culturales organizados por la juventud comunista.

En el mausoleo que allí se encuentra descansan los restos del líder estudiantil y comunista Julio Antonio Mella, fundador de la Federación Estudiantil Universitaria en 1923 y del Partido Comunista de Cuba en 1925.

Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +1 (786) 316-2072, también puedes suscribirte a nuestro boletín electrónico dando click aquí.




Suspenden clases en universidades de Cuba por coronavirus

Cuba, Coronavirus, Clases

Jóvenes en la escalinata de la Universidad de La Habana (Foto de archivo)

MIAMI, Estados Unidos. – La Universidad de La Habana suspenderá sus clases a partir del 25 de marzo debido a la pandemia del coronavirus, informó este lunes la revista Alma Mater, órgano de prensa de la casa de altos estudios.

El anuncio del receso en La Colina habanera fue seguido por el de la Universidad Central “Marta Abreu” de Las Villas.

La sede universitaria dio a conocer que quedan suspendidas a partir de este 24 de marzo de las actividades docentes en los estudios de pregrado y postgrado, una medida que afecta a todos los tipos de curso: diurnos, por encuentro y a distancia.

La Universidad de Oriente también canceló las clases presenciales y ha pasado todos sus cursos a “la modalidad a distancia”.

Se espera que en las próximas horas la medida se haga extensiva al resto de centros de enseñanza del país

El cierre de escuelas y centros de trabajo ha sido uno de los reclamos de la sociedad civil al régimen cubano, que hasta ahora solo había anunciado el cierre parcial de la frontera como medida para frenar la expansión del virus en Cuba.

En la mañana de hoy las autoridades de salud de Cuba informaron sobre la detección de cinco nuevos casos de coronavirus, aumentando a 40 la cifra de contagiados por el virus SARS CoV-2.

La nota, emitida por el Ministerio de Salud Pública (MINSAP), señala que se encuentran ingresados 1036 pacientes y que están siendo vigiladas en sus hogares por el sistema de atención primaria otras 37 mil 788 personas.

El régimen cubano anunció el pasado viernes la regulación en los puntos de entrada del país como medida principal contra el avance del coronavirus. La orden se hará efectiva a partir de mañana martes 24 de marzo y tendrá una duración inicial de 30 días.

(Noticia en desarrollo)

Si tienes familiares en Cuba comparte con ellos el siguiente link (descargar Psiphon), el VPN a través del cual tendrán acceso a toda la información de CubaNet. También puedes suscribirte a nuestro Boletín dando click aquí.




Juegos Caribe marcados por la violencia

Clausura de los Juegos Caribe de la Universidad de La Habana. Foto del autor

VILLA CLARA, Cuba.- Las ceremonias de apertura y cierre de los Juegos Caribe, evento deportivo de la Universidad de La Habana (UH), han sido históricamente un espacio de celebración del espíritu juvenil que pulula en la casa de altos estudios. Sin embargo, dicho jolgorio se ha visto empañado en los últimos años por actitudes irresponsables tanto de sus organizadores como de los asistentes.

El pasado 12 de marzo, durante la clausura de dichos juegos en el estadio José Abrantes, varios asistentes reportaron en sus redes sociales y en comentarios interpersonales sobre la muerte de una adolescente, producto de una estampida humana a raíz de la presunta presencia de individuos con armas de fuego. “Me contaron sobre una muchacha de Caimito, que fue con la hermana que estudiaba Derecho en la Universidad de La Habana; cayó al piso en el momento en que mucha gente salía huyendo de estadio”, reportó en Facebook Jeiddy Martínez, periodista del Canal Caribe.

Según un material publicado por el sitio Periódico Cubano, “a este incidente se sumarían otros dos fallecidos producto de riñas con armas blancas y consumo de drogas dentro del estadio”. En relación a este último aspecto, Jeiddy Martínez añadió que a “otro muchacho lo encontraron el día después de la clausura muerto en las gradas, según cuentan, con una sobredosis”.

Ante estos incidentes ninguna autoridad de la UH, de la Federación Estudiantil Universitaria (FEU) o del Estado se ha pronunciado, ya sea para dar una explicación o desmentir los hechos.

Los Juegos Caribe han transformado su imagen hacia una mega fiesta con presentaciones de artistas urbanos que atrae a público no universitario, en donde la entrada puede o no controlarse por medio del carné de la FEU o de las distintas facultades, y en donde la mayor preocupación policial consiste en que los presentes no ingresen al estadio botellas de vidrio con bebidas alcohólicas, algo que nadie puede dar por cumplido eficientemente.

De acuerdo con Adrián Villa, estudiante de la Facultad de Física, “se estaba tratando de invitar a Toques del Río, pero de repente dijeron que habían conseguido a Yomil y el Dani. Estamos hablando de una fiesta universitaria y más del 60 por ciento de los asistentes era un público que se mueve en un ambiente muy diferente al nuestro”, aseguró.

El joven también confesó que después de “participar en las competencias, lo único que quiero es tener una actividad de cierre en donde pueda divertirme sin preocuparme de que algo malo me vaya a pasar. En las actuaciones de los últimos años han estado grupos como Habana D´Primera, Buena Fe, Qva Libre, incluso Diván, quien también se mueve en ese círculo, y nunca ha pasado nada. El estadio estaba lleno de policías, así que pon a los policías a trabajar en base a eso. Este año no había ni ambulancias”, concluyó.

Sin embargo, de acuerdo a Juan Eray Álvarez Hernández, un usuario de Facebook, los policías que debían salvaguardar a los presentes estaban tomándose fotos con Yomil, y bailando.

Foto del autor

Por su parte, Aryan Curiel, graduado de Ciencias de la Computación, expuso que “hace años que los Caribes dejaron de ser un evento para los estudiantes, para celebrar y para personas sanas. A qué punto hemos llegado, cuando gran parte de los universitarios se van de los caribes antes del concierto, no solo porque no escuchan esa ´música´, sino porque saben las cosas que pueden pasar con toda la gente que dejan entrar”.

En una carta dirigida a Ailed Borges, presidenta de la FEU de la Universidad de La Habana, el estudiante de la Facultad de Artes y Letras, Carlos Ávila Villamar, expuso que ella “habla del éxito de la Clausura más allá de la muerte de una joven atropellada por los propios estudiantes, habla del esfuerzo puesto en la actividad y de la maravillosa organización. Lamento decirle que no existe nada más allá de esa muerte en la clausura, porque la atrocidad del hecho opaca cualquier otra cosa que hubiera podido suceder esa noche. Usted ha reducido lo trágico a un inconveniente logístico”.

Foto del autor

“Cansados estamos todos de lo mismo”, reclamó la estudiante de Sociología Odalmis Cuba. “Eso, lejos de ser una fiesta para nosotros los estudiantes universitarios, es donde se reúnen personas que nada tienen que ver con la FEU, y cómo se termina: desgraciadamente en muerte. La joven que mataron es hermana de una muchacha de mi facultad. Pero sabes qué, aquí todo queda igual, no se hace nada”, dijo.

Foto del autor

El hecho no es aislado y acarrea algunos problemas que la FEU enfrenta desde hace años como, por ejemplo, el estado constructivo del coliseo universitario, que no está en condiciones de albergar eventos de esa magnitud ni a tanto personal. Con relación al fallecimiento de la joven, “esto tuvo un antecedente similar hace dos años, cuando a una muchacha del Instituto de Farmacia y Alimentos también la atropellaron al salir, pero no murió porque me dijeron que el novio lo impidió amenazando con una botella cortada”, contó una estudiante de Economía que prefirió no ser citada.

La historia se corrobora en la carta de Carlos Ávila, cuando le recuerda a Ailed Borges, presidenta de la FEU en la UH, que “hace un par de años sucedió, como recordará, algo similar, aunque con consecuencias mucho menos lamentables. Toda la FEU estuvo de acuerdo en que había que cambiar de una vez el concepto de los Juegos Caribe, y sobre todo de sus fiestas de inicio y de clausura. Dijimos que había que hacerlo antes de que sucediera una tragedia. Usted estaba ahí, a unas sillas de mí. Sin embargo, ha aplaudido (con muy mala memoria) el comentario de un muchacho que argumentaba que lo sucedido era imprevisible y que no tenía antecedentes”.

Ciertamente, el estudiantado universitario piensa con cabeza propia y no tiene intenciones de dejar pasar por alto las incompetencias de sus dirigentes. “¿De qué sirve una organización estudiantil que no defiende ni protege a sus integrantes? ¿De qué sirve una prensa que no reporta un evento universitario donde hubo muertos y heridos?”, pregunta Aryan Curiel, quien más adelante comentó que “en toda organización, un evento como este lleva explicación de los dirigentes e incluso sancionados. ¿Dónde está la explicación? ¿Dónde está la muestra de que no volverá a pasar (aunque no haya sido la primera vez que pasa)?”.

 

 

En otro punto de su carta, Carlos Ávila anotaba que “la clausura  ̶ financiada con los recursos del Estado que se necesitan para reparar las facultades y las becas ̶  se ha convertido en el símbolo del lado más oscuro de nuestra universidad. El lado de la vulgaridad, que es símbolo a su vez del lamentable declive de nuestra enseñanza. Me pregunto si usted (Ailed Borges) se siente orgullosa de haber conseguido que Yomil y el Dany deleitaran a una masa de estudiantes cada vez más embrutecida, más desapegada, más violenta”.

Tal parece que la FEU dejó de funcionar, que ya no es lo que fue en otro tiempo, que han pasado de vanguardia juvenil a símbolos etéreos y consignas aprendidas. Antaño la Universidad de La Habana era muestra de la élite del conocimiento y figuras relevantes; ahora sucumbe ante la superficialidad y el desapego. “Los Juegos Caribe demuestran que la competencia deportiva sana ha sido reemplazada por la rivalidad, el rencor y la más abierta y orgullosa estupidez. No hay nada que celebrar, y no hay equipos ni facultades a las que felicitar”, concluyó Carlos.




La historia oculta de la Universidad de La Habana

estudios universitarios

Universidad De La Habana (Archivo

LA HABANA, Cuba.- No todo lo ocurrido durante el año 1959 se conoce hoy. Las historias que suelen silenciarse, en aras de elevar el protagonismo de Fidel Castro, son muchas.

Una de ellas ocurrió en la Universidad de La Habana a partir del 1ro de enero, mientras Fidel andaba en lo suyo, sin acordarse dónde había nacido la Revolución cubana. Es un capítulo que demuestra, con pruebas fehacientes, cómo el tercer dictador de Cuba se acaparó de un triunfo que no era solo suyo, dejando fuera del juego a organizaciones guerrilleras y urbanas y partidos políticos, que habían luchado por el restablecimiento de nuestra democracia republicana.

En la prensa nacional, dedicada por entero a la propaganda dictatorial de Raúl castro, cuando se rememora sobre lo ocurrido en aquellos primeros meses no sólo se cuenta de forma somera, sino, sobre todo, haciendo ver que el triunfo era sólo del Movimiento 26 de Julio.

A partir del día primero de enero, Batista en retirada, unos cien estudiantes de la Universidad de La Habana, descontentos con lo que veían, se acuartelaron bien armados dentro de sus áreas, con Faure Chomón al frente, en espera de Fidel, quien ya se autoproclamaba comandante en jefe de la Revolución.

Exigían los estudiantes que se reanudara el espíritu democrático y liberal por lo que se había iniciado la lucha contra Batista en cada una de aquellas facultades de altos estudios y recordaban además que, amnistiado Fidel, lo primero que había hecho el 16 de mayo de 1955, al salir de prisión, fue ofrecer un mitin junto a los universitarios en presencia de José A. Echeverría.

¿No era lógico pues, dar prioridad a la Universidad, cerrada desde 1956?

¿Cómo serían los sentimientos de aquellos estudiantes al ver que el líder guerrillero pronunciara su primer discurso en La Habana el día 8 de enero, no donde había nacido la Revolución sino en el ex campamento batistiano de Columbia, y que al referirse a los universitarios reprochara su aptitud con las famosas palabras “¿armas para qué?”, increpando a Faure Chomón, jefe del Directorio Revolucionario 13 de marzo?

¿Acaso habían estado también los estudiantes en contra de los acuerdos secretos entre Fidel Castro, el general Cantillo Lumpuy y el coronel Rego para finalizar la guerra?

¿Qué habrían pensado cuando el 16 de enero prefirió hacer acto de presencia ante la tumba del líder ortodoxo Eduardo Chibás, donde declaró que no era comunista, que luego ofreciera un acto político en el Palacio Presidencial, otro en la Central de Trabajadores de Cuba (CTC) y, por último, compartiera con los periodistas del periódico Revolución y de Prensa Latina?

El 23 de enero, aún cerrada la Universidad, partió Fidel hacia Venezuela, se reunió con los comunistas caraqueños y el poeta chileno Pablo Neruda para anunciar elecciones en dos años. Poco después, el 15 de abril, viajó a Estados Unidos, se reunió con estudiantes de la Universidad de Columbia, luego siguió a Canadá y por último a Buenos Aires, Río de Janeiro y Montevideo

Ya en el mes de junio, se abrían al fin las puertas de la Universidad.

El escenario no pudo ser más penoso: Rodeado en todo momento de su numerosa escolta armada hasta los dientes, junto a su hermano, ministro de las Fuerzas Armadas, y una nutrida comitiva gubernamental, Fidel expresó la necesidad de abrir la Universidad de nuevo porque “había  pasado demasiado tiempo sin empezar las clases”.

No explicó su demora en llegar.

Simplemente esperaba el momento propicio para dar un golpe mortal a la autonomía universitaria, despojar de sus derechos a los estudiantes, encarcelar injustamente a Pedro Luis Boitel, muerto en una huelga de hambre años más tarde, opuesto a que la Universidad fuera vestida de verde olivo, dominada por una dictadura militar.

El 7 de enero de 1959, a la semana del triunfo, Fidel legalizaba el totalitarismo cubano y echaba por la borda a la República y a su Constitución, por las que se había luchado.

¿Hubiera sido distinto con una invasión de los marines de Estados Unidos en aquellos momentos, puesto que en Washington ya se sabía que Castro no era el hombre indicado para la democracia cubana?




La Universidad de La Habana crea cátedra dedicada a Fidel Castro

Universidad de La Habana (foto archivo)

LA HABANA, Cuba.- La Universidad de La Habana inauguró hoy una Cátedra Honorífica dedicada a estudiar el pensamiento y la obra de Fidel Castro, fallecido en noviembre de 2016, informaron hoy medios oficiales.

La nueva cátedra universitaria en el centro de estudios superiores habanero estará presidida por la profesora emérita Francisca López Siberia, contará con un consejo asesor y estará integrada por reconocidos académicos e investigadores, precisó un reporte de la televisión estatal.

El rector de la Universidad de La Habana, Gustavo Cobreiro, leyó la resolución que dejó constituida la cátedra, la cual resalta la “relevante trayectoria revolucionaria” de Fidel Castro, así como su compromiso con “la independencia, la justicia social, la solidaridad y el enfrentamiento a los principales dilemas de la Humanidad”.

En el acto de inauguración, al que no se dio acceso a la prensa extranjera acreditada en Cuba, el rector recordó que la Universidad habanera fue el auditorio de memorables discursos de Castro, “muchos de ellos de plena vigencia en las circunstancias actuales que vive la nación”.

Fidel Castro, fallecido el pasado 25 de noviembre a los 90 años, se graduó de la carrera de Derecho en la Universidad de La Habana. Luego de su ascenso al poder, en 1962 impulsó la Reforma Universitaria, la cual derivó en la pérdida de la autonomía de esta institución.

(Con información de EFE)




Así cayó la Universidad de La Habana

El 'Alma Mater' de la Universidad de La Habana (Foto: Granma)
El ‘Alma Mater’ de la Universidad de La Habana (Foto: Granma)

LA HABANA, Cuba.- Fundada en 1728 por frailes dominicos, la Universidad de La Habana fue democrática durante 231 años. Por qué no dejó de serlo cuando reabrió sus puertas el 11 de mayo de 1959, tras el triunfo revolucionario de Fidel Castro, es una historia aún por conocerse.

La prensa nacional, al servicio de la propaganda dictatorial durante más de medio siglo, jamás ha tocado el tema sobre por qué en 1959, en pleno auge de transformaciones, ésta demoró largos meses en apoderarse realmente de esa institución educativa y cultural.

Es conocido que Fidel Castro, a los tres días de salir de prisión, el 20 de mayo de 1955, visitó la Universidad de La Habana, donde ofreció un mitin en el que se hizo revolucionario.

Sin embargo, el 8 de enero de 1959, ya en La Habana y escoltado por su caravana de barbudos armados hasta los dientes, en vez de visitar la Universidad, a los quince días marchó a Venezuela.

De regreso a Cuba, ofreció mítines en el Palacio Presidencial, en el local de los trabajadores de la CTC —nunca en la Universidad— y a los pocos días tomó otro avión hacia Estados Unidos, donde visitó la Universidad de Columbia, en el Alto Manhattan de Nueva York.

Mientras tanto, ¿qué ocurría en las aulas de la universidad habanera? ¿Es que el estudiantado no apoyaba al gobierno de facto de Fidel Castro, porque nada hablaba de elecciones generales y, encima de eso, el 7 de febrero de ese mismo año, fue derogada la Constitución del 40, por la que había luchado la Universidad?

¿Qué decían los periódicos democráticos universitarios de aquellos meses, Manicato y Trinchera, que nunca más aparecieron? ¿En qué periódico castrista se conmemora la fecha del 5 de febrero de 1960, cuando decenas de miembros de la FEU fueron encarcelados por marchar pacíficamente hasta la estatua de José Martí, en el Parque Central de La Habana, como desagravio por la corona de flores en forma de hoz y martillo, símbolo del comunismo, depositada por Anastas Mikoyan?

Si ese hecho hoy se conoce es porque Juan Manuel Salvat, uno de aquellos estudiantes, lo ha narrado desde su exilio en Miami, así como Alberto Müller, Ernesto Fernández Travieso y muchos otros. Víctimas fueron de aquellos meses nuestro muy recordado Pedro Luís Boitel, líder católico estudiantil, muerto en prisión luego de una huelga de hambre, así como los miembros del Directorio Estudiantil Revolucionario, Virgilio Campenía Angel y Alberto Tapia Ruano, de 23 y 22 años  respectivamente, fusilados en La Cabaña el 18 de abril de 1961.

Aun así, no se sabe todo sobre las luchas internas que sucedieron a puertas cerradas en la Universidad de La Habana, cuando Fidel Castro anunció en un discurso del 2 de abril de 1959 que se posponían las elecciones generales bajo el pretexto de eliminar el desempleo y el analfabetismo y exclamar meses más tarde, en un discurso del 1ro de mayo de 1960, la famosa frase de: “¿Elecciones para qué?”

La Revolución de Fidel Castro ya se estaba congelando en una “sangrienta dictadura”, como llamó el intelectual Octavio Paz a las dichosos procesos. Para finales de ese año, las ejecuciones habían alcanzado la cifra de 1 330 fusilados y en las cárceles había diez mil presos políticos.

Poco a poco la Universidad de La Habana dejó de ser democrática. Profesores y estudiantes inconformes comenzaron a marchar al exilio. El 16 de julio de 1960 se abolió el Consejo Universitario y por último se impuso una Junta Superior, controlada por el Fidel Castro.




La Universidad de La Habana se convierte en un parque Wi-fi

LA HABANA, Cuba.- Cientos de estudiantes se congregaron esta mañana en el interior de la Universidad de La Habana con el interés primordial de conectarse a una red Wi-fi completamente gratuita que permitía el acceso a Internet.

Con el propósito de realizar una multitudinaria protesta contra el embargo que mantiene Estados Unidos sobre Cuba, el régimen permitió la conexión libre a Internet para posicionar en todas las redes sociales un trending topic que utiliza el hashtag #yovotovsbloqueo.

El objetivo de tal actividad era convertir la Universidad en una congregación contra el “bloqueo”, sin embargo los jóvenes hicieron caso omiso a las actividades de objetivos políticos y aprovecharon la oportunidad para utilizar el campus como un gran parque Wi-fi y así comunicarse con sus familiares.

“Si no hubiese esta conexión a Internet gratis, yo jamás hubiese venido aquí a nada”, comentó unos de los jóvenes que asistieron al encuentro.

Algunas de las personas en el evento no sabían los propósitos de aquella actividad y solo acudían por la novedad que producía tener Internet gratis. Ello llevó a que las zonas WIFI_ETECSA de los alrededores de la céntrica zona de la rampa quedaran despojadas de los internautas, quienes se trasladaron hacia el nuevo punto gratuito, disponible solamente este lunes.

En el encuentro también se realizaron cantatas, discursos de dirigentes de las organizaciones afines al régimen como la Unión de Jóvenes Comunistas y la Federación Estudiantil Universitaria, que criticaban las nuevas medidas del presidente estadounidense, Barack Obama.

Josefina Vidal, Directora de Estados Unidos de América del Ministerio de Relaciones exteriores, también asistió a dicha actividad y sostuvo un breve encuentro con los jóvenes del lugar.




Expulsado de la Universidad de La Habana por no comulgar con el régimen

[youtube]https://www.youtube.com/watch?v=kOG5YWxMrKE[/youtube]
MIAMI, Estados Unidos.- La Universidad de La Habana ha expulsado al genetista Ariel Ruiz Urquiola, doctor en Ciencias Biológicas del Centro de Investigaciones Marítimas, por no comulgar “con el sistema político de Cuba”, según expresa el propio científico a Antonio Rodiles, coordinador de Estado de Sats.

Recientemente un suceso similar ocurrió cuando al profesor titular de Economía Cubana en la Universidad de La Habana, Omar Everleny, lo despojaron de su puesto laboral en el Centro de Estudios de la Economía Cubana.




Expulsado de la Universidad de La Habana consultor de reformas raulistas

Omar Everleny Pérez (Foto: cubaenmiami.com)
Omar Everleny Pérez (Foto: cubaenmiami.com)

MIAMI, Estados Unidos.- El economista cubano Omar Everleny Pérez ha sido expulsado del Centro de Estudios de la Economía Cubana, de la Universidad de La Habana, supuestamente por compartir información con representantes norteamericanos sin autorización, informa The Associated Press.

Everleny es consultor de las reformas impulsadas bajo el mandato de Raúl Castro, y su separación de la mencionada institución fue tema de comentarios entre investigadores y blogueros este fin de semana, al tiempo que se celebraba el VII Congreso del Partido Comunista.

En el cónclave comunista, se calificó de un “ataque a fondo” las actividades y palabras del presidente de EE.UU., Barack Obama, quien hace un mes visitó la isla. Según numerosos analistas, en el congreso se dio un espaldarazo al inmovilismo en el sistema cubano.

Pérez es especialista en economía de desarrollo y fue el primer experto perteneciente a un centro oficial en publicar artículos en revistas no controladas por el Estado como ‘Espacio Laical’ o ‘Palabra Nueva’, de la Iglesia católica.

Uno de los promotores y artífices de la llamada “actualización del modelo” cubano es precisamente el Centro de Estudios de la Economía Cubana. Desde allí, Pérez asesoró al gobierno cubano respecto a las medidas aperturistas, y cuestionó públicamente la lentitud y alcance limitado de las reformas implementadas por el gobierno de Raúl Castro.

El camino de salida de Everleny Pérez de la institución oficial comenzó al parecer en 2013 cuando fue destituido de su cargo como director del mencionado centro. A mediados de ese año le fue retirada también la membresía del Partido Comunista.

The Associated Press afirma haber tenido acceso a una resolución emitida por el Centro de Estudios de la Economía Cubana donde se dispone la “separación defintiva” de Everleny. El documento está firmado por el director de esa institución, Humberto Blanco, y fechado el 8 de abril. Pérez es además tildado de “irresponsable” y “negligente” por su superior.

Ante las acusaciones, Pérez, de 56 años, explicó que en las últimas tres décadas ha trabajado para la Universidad de La Habana y durante ese tiempo visitó al menos 50 planteles estudiantiles. Hasta ahora no había habido problemas.

Declaró el economista que sigue siendo “un revolucionario y un nacionalista” y que comparte “muchas de las medidas que está tomando Raúl Castro”. Sin embargo, Everleny reconoce que desde algunos sectores del poder en Cuba no se toleran las críticas.

“Cada cierto tiempo hay este tipo de acciones”, dijo Pérez a AP. El economista sospecha que con la medida tomada en su contra se busca dar un ejemplo.




Universidad de la Habana en lugar 91 en Latinoamerica

universidad de la habanaLa Universidad de la Habana , la que cuenta con el más alto nivel estudiantil entre el resto de las universidades en Cuba, aparece situada en un incómodo lugar 91 en el año 2014 entre los centros docentes de América Latina, según estudios de la publicación QS Top University, página digital consagrada a este tipo de encuestas en todo el mundo.

El estudio coloca a la Pontificia Universidad Católica de Chile en primer lugar, seguida de la Universidad de Sao Paulo (USP), y otras dos universidades brasileñas más, que superan a la Universidad de los Andes de Colombia y a la Universidad de Chile, que se ubican en los puestos quinto y sexto.

Brasil destaca como el país que cuenta con mejor calidad estudiantil en la región, colocando seis universidades entre las diez primeras de este estudio de QS Top University.

El estudio resalta que, en el caso de Cuba, aunque las universidades ocupan una alta prioridad para el gobierno y el pueblo de la isla, y que en las últimas décadas el país obtuvo reputación mundial por su compromiso con la inversión en educación, “en los últimos años la deuda nacional ha llevado a algunos recortes en el presupuesto de educación”, lo cual parece haber afectado su calidad.

En Cuba existen otras universidades importantes además de la Universidad de la Habana (que cuenta con sesenta mil estudiantes), como son la Universidad de Santiago de Cuba, así como la Ciudad Universitaria José Antonio Echeverría, la Universidad de Cienfuegos Carlos Rafael Rodríguez y la Universidad Central Marta Abreu de las Villas, que forman parte de las 600 que existen a lo largo del país.