1

Denuncian arresto de Vladimir Turró, periodista de CubaNet

Vladimir Turró

MIAMI, Estados Unidos.- El periodista de CubaNet Vladimir Turró Páez fue arrestado en su vivienda este fin de semana por agentes de la Seguridad del Estado, quienes intentaron forzarlo a trabajar para el régimen de la Isla.

De acuerdo con el reportero, quien reside en el municipio capitalino de Arroyo Naranjo, el arresto ocurrió este domingo alrededor de las 8:30 de la mañana, cuando agentes de la Seguridad del Estado, acompañados de uniformados de la Policía, se presentaron en su vivienda y lo apresaran.

Vladimir Turró Páez fue liberado siete horas más tarde.

“Empezaron a dar fuertes golpes en la puerta con gritos de ‘Abran, que es la Policía’. Cuando mi esposa abrió, le dijeron con tono amenazante y arrogante que me comunicara que tenía que acompañarlos porque estaba arrestado”, informó el reportero.

Tras su salida de la vivienda, Vladimir Turró alega que fue cacheado minuciosamente por el agente de la Seguridad del Estado que, al parecer, se desempeñaba como jefe del operativo policial.

“En cuanto salgo a la puerta el oficial se identifica y me insiste en que tengo que entregarle el teléfono móvil, a lo cual me negué pues había dejado el celular dentro de la casa. Antes de empezar a revisarme, pegado al carro de la Policía, dio instrucciones para que me cachearan muy bien, no fuera a ser que yo les sacara un susto”, contó el reportero de CubaNet.

Asimismo, refiere que lo montaron en el carro con número 668 y lo trasladaron hacia la estación policial conocida como El Capri, ubicada en el municipio Arroyo Naranjo.

“Me sentaron en una oficina e intentaron convencerme de que trabajara para ellos. Me dijeron que me pagarían, aunque no especificaron una cifra, y además me aseguraron que si empezaba a colaborar con ellos no me quitarían nunca más mis equipos de trabajo”, explicó.

Tras su negativa, los oficiales comenzaron a amedrentarlo bajo la amenaza de que lo enviarían a prisión si continuaba haciendo su trabajo como reportero independiente.

“En un principio se mostraron amables, quizás para que yo aceptara su ofrecimiento, pero como no pudieron convencerme entonces regresaron a las amenazas, como siempre han hecho”, dijo Vladimir Turró.

El reportero agrega que, además, le impusieron un acta de advertencia ―la cual no firmó― que le prohibía continuar ejerciendo su labor como periodista.

Desde 2015 hasta la fecha, Vladimir Turró Páez ha sido víctima de innumerables arrestos y de, al menos, tres allanamientos a su vivienda, en los cuales le han decomisado todos sus equipos de trabajo, así como dinero.

Entretanto, la esposa del reportero, Addys Suárez Rafael, destacó que sintió mucho temor por la manera en que llegaron los oficiales a la vivienda.

“Cuando yo siento aquellos golpes en la puerta y el anuncio de que era la Policía ―por la manera en que tocaron más que policías parecían asaltantes― sentí mucho miedo. Pensé que cuando mi esposo saliera le iban a caer a golpes”, detalló.

Según el informe publicado por la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) sobre la libertad de prensa en la Isla, el cual abarca el periodo comprendido entre octubre de 2019 y marzo de 2020, en Cuba “se mantienen las prohibiciones legales y constitucionales para ejercer el periodismo”.

Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +1 (786) 316-2072, también puedes suscribirte a nuestro boletín electrónico dando click aquí.




Régimen cubano usa foto de opositor Orlando Luis Pardo en televisión estatal

Orlando Luis Pardo

Orlando Luis Pardo
Orlando Luis Pardo. Foto tomada de Internet

MIAMI, Estados Unidos.- El opositor cubano Orlando Luis Pardo denunció este lunes en su perfil de Facebook que la Televisión Cubana utilizó sin su permiso una foto suya en el programa policíaco Tras la huella, producido por el Ministerio del Interior.

El también periodista independiente escribió: “Obviamente el Ministerio del Interior le dio a la TV cubana mi foto del carnet de identidad para que la usaran ayer domingo 24 de mayo 2020 en la serie policial Tras la huella. ¿Qué pretenden? No sé. Intimidarme, ¿a mí? Por favor”.

La foto del documento de identificación cubano de Orlando Luis Pardo sucedió durante una escena en la que dos oficiales del MININT buscan en las bases de datos oficiales a una persona llamada Abel Ferreiro Luaces.

La denuncia de Orlando Luis Pardo ha causado indignación entre sus seguidores en la red social quienes aseguran que la acción de es una falta de respeto y un hecho demandable y penado en cualquier país democrático.

“Al parecer las fotos que utilizan para sus CSI, las cogen de una base de datos de los cubanos exiliados”, comentó el usuario Claudio Alejandro Sánchez Alonso.

Leoner Roque García aseguró que si en Cuba existieran “leyes los podías demandar, pero vivimos una dictadura sin derechos ni liberta de expresión”.

Por su parte, Martha Hernández aseguró que “luego, formaron tremendo escándalo cuando pusieron una imagen de Raúl en un programa de narcotráfico”.

El artículo 48 de la Constitución cubana de 2019 establece que todos los cubanos tienen derecho a que se les respete su intimidad personal y familiar, su propia imagen y voz, su honor e identidad personal, sin embargo, el régimen de La Habana violenta sus propias leyes, como ya han hecho en varias ocasiones.

Orlando Luis Pardo Lazo comenzó su labor como opositor y periodista independiente en el año 2000, y desde ese entonces fue acosado y reprimido por la policía política cubana por el rabajo que realizaba.

Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +1 (786) 316-2072, también puedes suscribirte a nuestro boletín electrónico dando click aquí.




Régimen utiliza ley derogada hace 40 años contra periodista independiente

Waldo Fernández Cuenca periodista independiente

Waldo Fernández Cuenca periodista independiente
Periodista independiente Waldo Fernández Cuenca. Foto Internet

MIAMI, Estados Unidos.- La policía política cubana amenazó este jueves al periodista independiente Waldo Fernández Cuenca con aplicarle la Ley del vago o ley contra la vagancia, que penaliza a aquellos que no tienen un “vínculo laboral”, informó Radio Televisión Martí.

Aunque esta ley fue derogada hace más de 40 años, el oficial Machado, quien supuestamente es jefe de la Policía Nacional Revolucionaria (PNR) en la zona del Reparto Sevillano del municipio habanero Diez de Octubre, donde reside Fernández Cuenca, la usó para amenazar al periodista.

“Lo emplacé a que me probara qué artículo del Código Penal refleja que no trabajar es un delito”, dijo Fernández Cuenca a Radio Televisión Martí, entonces “aparentó buscar algo que, por supuesto no encontró, y me dijo vamos a aplicarte ‘la ley del vago’”.

Fernández Cuenca contó que el oficial de la policía le “insistió con la misma pregunta que me han hecho en otras ocasiones, si yo trabajo. Le expliqué que yo era periodista independiente, pero me contestó que ‘eso’ no es un trabajo reconocido en Cuba”.

El periodista le respondió que “aparte de ‘eso’, le dije, tengo una licencia de plasticador. Pero no se convenció y me reconvino por no haber llevado los documentos que me acreditan esta actividad de cuentapropista”, contó el periodista a Martí.

A pesar de que la Ley contra la vagancia, que cataloga no estar empleado como un estado peligroso, fue derogada el 21 de febrero de 1979, el oficial Machado le mostró al periodista independiente lo que parecía ser un expediente policial abierto contra él, reza la nota.

Mientras tanto, el régimen de la Isla continúa aplicando multas y hostigando a sus ciudadanos con el Decreto-Ley 370, que penaliza todas las opiniones que sean expresadas en las redes sociales en contra del gobierno.

El periodista independiente guantanamero Manuel Alejandro León Velázquez dijo a Martí que está muy a la moda “aplicar multas de tres mil pesos basado en el Decreto-Ley 370 o, como se la conoce Ley Azote, a periodistas independientes y defensores de derechos humanos”.

“Un caso reciente aquí en Guantánamo es el de Niober García Fournier que se le impuso una multa por esa cantidad bajo esta normativa”, comentó el reportero.

León Velázquez también ha sido citado para este sábado por la policía. “Me parece que el sábado voy a ser multado y voy a ser una víctima más de este decreto que es un instrumento para reprimir la libertad de prensa y de expresión”.

Si tienes familiares en Cuba comparte con ellos el siguiente link (descargar Psiphon), el VPN a través del cual tendrán acceso a toda la información de CubaNet. También puedes suscribirte a nuestro Boletín dando click aquí.




Impiden salir del país a periodista Reinaldo Escobar

Reinaldo Escobar

Reinaldo Escobar
Reinaldo Escobar es impedido de salir de Cuba. Foto 14yMedio.

MIAMI, Estados Unidos.- Las autoridades migratorias cubanas del Aeropuerto Internacional José Martí, de La Habana, impidieron la salida de Cuba del periodista independiente cubano Reinaldo Escobar, jefe editorial de 14ymedio, pues, según la información que le fue proporcionada, se encuentra “regulado”.

Escobar se dirigía este domingo a Bogotá, Colombia, donde pretendía participar en el evento ¿Hacia dónde va la región? Perspectivas democráticas en América Latina, a celebrarse en la Universidad Sergio Arboleda.

El periodista chequeó su pasaje y cuando fue a pasar por la ventanilla de inmigración, le fue notificada la negativa.

“Chequeé muy temprano con la aerolínea Copa Airlines y allí todo salió bien sin ningún problema, pero cuando fui a la taquilla de inmigración me dijeron que debía esperar”, según relató a 14yMedio.

“Poco después llegó otro oficial, tomó mi pasaporte y me dijo que lo acompañara hasta una oficina”, oficial que según contó no dio muchos detalles: “lamentablemente usted no puede volar, aquí en la computadora dice que usted tiene una prohibición de viaje”, le espetó el oficial de la Dirección de Identificación e Inmigración y Extranjería (DIIE).

Reinaldo Escobar le recordó al oficial varios puntos en la constitución que declaran las acciones tomadas en su contra ilegales, sin embargo, el oficial cubano reiteró en todas las ocasiones: “tiene que ir a la estación de policía de su zona a ver por qué tiene prohibición de viaje”.

El periodista cubano “no está siendo procesado ni investigado por delito alguno, no tiene multas pendientes y tampoco cuenta con antecedentes penales. ‘Mi pasaporte está actualizado, con su prórroga correspondiente y mi visado también está en regla’”, reza la nota de 14yMedio.

Esta nueva técnica de represión impide a periodistas independientes, activistas y miembros de la sociedad civil cubana desplazarse, y restringe el movimiento hacia el exterior de todas aquellos que disientan con el régimen.

Según el Instituto Patmos, la lista de regulados en Cuba asciende a más de 200 personas —aunque puede ser mayor—, algo que ya han denunciado varias organizaciones defensoras de los derechos humanos en Cuba y fuera de ella.

Este sábado fue impedido también de viajar fuera de la Isla el activista y opositor política Eduardo Cardet, liberado en 2019 después de tres años en prisión por declarar en 2016 ante la prensa extranjera y denunciar el nefasto legado del fallecido dictador Fidel Castro.

El doctor Eduardo Cardet fue apresado y condenado a cárcel, acusado de un delito de atentado contra la autoridad por el Tribunal Provincial de Holguín.

Si tienes familiares en Cuba comparte con ellos el siguiente link (descargar Psiphon), el VPN a través del cual tendrán acceso a toda la información de CubaNet. También puedes suscribirte a nuestro Boletín dando click aquí.




Periodismo independiente, el más peligroso de los oficios en Cuba

Boris González Seguridad del Estado Cuba
Seguridad del Estado de Cuba detiene al periodista Boris Gonález. 2019 (Foto archivo)

LA HABANA, Cuba. – Todo oficio, por sencillo que sea, entraña un riesgo. Es una verdad prácticamente indiscutible. Pero en el caso de Cuba estoy convencido de que no hay labor más peligrosa que el periodismo realizado de manera independiente.

Las medidas punitivas y sanciones aplicadas por el régimen cubano contra los periodistas independientes ‒ya sea por su ejercicio o como consecuencia de algún delito que se les fabrique para hacerlos pasar como “delincuentes” frente a la opinión pública‒, muestran una evidente desproporción respecto a los castigos que han recibido la mayoría de los dirigentes comunistas removidos de sus puestos y acusados de peores cargos.

Ni siquiera el ocupar una “alta responsabilidad” en las instituciones del régimen cubano supone demasiados peligros, aun cuando se termine “removido” por “traición” (es muy peculiar el uso del término por el gobierno cubano, y detenerse en ello implicaría más de un artículo), por corrupción (otro concepto complejo) o por mal trabajo.

Como sucede siempre, lo anterior tiene sus excepciones como fuera el caso del general Arnaldo Ochoa en 1989 pero creo no quedan dudas de que el “fusilamiento exprés” tuvo por objetivo, digamos, el ofrecerle una especie de ceremonia de sacrificio para evitar la cólera divina, más cuando se volvieron irrebatibles las pruebas de que las avionetas cargadas de cocaína hacia los Estados Unidos pasaban por Cuba.

Pero más allá de aquel arrebato “coyuntural”, no son muchos los “dirigentes” que, acusados de graves delitos, han terminado fusilados o en prisión, a pesar de que sus “malas” decisiones y pésimas gestiones ‒de acuerdo con las versiones los parcos comunicados de la prensa oficialista‒, han repercutido negativa o desfavorablemente ya en la economía o en esa imagen impoluta y monolítica que el Partido Comunista intenta proyectar al exterior a toda costa.

Los mejores ejemplos son los del vicepresidente Carlos Lage Dávila, el canciller Felipe Pérez Roque y demás funcionarios que fueron removidos hace ya una década acusados de traición y complot. No obstante, aunque el escándalo revelaba la presencia de facciones en pugna dentro de la cúpula gobernante, curiosamente ninguno de los implicados fue a prisión. A lo sumo fueron recluidos en sus casas porque ni siquiera se les castigó con una multa o decomiso de sus bienes.

Igual sucedió algunos años antes con Roberto Robaina, acusado de muchas más cosas, incluidas ciertas “malas” relaciones de amistad con algún que otro narco-político mexicano más otras varias “travesuras” y desobediencias, que a cualquier periodista, de esos que el régimen gusta llamar “mercenario”, le hubiesen valido una larga temporada en prisión.

En esa ocasión la regañina al ex canciller apenas se limitó a rebajarlo de ministro a guardaparques, pero su vida en algunos aspectos continuó incluso mejor que antes, ya que tuvo tiempo para dedicarse, con relativo éxito, a la pintura y al incipiente negocio de las “paladares” (restaurantes privados).

Con suerte similar corrió el general Acevedo cuando fue removido de su cargo en el Instituto Cubano de la Aeronáutica Civil, a pesar de que fueron estimadas en decenas de millones de dólares las “pérdidas” económicas, y aun cuando muchos de sus errores, recibidos como herencia por quienes lo sustituyeron en el cargo, continuaron repercutiendo en la decadencia de una flota aérea que, más por descontrol que por embargo, transitó desde ser de las mejores en Latinoamérica hasta convertirse en sinónimo de tragedia con el accidente y escándalo de Global Air  en mayo de 2018.

Hasta donde hemos podido conocer, ya que el gobierno cubano no rinde cuentas al respecto, el general Acevedo fue tratado como el niño travieso y malcriado que por descuido rompe un juguete.

Algo similar al tratamiento que recibiera Ramiro Valdés Menéndez cuando hizo en el Ministerio de Comunicaciones lo mismo que un elefante en una cristalería o, para ir un poco más abajo en la escala, pero acercándonos a la inmunidad que quizás garantice la consanguinidad,  lo sucedido con José Antonio Fraga Castro, director general de Labiofam, que salvó el pellejo a pesar de los “disparates” económicos de su gestión.

El propio “Proceso de Rectificación de Errores y Tendencias Negativas”, puesto en práctica a finales de los años 80 por Fidel Castro, más bien pudo ser una maniobra para desviar la atención sobre quiénes eran los verdaderos culpables de tanto caos.

De haber nacido de las buenas intenciones, hubiese comenzado con la renuncia masiva de toda esa estructura de gobierno que durante décadas, producto del voluntarismo como método, propiciara el desorden y el empobrecimiento de la nación.

Siguiendo esta ruta desordenada, de casos puntuales que vienen a mi mente en el momento que escribo, pudiéramos elaborar un extenso listado de personas que, de acuerdo con los propios parámetros que definirían el concepto de “traición” para el Partido Comunista de Cuba, han salido ilesos a pesar de la gravedad y alcance de sus delitos o “errores”.

Tal manera antojadiza y desproporcionada de aplicar la justicia es la que me lleva a pensar que no es la “seguridad de la nación” ni el “desacato” ni la “traición” los argumentos que han llevado a prisión a personas nobles como el escritor y periodista independiente Roberto Quiñones, a quien conocí y tuve el honor de tratar hace ya algunos años en Guantánamo, y al que jamás pudiera atribuirle la menor acción de violencia contra nadie.

¿Por qué un simple altercado con la policía ha podido costarle la prisión, la separación de la familia y la marca emocional de ser tratado como un delincuente cuando su nombre aparece no solo en las páginas de CubaNet sino en el Diccionario de Autores Guantanameros, lo cual dice mucho de su obra y su calidad como ser humano y creador?

Quiñones sí ha cometido el peor de los delitos y ha sido ejercer el más asediado de los oficios dentro de Cuba. Tal vez si hubiese sido un dirigente renegado del Partido, un canciller desobediente, un vicepresidente complotado y traidor, hoy nuestro escritor estuviera en casa pensando en la posible redención. A fin de cuentas, nada es tan grave si ante la bofetada de castigo ofrecemos la otra mejilla.

Prisión; Roberto de Jesús Quiñones; Cuba; Represión;
Roberto de Jesús Quiñones Haces (Foto de archivo)

Si tienes familiares en Cuba comparte con ellos el siguiente link (descargar Psiphon), el VPN a través del cual tendrán acceso a toda la información de CubaNet. También puedes suscribirte a nuestro Boletín dando click aquí.




Policía castrista allana vivienda de periodista independiente Iliana Hernández

Iliana Hernández

MIAMI, Estados Unidos.- La periodista de CiberCuba Iliana Hernández fue víctima en la mañana de este miércoles de un registro en su casa, en La Habana, por parte de la policía política del régimen, según informó el propio medio de prensa.

Los hechos tuvieron lugar desde primeras horas de la mañana, cuando un grupo de policías se presentó en la vivienda de Hernández de forma intempestiva, dijo CibeCuba.

El encargado de hablar fue un oficial que se identificó como “capitán Lázaro Zamora, investigador de la policía”, quien le dijo a la activista: “buenos días, primero que todo apaga el teléfono”.

De acuerdo a CiberCuba, el capitán del régimen precisó, “con un papel en mano, que se procedía a hacer un registro en la vivienda”.

La periodista le preguntó en varias ocasiones los motivos del registro, pero el oficial procedió a arrebatarle el teléfono y cortar la comunicación.

“Iliana Hernández con frecuencia es hostigada por la policía política. A comienzos de octubre de 2019, también fue abordada por la policía justo en el momento en que transmitía en vivo para nuestro medio sobre la detención del periodista independiente Boris González Arenas”.

En esa ocasión fue montada en una patrulla, luego de que le ordenaran apagar el teléfono en reiteradas ocasiones mientras transmitía desde la Villa Panamericana, y terminaran arrebatándoselo bruscamente.

Al respecto, el opositor Manuel Cuesta Morúa escribió en Twitter: “Después del registro a su casa Iliana Hernández fue detenida. Se desconoce su paradero”.

Si tienes familiares en Cuba comparte con ellos el siguiente link (descargar Psiphon), el VPN a través del cual tendrán acceso a toda la información de CubaNet. También puedes suscribirte a nuestro Boletín dando click aquí.




SIP condena quinta detención en un año de periodista independiente cubano

SIP Cuba derechos humanos

SIP Cuba derechos humanos
Maria Elvira Dominguez, directora de SIP (Foto archivo)

MIAMI, Estados Unidos.- La Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) dijo este jueves que la detención por más de 24 horas del periodista cubano Ricardo Fernández Izaguirre, que ha sido detenido cinco veces en 2019, “evidencia que la represión del régimen continúa”.

Fernández Izaguirre, colaborador del portal 14ymedio y de la revista La Hora de Cuba, estuvo detenido en la ciudad de Camagüey, donde reside, tras haber acudido el martes a una citación de la policía política para ser interrogado, “práctica común utilizada como forma de intimidación”, señala un comunicado de la SIP.

En el comunicado, además de condenar la detención de Izqaguirre, la SIP volvió a pedir la liberación del periodista Roberto de Jesús Quiñones Hace, del portal Cubanet, condenado en septiembre a un año de prisión por supuestos delitos de “desobediencia y desacato”.

El presidente de la SIP, el jamaiquino Christopher Barnes, y el presidente de la Comisión de Libertad de Prensa e Información de la organización con sede en Miami, el mexicano Roberto Rock, reiteraron las denuncias sobre la violación del derecho a la libertad de prensa en Cuba contenidas en un informe aprobado en octubre pasado.

El informe sobre Cuba presentado en la reunión de la SIP subrayó que “la cárcel vuelve a hacerse una realidad para el periodismo independiente”, en referencia al incremento de arrestos temporales contra periodistas, cuyas garantías procesales no son respetadas.

Fernández Izaguirre estuvo detenido varias horas en mayo y nueve días en julio.

Posteriormente fue arrestado en otras dos ocasiones y se le amenazó con ser enviado a prisión bajo la acusación de “usurpación de capacidad legal”, delito del Código Penal que castiga, en este caso, la práctica del periodismo sin estar “debidamente habilitado” para ejercer esa profesión, recuerda el comunicado.

La SIP ha denunciado la intensificación de las detenciones, interrogatorios y las agresiones de diversas formas, incluyendo en el ámbito digital, así como la prohibición de salir de su lugar de residencia y del país, de que son víctimas los periodistas cubanos.

La SIP es una entidad sin fines de lucro dedicada a la defensa y promoción de la libertad de prensa y de expresión en las Américas y compuesta por más de 1300 publicaciones del hemisferio occidental.

EFE

Recibe la información de Cubanet en tu teléfono a través de Telegram o WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +1 (786) 498 0236 y suscríbete a nuestro Boletín dando click aquí.




Periodista de CubaNet es víctima de asedio durante celebración de su CDR

Jorge Ángel Pérez

Periodista de CubaNet Jorge Ángel Pérez es asediado por la Seguridad del Estado. Foto internet

LA HABANA, Cuba.- El escritor y periodista independiente de CubaNet Jorge Ángel Pérez denuncia una nueva componenda de los agentes de la Seguridad Cubana para intimidarlo y e inculparlo de un hecho delictivo.

El suceso tuvo lugar en la noche del 27 de septiembre en San Cristóbal, entre Prensa y Primelles, municipio Cerro, La Habana. Mientras sus vecinos celebraban en la calle el aniversario de los Comités de Defensa de la Revolución (CDR), un individuo subió a la azotea de Jorge Ángel y tiró una botella hacia la multitud, en la que había niños también.

Por suerte para el escritor, la componenda salió mal, justo antes había salido a su balcón inquiriendo sobre la persona que estaba en su azotea, ya que había sentido los ruidos. Al ser lanzada la botella, todos los presentes se pudieron percatar de que había sido ese sujeto e incluso se le vio escapando hacia otros techos colindantes. Aun así, varios de los vecinos comenzaron a gritarle improperios a Jorge Ángel.

Según explica el escritor, el hecho forma parte de una componenda para intimidarlo: “Esto es algo instrumentado, un pretexto para complicarme la vida, para meterme preso por supuestamente boicotear una fecha de celebración nacional, el aniversario de los CDR. Y eso lo demuestra el hecho de que no llamaron a la policía, pero les salió mal”. Es debido a los disturbios provocados por los vecinos que llega luego la policía.

Uno de los protagonistas del acto fue el mismo individuo que meses antes se le identificó a Jorge Ángel Pérez como agente de la Seguridad del Estado Cubana (SEC). Su nombre es Pablo Ramón Delgado Villanueva. El escritor expone que esta persona, en combinación con delincuentes del barrio, lo provoca constantemente. Hace unos meses, luego de un altercado con ellos, Jorge es apresado. Estuvo en la estación policial unas 4 horas sin justificación alguna. Al día siguiente, el agente le enseña su carné de la SEC, le advierte que lo tiene vigilado y lo amenaza: “me dijo que me iba a meter preso —cuenta— y que en la prisión me iban a matar”.

No es esta la primera vez que, durante la misma fecha, Jorge Ángel es víctima de asedio y represión. El 28 de septiembre del pasado año su casa fue bombardeada con varias botellas e incluso hirieron a su madre.

Jorge Ángel Pérez es un destacado y multipremiado escritor cubano que en los últimos años ha trabajado para CubaNet. Estos hechos evidencian, una vez más, las bajezas con las que trabaja la dictadura contra aquellos que la enfrentan y, sobre todo, contra los periodistas que denuncian sus atropellos.

El escritor teme por su seguridad y la de su madre, una señora mayor y enferma. No duda que continúen asediándolo hasta provocar un incidente mayor que termine con pena de prisión para él, o peor.

Recibe la información de Cubanet en tu teléfono a través de Telegram o WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +1 (786) 498 0236 y suscríbete a nuestro Boletín dando click aquí.




Director de Juventud Rebelde ataca a Yoani Sánchez con tuit machista

Sánchez periodista

Sánchez periodista
Yoani Sánchez. Foto archivo

MIAMI, Estados Unidos.- Pues bien, ahora fue abiertamente el director del periódico oficialista cubano Juventud Rebelde, Yoerky Sánchez, quien atacó a una periodista independiente, con versos y todo.

En la red social Twitter, Yoerky Sánchez, director del órgano de prensa de la Unión de Jóvenes Comunistas (UJC), arremetió contra Yoani Sánchez, directora del diario independiente 14yMedio.

Sánchez acusó a Yoani de recibir prebendas extranjeras y reconocimientos inmerecidos, se burló del físico de la periodista y lo hizo todo con el acompañamiento de un dibujo de un caricaturista residente en Miami, Varela.

“Muy mal van las cosas en Cuba si el director de un medio de prensa ataca a una periodista con frases machistas, ‘bullying’ del más repudiable (dirigido a cómo se ve físicamente), ripios poéticos y mala rima”, le respondió Yoani Sánchez en otro mensaje en la red social.

Varios internautas han salido en defensa de la periodista independiente cubana, tildando al director de Juventud Rebelde de cobarde, entretanto le piden respeto hacia las mujeres.

El periodismo independiente en Cuba atraviesa por un momento tenso ante el aumento de la represión por parte del régimen de la isla, que administra y establece directrices a los medios de prensa oficiales, los únicos autorizados en Cuba.

Mientras esa prensa oficialista que enumera las bondades de la “revolución” es completamente controlada por el Partido Comunista de Cuba (PCC), los medios independientes son bloqueados y sus periodistas detenidos solamente por mostrar una visión diferente de la Cuba de hoy.

Recibe la información de Cubanet en tu teléfono a través de Telegram o WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +1 (786) 498 0236 y suscríbete a nuestro Boletín dando click aquí.




Seguridad del Estado utiliza al hijo de periodista independiente para amenazarlo

Cuba; Augusto César San Martín; Yanela Durán esposa

hijo Augusto César San Martín; Yanela Durán
Seguridad del Estado utiliza a hijo de Augusto César San Martín y su esposa, Yanela Durán para intimidarlos ( Foto CubaNet)

MIAMI, Estados Unidos.- Iniciar un proceso investigativo para comprometer la patria potestad del hijo del periodista Augusto Cesar San Martín, y su esposa Yanela Durán Noa, fue uno de los dos objetivos de la citación policial a la que acudió el matrimonio, en horas de la tarde de hoy, en el local del Consejo Popular de la policía de Centro Habana.

El segundo objetivo de la citación fue comunicarle al periodista que tenían información que estaba comprando carne de res, langosta y pescado a los vendedores del mercado negro.

Según el desarrollo del encuentro, la citación debió ser atendida por un oficial de menores que no se personó a la hora fijada. En sustitución del ausente, la entrevista fue dirigida por el Jefe del Consejo Policial y la jefa de sector del área donde reside el matrimonio.

“Tenemos información que están mezclando a su hijo menor en cosas y cosas”, contó el periodista que le dijo el oficial de policía a Yanela Duran, y añadió: “En ningún momento aclararon el significado de ‘cosas y cosas’; les expliqué que la educación de nuestro hijo de 5 años estaba regida por los valores humanos íntegros, en todos los sentidos. Además, que sabíamos que estábamos allí por mi labor como periodista y eso era un acto de hostigamiento basado en mentiras”.

La pareja narró que la entrevista fue un intento de intimidación sobre el inicio de un seguimiento policial por la educación de su hijo. Proceso que pondría a la pareja bajo el ojo policial en cuanto a la atención al menor, lo que podría poner en peligro la patria potestad sobre su hijo.

“Tuve que explicar a los policías algo desconocido para ellos”, contó Augusto César San Martín, quien puso al tanto a los policías del daño psicológico que le provoca al menor la represión en su contra.

“No están haciendo otra cosa que defenderse con abuso de poder y falsedades, porque acusé a la policía política de irrumpir con un operativo policial en mi casa, en presencia del niño. Eso sí ha causado efectos negativos, al punto de que nuestro hijo dice: la mujer mala se llevo tus cosas. También están acusados de agredir a mi esposa delante del niño, en un supuesto robo con violencia, evento que mantiene a nuestro hijo con un daño psicológico permanente”, aseguró.

Augusto Cesar señaló que la agresión contra su esposa sucedió una semana después de que un oficial de la policía política le dijera que todo lo malo que le sucediera a su familia era por culpa de él y su trabajo.

Sobre las compras en el mercado negro, el periodista aclaró no las hacía por las dudas de su procedencia, teniendo en cuenta que hay un menor en la casa.

La pareja se negó a escribir y firmar un documento que recoge lo que llamaron “Profilaxis”. El documento inicia el proceso de la policía sobre una persona acusada por cometer delitos no probados.

La pareja se encuentra bajo la prohibición de salida del país, después de que un oficial de la policía política les advirtiera que mientras Augusto César continuara trabajando como periodista se mantendría regulación migratoria.

Recibe la información de Cubanet en tu teléfono a través de Telegram o WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +1 (786) 498 0236 y suscríbete a nuestro Boletín dando click aquí.