1

Crimen en La Habana: asesinan a una mujer para robarle el bolso

Asesinato, Crimen, Mulgoba, Cuba

MIAMI, Estados Unidos. — Una mujer fue asesinada esta semana en el reparto habanero de Mulgoba, municipio de Boyeros, por un delincuente que habría intentado robarle el bolso, según reportes aparecidos en redes sociales.

El suceso habría ocurrido en horas de la noche por la zona conocida como La chusmita. La víctima, identificada como Ana Rosa, se encontraba de paso hacia Villanueva.

“Hoy, llegando al trabajo, me encontré con la triste noticia de que habían apuñalado anoche a una mujer familia de una compañera de trabajo camino a su casa para quitarle el bolso”, escribió en Facebook Maritza Céspedes, residente en la localidad.

(Screenshot/Facebook)

La información de la usuaria fue confirmada por otros vecinos de Mulgoba.

“A las ocho de la noche yo venía llegando a la casa cuando supe la noticia por una amistad que vive cerca de lo ocurrido. Y así está el mundo. Todos los días ocurren tantas tragedias. Es triste”, indicó Carmen Lauren Martínez Rodríguez.

Los propios internautas lamentaron el aumento del índice de criminalidad en la capital.

“Lamentable noticia. ¡Qué tristeza saber que antes uno caminaba por Mulgoba sin miedo! No había delincuencia. ¿A dónde vamos a llegar con tantos crímenes?”, cuestionó Amanda De Leandro Lorenzo Torres.

El trágico suceso conmovió a la localidad de Mulgoba, que anteriormente ya ha sido escenario de tragedias similares.

En la madrugada del 23 de febrero de 2022, Daile López Massó, una joven de 22 años, fue asaltada y asesinada en las cercanías de El Laguito, otra zona del mencionado reparto. El crimen fue perpetrado por un hombre que quiso robarle el teléfono a la joven. Esta reaccionó rompiendo una botella en la cabeza del agresor, quien respondió apuñalandola en el pecho.

Una amiga de la víctima pudo huir con dos heridas en el brazo. El victimario, por su parte, escapó de la escena del crimen.

Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +525545038831, también puedes suscribirte a nuestro boletín electrónico dando click aquí.




Un cubano es apuñaleado 13 veces en pelea callejera

cubano, agresor, víctima, puñaladas, Sancti Spíritus

MADRID, España.- Un cubano fue apuñaleado por otro 13 veces tras una pelea callejera en días recientes, en el Parque de La Caridad, en la ciudad de Sancti Spíritus.

Según informó el medio local Escambray, los dos implicados discutían pues la víctima debía dinero a la esposa del agresor.

En medio de la pelea, “de repente y sin previo aviso, el agresor hizo uso de un machete que portaba, con el cual ocasionó dos heridas en la cabeza de la víctima, ambas diagnosticadas como no graves, pero que requieren tratamiento médico”.

Posteriormente, el atacante se dirigió a su vivienda y regresó con un cuchillo, con el que lo volvió a agredir, apuñaleándolo 13 veces en el cuello, la espalda y el tórax.

El lesionado fue trasladado al Hospital General Provincial Camilo Cienfuegos de Sancti Spíritus, reportado de grave y con peligro para la vida.

Según el Órgano de Investigación Criminal del Ministerio del Interior (MININT) citado por Escambray, el agresor, que se encuentra detenido, presenta varios antecedentes penales por los delitos de violación, tráfico de divisas, amenaza e índice de peligrosidad.

La pasada semana un anciano cubano identificado como Braulio Sergio La O Abreu fue asesinado en Camagüey para robarle un teléfono celular, dinero y su motorina.

Mientras que en noviembre Geovanis Padrón Abreu, residente en el municipio de Colón, Matanzas, asesinó a su madre y a una vecina. Además, atacó a otras dos personas. Después de estos crímenes Padrón Abreu subió hasta la quinta planta del edificio # 33, en la calle Martorell, del reparto Frank País, y se lanzó al vacío desde allí.

Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +525545038831, también puedes suscribirte a nuestro boletín electrónico dando click aquí.




Un hombre se suicida en Colón tras asesinar a su madre y herir a dos personas

suicidio, Colón, hombre

MIAMI, Estados Unidos. – Un hombre se suicidó lanzándose de un edificio del reparto Frank País, en el municipio de Colón, Matanzas, luego de asesinar a su madre e intentar herir a personas en una escuela de la localidad, informó en Twitter el periodista cubano Mario J. Pentón, quien tuvo contacto con fuentes locales.

De acuerdo con el comunicador, dos personas atacadas por el agresor presentan “heridas leves”.

“Se cree que el asesino tenía problemas psiquiátricos”, también apuntó Pentón.

En un video publicado por el periodista Alberto Arego, se ve al hombre en lo alto de un edificio amenazando con lanzarse al vacío mientras una multitud lo increpa y le pide que se tire.

Escena del suicidio (Foto: Mario J. Pentón/TW)

Multitud reunida en la escena del suicidio (Foto: Mario J. Pentón/TW)

Cuba es uno de los países con mayor índice de suicidios en América Latina. Aproximadamente cuatro personas mueren cada día en la Isla por lesiones autoinfligidas. De acuerdo con los datos de los anuarios estadísticos de salud, casi 9 000 cubanos murieron de esta forma entre 2014 y 2020.

En mayo de este año, se reportó el suicidio deuna mujer que se lanzó del puente Almendares, en La Habana. En una grabación compartida en redes sociales se ve a la cubana tendida en el suelo, recibiendo asistencia de un especialista de la salud.

En febrero de 2021, también falleció un joven que se lanzó al vacío desde el piso 14 del emblemático edificio Girón, ubicado en la avenida Malecón y F en el Vedado.

En todo este siglo la tasa de defunciones por lesiones autoprovocadas se ha mantenido por encima de 10 por cada 100 000 habitantes, lo cual si bien está considerado un valor alto, es prácticamente la mitad de lo registrado en los años 90. El mayor pico de suicidios en el país coincidió con la aguda crisis económica conocida como “Período Especial”.

El suicidio es un fenómeno multifactorial y puede responder a diferentes patrones según el rango de edad, sexo, religión, disponibilidad de recursos, salud mental y presencia de enfermedades crónicas. Otros factores determinantes son la pobreza, la emigración y el estigma.

Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +525545038831, también puedes suscribirte a nuestro boletín electrónico dando click aquí.




Robar su celular, presunto móvil del asesinato de un adolescente de 14 años

Las Tunas, niño, asesino, MININT

PUERTO PADRE, Cuba. – Justo a las 3:50 de la tarde de este lunes y procedente de Medicina Forense, arribó a su domicilio el cadáver del adolescente de 14 años y estudiante de noveno grado Darío Leyva Acosta, en el poblado de Maniabón, perteneciente al municipio de Puerto Padre, Las Tunas, donde una multitud se había reunido. 

Maniabón es un asentamiento de 6 345 habitantes que permanecía en vigilia desde que el domingo fuera dada la alarma por la desaparición del adolescente. La búsqueda del menor concluyó en la mañana de este lunes con el hallazgo de su cadáver.

El cuerpo había sido sepultado a flor de tierra y cubierto con ramas, en un sitio de donde se extrae material de relleno llamado La Balastrera y ubicado no lejos del poblado. 

El menor, sociable y de buena conducta, era hijo único de un matrimonio formado por una ama de casa y un trabajador agrícola a cargo de labores de autoconsumo en una cooperativa cañera. 

En la mañana del domingo, Leyva Acosta salió junto a un vecino de 24 años a cazar con tirapiedras. Consigo llevaba un teléfono celular, del que se efectuó una llamada luego de la muerte del menor, cerca de las 3:00 de la tarde del domingo.

Aunque en el momento de redactar esta nota el teléfono móvil que llevaba la víctima y que le fuera sustraído no había sido ocupado, en el lugar donde apareció el cadáver, según el testimonio de una persona que participó en la búsqueda, sí fue encontrado el mango del tirapiedras que llevaba el niño. Las ligas, de acuerdo con esta fuente, le fueron ocupadas al vecino junto con el que Leyva Acosta salió de su casa, y que se encuentra detenido en la Unidad Provincial de Operaciones e Investigaciones Criminales de Las Tunas, como presunto autor del crimen.

Al ser sepultado pasadas las 5:00 de la tarde de forma apremiante, debido a las circunstancias de la muerte, decenas de personas debieron aguardar en fila para llegar al ataúd donde se encontraba el cadáver del niño, asesinado presuntamente para robarle el teléfono celular, entre otras hipótesis. 

Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +525545038831, también puedes suscribirte a nuestro boletín electrónico dando click aquí.




Bahía Honda no fue la excepción: Siete embarcaciones embestidas por guardafronteras cubanos

Régimen, Guardafronteras, Cuba, Bahía Honda

CDMX, México. – Ocho personas, entre ellas una bebé, murieron el pasado 29 de octubre cuando guardafronteras cubanos embistieron una lancha con más de 20 personas a bordo, quienes planeaban viajar ilegalmente desde Bahía Honda hasta las costas de Estados Unidos. Los testimonios de los sobrevivientes no solo han derribado la hipótesis de que el choque fue accidental, sino que han detallado cómo las autoridades arremetieron contra ellos con el fin de destruir la lancha y hundirla.

Por su parte, los ejecutores han evitado dar detalles de cómo ocurrieron los hechos. Tanto en la nota del Ministerio del Interior publicada el mismo día, como en el programa “Mesa Redonda” donde comparecieron días después han achacado toda la responsabilidad a los balseros y al Gobierno de Estados Unidos por tener un trato privilegiado con los migrantes cubanos. Además, en el espacio televisivo recalcaron que “las tropas guardafronteras actúan bajo el principio de preservación de la vida humana” y que evitan hacer “maniobras riesgosas que pongan en peligro la vida de las personas”. Y así se lavaron las manos. Sin embargo, lo que ocurrió en Bahía Honda, no fue una excepción. Chocar los navíos hasta hacerlos naufragar, si los migrantes no cesan en su intento de huir, parece ser la norma.

Mediante la revisión de prensa, archivos históricos y entrevistas a familiares y balseros, CubaNet identificó siete hechos en los que guardafronteras cubanos han seguido el mismo protocolo que en Bahía Honda, y en la mayoría de los casos, han causado la muerte de migrantes.

  1. Río Canímar

El 6 de julio de 1980 los hermanos Sergio y Silvio Águila Yanes, de 19 y 18 años, junto a su amigo Roberto Calveiro, secuestraron la nave “XX Aniversario”, que hacía un recorrido turístico por el río Canímar, en Matanzas.

Cuando los jóvenes intentaron tomar el control de la embarcación, uno de los custodios sacó su arma y Sergio respondió disparándole. Con una bala en el pecho, lo pusieron en el bote salvavidas y lo enviaron a la orilla; posteriormente murió. Una vez que la embarcación era controlada por ellos, ordenaron al capitán que tomara rumbo a Estados Unidos.

Pero Julián Rizo Álvarez, entonces primer secretario del Partido en Matanzas, sabía que no podía permitirlo como le había dejado claro Fidel Castro, según consta en investigaciones al respecto. El funcionario estableció un puesto de mando cerca de la orilla del río y desde ahí mismo dirigió las operaciones.

La primera decisión fue enviar dos lanchas torpederas para hacerlos desistir pero no funcionó. Entonces la estrategia se volvió mucho más agresiva y comenzaron a disparar a la embarcación, provocando la muerte de varios pasajeros. Los jóvenes respondieron con armas que se habían robado del Servicio Militar.

Como la embarcación era resistente y no podían hundirla, la patrulla se retiró y en su lugar los ataques fueron retomados por un avión de la Fuerza Aérea. Los pasajeros desesperados alzaban en brazos a sus hijos para que no les dispararan desde el aire, pero nada los disuadió. Sergio trasladó a las mujeres y los niños a la bodega para protegerlos de las balas y siguieron rumbo a Florida. Casi llegando a aguas internacionales los alcanzó una embarcación mucho más grande que los embistió y al segundo golpe los partió a la mitad.

Se cumplen 42 años de la masacre río Canímar: decenas de víctimas siguen sin justicia

Aunque nunca se dieron cifras oficiales, se estima que hubo decenas de muertos, entre ellos niños, como resultado de esta masacre. La versión oficial es que la embarcación naufragó por accidente al colisionar con un bote más grande. Más o menos la misma justificación que dieron tras los sucesos de Bahía Honda.

Las lanchas patrulleras rescataron 11 sobrevivientes, a quienes amenazaron y vigilaron durante años para que no relataran lo sucedido. Dos de los ejecutores fueron condenados a cadena perpetua y el otro se suicidó antes de ser apresado.

  1. Masacre de Barlovento

En la Marina Hemingway, antes llamada Marina de Barlovento, el 15 de enero de 1962, el Servicio de Guardacostas persiguió a un grupo de 29 civiles que intentaba salir de Cuba. Entre ellos había ocho cubanos de origen chino.

Según la información documentada al respecto, las autoridades conocían con antelación los planes de escape pero no actuaron hasta que los ciudadanos estaban en una pequeña embarcación bautizada como “Pretexto”. Cuando intentaron navegar rumbo a Florida, quedaron atrapados por una cadena de acero pesado que habían colocado de antemano en la vía de navegación. Entonces un buque disparó contra los civiles desarmados, causando la muerte de cinco personas, tres de ellos de origen asiático, por lo que se conoce al hecho como “La Masacre de los chinos en Barlovento”.

Los sobrevivientes fueron condenados a 20 años de prisión.

  1. Remolcador “13 de Marzo”

A las 8:16 a.m. del 14 de julio de 1994 , la emisora Radio Reloj comunicó: “En la madrugada de hoy, elementos antisociales sustrajeron por la fuerza una embarcación del Puerto de La Habana con el fin de abandonar ilegalmente el país”. Así los medios cubanos anunciaron la noticia de una de las mayores masacres cometidas por el régimen contra civiles que intentaban dejar Cuba.

En el comunicado que emitió al respecto, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos relata que apenas zarpó el remolcador “13 de Marzo” del Puerto de La Habana fueron perseguidos por dos barcos durante 45 minutos aproximadamente.

A siete millas de distancia de las costas cubanas, otras dos embarcaciones mayores, equipadas con tanques y mangueras de agua, aparecieron y embistieron al viejo remolcador. Una bloqueó por delante al “13 de Marzo”, mientras la otra la chocó por atrás, partiéndole la popa. A la vez, los barcos que lo siguieron desde el inicio lanzaban chorros de agua a presión contra las personas en cubierta.

Finalmente, la embarcación se hundió con más de 70 civiles desarmados a bordo. Los sobrevivientes han afirmado que los tripulantes de los barcos estatales cubanos estaban vestidos de civil y que no les prestaron auxilio cuando se estaban hundiendo.

Además, “con sus motores a máxima revolución, montaron un cerco alrededor de los sobrevivientes creando remolinos de agua”, los cuales los succionaban y dificultaban que pudiesen mantenerse a flote, contó Sergio Perodín, una de las víctimas, a BBC Mundo 

Apenas 31 cubanos fueron rescatados por la Guardia Fronteriza. Los cuerpos de los demás no fueron sacados del mar, ni siquiera para darles sepultura.

Días después, el periódico Tribuna de La Habana informó que el naufragio fue el resultado de un lamentable accidente al producirse una colisión. 

En entrevista con Ignacio Ramonet, Fidel Castro se desentendió de los hechos alegando que quienes ejecutaron la masacre lo hicieron sin autorización. Sin embargo, no se molestó en explicar por qué nunca fueron juzgados.

  1. Una balsa hundida, horas antes del deshielo

El 16 de diciembre de 2014, apenas unas horas antes del anuncio del deshielo entre EE. UU. y Cuba, un grupo de cubanos subieron a una lancha y salieron rumbo a Estados Unidos. Con la información brindada por Daysel Pimentel, familiar de tres de las personas que iban en la embarcación, CubaNet reconstruyó los hechos.

Alrededor de las 4:00 a.m., un grupo de cubanos salió de Bacunayagua con destino a Florida. A las pocas millas, uno de los motores de su embarcación empezó a fallar y decidieron parar para arreglarlo. En el intento perdieron aproximadamente una hora, tiempo suficiente para que los guardacostas cubanos los encontraran. Aunque la lancha que llevaba los migrantes intentó escapar, al tener reducida su velocidad a un solo motor,  la Griffin 546 de las Tropas Guardafronteras pudo interceptarlos con facilidad. La primera acción de los oficiales cubanos fue pedirles que se detuvieran, pero ante la negativa de los migrantes, los militares comenzaron a lanzar redes para frenar la travesía. Ahí comenzó el ataque: las mujeres que iban en la lancha tomaron a sus niños en brazos, uno de ellos de tres años, para pedir que no los atacaran y los dejaran seguir, que ya estaban muy cerca de aguas internacionales.

“Ustedes no se van a ir de Cuba porque a mí no me sale de la pin…” ―gritó desde la Griffin el capitán mientras apretaba su mano sobre la portañuela. La siguiente orden fue que sus subordinados atacaran el motor sano de la lancha. Finalmente los guardafronteras embistieron a la lancha por el lateral. Como resultado, la embarcación zozobró y fueron a dar al agua hombres, mujeres y niños. De inmediato los que tenían más destreza ayudaron a otros que estaban atrapados bajo la lancha, todo a la vista de los oficiales cubanos que nunca mojaron sus uniformes.  

Uno de los cubanos que iba en la embarcación, Diosbel Díaz Bioto, desapareció en el mar tras el hundimiento, ante los ojos de su esposa y su hijo de siete años. Nunca recuperaron su cuerpo.

  1. “A ellos no les importaba matar a los que estaban arriba”

William Padrón Maza falleció por un traumatismo en la cabeza tras el impacto de una embarcación de guardafronteras cubanos contra la balsa en la que viajaba junto a otros migrantes.

“Ahora dicen en el Noticiero que se murió en el impacto cuando chocó una lancha con la otra… ¿El mar es tan chiquito para que choque una lancha con otra? No, eso es mentira”, afirmó Wilber Padrón Maza, hermano de William, en un video compartido en Facebook por el periodista Mario J. Pentón.

La embarcación salió de Ciego de Ávila el 1 de marzo de 2022 y en aguas nacionales fue interceptada por las autoridades cubanas, quienes la embistieron para detener la salida ilegal.

“La orden que tenía Guardafronteras es que no se fuera la lancha. A ellos no les importaba matar a los que estaban arriba, no les importaba nada. (…) Les tiraron la lancha arriba, chocaron una con otra”, agregó el familiar, residente en el municipio de Morón.

La versión oficial dada en una nota de prensa, como es usual, presentó el hecho como un accidente. Una versión que contrasta con las declaraciones de familiares y sobrevivientes.

  1. Los hundieron con un ancla

De Punta Alegre, en Ciego de Ávila, zarpó el 17 de marzo de 2018 una embarcación rústica, construida por los propios tripulantes con la intención de llegar a Estados Unidos.

Poco después de alejarse de las costas se les acercó un pequeño navío de las Fuerzas Guardafronteras de Cuba para exigirles que se detuvieran. Sin embargo, los balseros decidieron que no iban a regresar y continuaron su trayecto. Cuando apenas les faltaba una milla los alcanzó una Griffin determinada a hacer lo necesario con tal de impedir que salieran de las aguas cubanas.

“Nos hundieron lanzando un ancla contra la embarcación”, dijo al medio independiente 14ymedio Denys Díaz Crespo, un balsero de 22 años.

Con el ancla rompieron también el palo que sostenía la vela y los impactos hicieron que tres de los 15 jóvenes de la balsa cayeran al agua. 

Ya con la embarcación deshecha por los golpes, los tripulantes tuvieron que nadar hasta la Griffin, de donde no les lanzaron salvavidas ni los ayudaron a subir al barco, relató Díaz.

  1. “Nosotros pensábamos que ellos no nos iban a atacar”

Testimonio de Grendi Marte, un balsero cubano:

“Fue en 2017. Salimos por el puerto del Mosquito en Artemisa cuando a las siete u ocho millas aparecieron barcos de las autoridades cubanas. Éramos 22 personas que pagamos 10 000 pesos cada una para construir la embarcación y largarnos; así que decidimos no retroceder. Nosotros pensábamos que ellos no nos iban a atacar, que no podían asesinarnos. Pensamos que no iba a pasar nada grave, a pesar de que se acercaron a gritar que iban a partir el bote a la mitad. Nosotros, de ingenuos, creímos que era pura amenaza y que no pasaría de palabras”.

Grendi Marte, balsero
Grendi Marte (Foto tomada de su perfil de FB)

“Al ver que no les hacíamos caso, se dieron vuelta y vinieron exactamente a toda velocidad para partirnos al medio. Afortunadamente el chofer hizo una maniobra y esquivó la mayor parte del golpe. Cayó una muchacha al agua, la recogimos y seguimos porque aún nos decíamos: el Gobierno no puede matarnos, solo nos quieren asustar”.

“Ellos pasaban por el frente de nuestra balsa con mucha más velocidad y hacían unas zanjas para hundirnos; pero no lo lograron porque nuestra embarcación estaba buena y aguantaba; además de que la de ellos no era muy grande”.

“Ahí fue cuando sacaron sus armas, eran como unos rifles, las cargaron y nos apuntaron. Todo eso con mujeres y niños llorando a bordo. Finalmente paramos pues tuvimos miedo. No tengo dudas de que iban a dispararnos. Yo, que fui testigo de la frialdad con la que operan, tengo el presentimiento de que varias de esas embarcaciones desaparecidas, son ellos mismos quienes las desaparecen”.

Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +525545038831, también puedes suscribirte a nuestro boletín electrónico dando click aquí.




“Nos fueron arriba a matarnos”: Embarazada sobreviviente del hundimiento en Bahía Honda

embarazada

MIAMI, Estados Unidos. – Dilaidys Ramos Crespo, la embarazada sobreviviente del hundimiento de una lancha con migrantes cubanos cerca de Bahía Honda, dijo este lunes al canal AméricaTeVé que tras montar en la embarcación con rumbo a Estados Unidos los guardafronteras le la Isla procedieron a neutralizar los motores de la lancha, antes de embestirla.

“Nos atacaron y neutralizaron los motores”, contó Ramos Crespo. “Inmediatamente nos atacaron por el lado y nos dijeron que nos iban a partir al medio y así mismitico fue. Nos fueron arriba con todo, a matarnos. Ellos no tuvieron compasión ninguna con nosotros”. 

Tras el impacto y la caída al agua, los migrantes empezaron a gritar por la embarazada y la bebé de dos años que finalmente murió ahogada. “Ellos [los guardafronteras] no hicieron nada, nos gritaron a nosotros que quién nos había mandado a montarnos, que por qué nosotros no habíamos pensado las cosas antes de hacerlas. En ningún momento hubo ninguna ayuda por parte de ellos, porque a ellos no les interesaba nada”, reveló Ramos Crespo.

“Entre nosotros mismos tuvimos que ayudarnos para poder subirnos a la embarcación [de los guardafronteras], pero no porque ellos nos brindaron ninguna ayuda, como si nosotros fuéramos animales”, agregó.

Héctor Eduardo Meizoso, otro de los migrantes y esposo de Ramos Crespo, indicó que los militares cubanos “no tuvieron escrúpulos”. 

“Eso fue la cosa más triste de la vida que pueden haber hecho esas personas. No hubo necesidad de haber hecho eso. Estábamos parados en el puesto y nos partieron la lancha al medio. (…) Nosotros, los familiares, fuimos rescatando a las personas y empezamos a subirlos poco a poco porque ni nos ayudaron”, dijo.

Este lunes también trascendió el testimonio de Diana Meizoso, una de las sobrevivientes del hundimiento y madre de la bebé de dos años fallecida. La cubana aseguró que la embarcación destruida había sido atacada por los guardafronteras de la Isla y desmintió que hubiera sido un accidente, como informó el Ministerio del Interior (MININT) el pasado sábado.

En declaraciones ofrecidas a Radio Televisión Martí, Meizoso indicó que la lancha que sacaría a los migrantes del país fue embestida con toda intención por una unidad de guardacostas.

“Nos montamos en la lancha y, cuando salimos, él [conductor] disminuyó la velocidad porque se vio cerrado por todos lados, porque venía otra lancha. Cuando les pasamos por al lado, él [oficial de las Tropas Guardafronteras] dijo: ‘Ahora los voy a partir al medio’, y después nos embistió y la partió al medio”, relató la mujer.

Según la sobreviviente, la lancha que los sacaría a los migrantes terminó casi destruida a causa de los impactos.

“La partió, sí, yo vi los pedazos de lancha, y yo perdí el conocimiento del golpe que me dio en la cabeza, y ahí fue cuando perdí a mi niña en los brazos, y la ola me tiraba para encima de un pedazo de la lancha. Y ahí fue cuando reaccioné y empecé a gritarle a mi hermano, que mi niña dónde estaba”, expresó.

La nota oficial difundida por medios oficiales cubanos refiere que fueron rescatadas 18 personas, así como los cuerpos de cinco fallecidos, entre ellos la hija de Diana Meizoso. Hasta el cierre de esta nota sumaban ocho muertos por el hundimiento de la embarcación.

Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +525545038831, también puedes suscribirte a nuestro boletín electrónico dando click aquí.




María Elvira Salazar: “Nuevamente pierde el pueblo cubano”

María Elvira Salazar, cubano, lancha

MADRID, España.- La congresista republicana María Elvira Salazar reaccionó este sábado tras la muerte de cinco cubanos, ocurrida por una embestidura del régimen a la lancha en que intentaban escapar de la Isla.

“El régimen de Castro/Díaz-Canel es el único responsable por estas muertes en Bahía Honda. Esa es su continuidad: son los mismos terroristas y sanguinarios de siempre”, denunció la congresista a través de Twitter.

Desde un video compartido en la red social señaló que este hecho demuestra “quiénes son los que están al frente del régimen castrista: unos sanguinarios”.

¿Por qué van a embestir una lancha que solamente quiere irse de Cuba?, cuestión Salazar.

“Nuevamente pierde el pueblo cubano, pero el castrismo terminará pronto (…) Esos cinco muertos representan al resto del pueblo cubano, que lo único que quiere es libertad, por eso se estaban yendo, pero nosotros nos vamos a encargar de que estos muertos no sean olvidados”, agregó.

Por su parte, la activista Anamely Ramos, en respuesta a la versión del régimen, preguntó: “¿Y no se estimula la salida, ilegal o de cualquier tipo, cuando la Seguridad del Estado amenaza a activistas y ciudadanos con la cárcel si no se van del país? Y más que estimular: cuando se saca a presos de las cárceles y se les lleva al aeropuerto para que crucen fronteras luego.

En su nota sobre el siniestro, el Ministerio del Interior (MININT) culpó al Gobierno de Estados Unidos: “Un nuevo suceso con desenlace fatal ocurre como consecuencia de la política hostil y cruel del gobierno de los Estados Unidos contra Cuba que tolera y estimula las salidas ilegales desde Cuba al permitir la permanencia en su territorio de migrantes irregulares”.

Por su parte, la también activista Saily González apuntó: “Hoy hay luto y dolor por la familia cubana”.

Mientras que La Nueva Cuba destacó que “no hay absolutamente nada que justifique que una embarcación civil, que llevaba civiles -otra- termine hundida. No hay absolutamente nada que justifique otros cinco cubanos muertos. No hay absolutamente nada que justifique otra bebé ahogada. Nada”.

María Elvira Salazar, Cuba, lancha

El hundimiento de la lancha perpetrado este viernes por los guardafronteras cubanos  provocó la muerte a cinco personas: un hombre, tres mujeres y una niña de dos años.

El periodista Mario J. Pentón, que conversó con familiares de los fallecidos y personas cercanas a los sobrevivientes, informó que la lancha de los migrantes cubanos en ningún momento hizo resistencia a los guardafronteras, que arremetieron contra ellos.

El reportero agregó que las personas en Bahía Honda, Provincia de Artemisa, de donde procedían los fallecidos, están “en shock”.

Según confirmaron a Pentón fuentes cercanas, tres personas continúan desaparecidas, aunque el régimen de la Isla no se ha pronunciado al respecto.

Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +525545038831, también puedes suscribirte a nuestro boletín electrónico dando click aquí.




Fallece el policía de Miami-Dade que fue baleado por el sospechoso de un robo

César Echaverry, policía

MIAMI, Estados Unidos. – El oficial César Echaverry falleció este miércoles en el Jackson Memorial Hospital, dos días después de recibir un disparo en la cabeza mientras intentaba arrestar al sospechoso de un robo a mano armada en el condado de Broward, informó el director de la Policía de Miami-Dade, Alfredo “Freddy” Ramírez.

“Es con gran tristeza y pesar en el corazón que anunciamos el fallecimiento prematuro del agente César ‘Echy’ Echaverry. Rodeado de seres queridos, Echy sucumbió a sus heridas después de una breve batalla por su vida”, escribió Ramírez en Twitter.

“El oficial Echaverry murió en el cumplimiento de su deber mientras servía y protegía a nuestra comunidad (…). Nunca olvidaremos la valentía y el sacrificio de Echaverry. Buena suerte, hermano”, agregó.

El joven policía fue ingresado en el Jackson Memorial Hospital después de recibir una grave herida en la cabeza que le provocó muerte cerebral. Echaverry fue abatido con un arma de fuego por el sospechoso de un robo, el pasado lunes.

Mientras, el sospechoso fue identificado como Jeremy Willie Horton y fue abatido durante el tiroteo.

El oficial formaba parte del grupo antirrobos de la Policía de Miami-Dade y trabajaba en algunos de los vecindarios más criminales del condado, según medios locales.

César Echaverry
César Echaverry (Foto: Departamento de Policía de Miami-Dade)

Tras conocerse el fallecimiento del joven policía, la alcaldesa de Miami-Dade, Daniella Levine Cava, aseguró en un comunicado que el condado era “más seguro” gracias a la valentía y el sacrificio de Echaverry.

“Estoy desconsolada por la muerte del detective César Echaverry. Dio su vida para detener a un criminal violento, y estaremos eternamente agradecidos por su servicio desinteresado y sacrificio a nuestra comunidad. Echy, como lo conocía cariñosamente su familia policial, siempre será recordado por su valentía, su sentido del deber y su inquebrantable dedicación para mantener seguros a nuestros residentes”, escribió Levine Cava.

“Echy estuvo en la primera línea del trabajo del Departamento de Policía de Miami-Dade para prevenir y resolver el crimen todos los días”, agregó.

Echaverry es el primer policía de Miami-Dade que muere en el cumplimiento de su deber desde 2011, según el periódico El Nuevo Herald.

También es el primer oficial del sur de Florida asesinado desde el 18 de octubre de 2021, cuando fue ultimado a tiros Yandy Chirino, un oficial de Hollywood, condado de Broward.

Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +1 (786) 316-2072, también puedes suscribirte a nuestro boletín electrónico dando click aquí.




Hallan muerto en La Habana a un cubano de 86 años desaparecido desde hace 20 días

Cubano, Desaparecido

MIAMI, Estados Unidos. — El cuerpo de cubano de 86 años que se encontraba desaparecido desde hace 19 días fue encontrado  sin vida este miércoles, informó hoy el portal digital Diario de Cuba.

Se trata de Lázaro Toca Núñez, residente en la provincia de La Habana, quien había sido visto por última vez el 8 de julio.

La información sobre el descubrimiento del cadáver fue hecho a diario de Cuba por su hija, Graciela Toca, quien declinó ofrecer más detalles al medio independiente.

Tras la desaparición de la víctima, su hija y sus hermanos le buscaron “en hogares de ancianos y otros lugares”.

“Supimos de su desaparición porque fueron a buscarlo a su casa ya que ese día no se presentó en el trabajo. Mi padre es custodio de un centro estatal en Guanabacoa y lo consideraban mucho por su edad”, había declarado anteriormente a Diario de Cuba la hija del fallecido.

Durante los últimos años se han hecho frecuentes en Cuba las desapariciones, asesinatos y feminicidios, hechos suelen ser poco abordados por la prensa estatal de la Isla.

A inicio de julio el Ministerio del Interior de cuba (MININT) confirmó la muerte del profesor espirituano Santiago Morgado, cuyo asesinato había sido informado previamente por medios independientes y a través de usuarios en redes sociales.

Días antes, el 26 de junio, fue encontrada muerta la joven de 22 años Claudia Montes tras 14 días desaparecida. La víctima residía en la provincia de Matanzas.

Muestra de la violencia en Cuba durante los últimos años son los 86 feminicidios que se han reportado en la Isla desde inicios de 2020 hasta la fecha, según datos recogidos por organizaciones independientes defensoras de la mujer.

Cabe señalar que la mayoría de esos crímenes no han sido reportados por el régimen cubano, que desde el 2016 no emite estadísticas oficiales al respecto.

El último feminicidio registrado en el país se habría producido el sábado 2 de julio. La víctima fue Arletty Reyes Batista, una joven cubana de 24 años cuyo presunto asesino fue un hombre que le ofreció “botella” en su automóvil en horas de la madrugada.

El asesinato de Reyes Batista se convirtió en el feminicidio número 17 que se reporta en Cuba en lo que va de año.

Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +1 (786) 316-2072, también puedes suscribirte a nuestro boletín electrónico dando click aquí.




La revolución del crimen: cinco grandes masacres perpetradas por el castrismo

MIAMI, Estados Unidos. — Fusilamientos masivos, asesinatos extrajudiciales, enterramientos en fosas comunes, embarcaciones hundidas y derribos de avionetas han sido solo algunas masacres perpetradas por el castrismo en más de sesenta años de dictadura.

Pese al extenso historial de violencia del régimen cubano, la mayoría de estos sucesos aparecen como pasajes olvidados de la historia, ignorados inclusos por muchos cubanos.

Estos crímenes han sido documentados por plataformas como Archivo Cuba, que se han encargado de ubicar hechos y víctimas, así como de trabajar en la identificación de los responsables directos.

A continuación, enumeramos cinco de las masacres más conocidas del castrismo, con saldo total de más de un centenar de muertos.

Masacre de la loma de San Juan

Fusilamiento en la Sierra Maestra (Foto: Internet)

El 12 de enero de 1959 71 cubanos fueron fusilados en la loma de San Juan (Santiago de Cuba) por orden directa de Raúl Castro. De acuerdo con la organización no gubernamental Archivo Cuba, la mayoría de los ejecutados fueron miembros de la policía y del ejército del régimen de Fulgencio Batista.

La ONG señala que estos oficiales fueron sometidos a un juicio sumario sin abogados defensores ni pruebas que los incriminaran en crímenes previos.

Según Archivo Cuba, los oficiales y soldados condenados fueron conducidos en camiones a la loma de San Juan y alineados en pares, siendo fusilados frente a una fosa recién cavada.

Fusilamientos en la Cabaña

fusilamiento 1959 cuba
Fusilamiento en enero de 1959 (Foto: Internet)

La ejecución de cientos de personas presuntamente vinculadas al régimen de Fulgencio Batista ha sido una de las páginas más oscuras y criticadas en la historia del régimen cubano.

De acuerdo con Archivo Cuba, de enero a junio de 1959 se llevaron a cabo en Cuba un total de 658 ejecuciones de ese tipo en la Isla, 58 de ellas en La Cabaña.

Al frente de la mayoría de los fusilamientos en la fortaleza habanera estuvo Ernesto “Che Guevara, responsable directo de al menos 79 ejecuciones. La mayoría de las víctimas fueron ultimadas en juicios sumarísimos en los que resaltó la ausencia total de garantías procesales.

Aunque la viuda del “Che Guevara, Aleida March de la Torre, aseguró en su libro Evocación: mi vida al lado del Che que el guerrillero argentino no participó en los llamados tribunales revolucionarios ni en las ejecuciones, otros testimonios de cubanos sostienen lo contrario.

“Recuerdo que el Che, aunque no asistió a ninguno de estos juicios, ni tampoco presenció los fusilamientos, sí participó en algunas apelaciones y se entrevistó con algunos familiares que iban a pedir clemencia”, señaló March de la Torre en su libro.

En cambio, el escritor y académico cubano Jacobo Machover confirmó la participación directa del argentino en los “tribunales revolucionarios” y su responsabilidad en una comisión de apelación que “jamás conmutó una sola sentencia capital”.

“Él mismo asistía a los fusilamientos llevados a cabo en la fortaleza de La Cabaña en La Habana, difundidos por televisión y por los noticieros cinematográficos”, apuntó Machover en una solicitud hecha en diciembre de 2017 a la alcaldía de París para que retirara una exposición en homenaje a la figura del “Che” Guevara por su implicación en estas ejecuciones.

Masacre del río Canímar

Masacre del río Canímar, Cuba
Embarcación con turistas a bordo transitando por el río Canímar (Foto: 14ymedio)

En 1980 se inauguró en Cuba un servicio de excursiones turísticas en el barco XX Aniversario, que tenía capacidad para alrededor de 100 pasajeros. Navegaba hacia el interior alrededor de cinco millas a lo largo del pintoresco río Canímar, que desemboca en la bahía de Matanzas cerca de la playa de Varadero.

El 6 de julio de ese año, en el marco del éxodo del Mariel, tres jóvenes armados secuestraron la embarcación. Luego de una dilatada persecución en la que intervinieron fuerzas aéreas y marítimas de las FAR, el XX aniversario terminó hundido en aguas internacionales.

La orden de Fidel Castro era clara: evitar a toda costa la salida de la embarcación hacia Estados Unidos.

En el agua, los sobrevivientes enfrentaban disparos y tiburones atraídos por la sangre. Silvio Águila y Roberto Calveiro, dos de los tres jóvenes que tomaron el XX aniversario se lanzaron al agua y salvaron a varios sobrevivientes de morir ahogados.

Señala Archivo Cuba que Silvio y Roberto fueron condenados a treinta años de prisión y cumplieron parte de la sentencia en la prisión Combinado del Este en La Habana. Fueron sometidos a tortura psiquiátrica con drogas psicotrópicas y al menos Roberto estuvo recluido en celdas oscuras durante cuatro años (1983-1987). Ambos fueron liberados gracias a la intervención de políticos españoles y partieron rumbo al exilio en el país ibérico.

Hundimiento del remolcador “13 de marzo”

Homenaje a víctimas del remolcador “13 de marzo” (Foto: EFE)

El 13 de julio de 1994, en medio del éxodo de balseros que sacudía el estrecho de Florida, fuerzas del régimen cubano hundieron el remolcador 13 de marzo.

La embarcación, con 72 personas a bordo que intentaron escapar de Cuba, fue atacada con potentes chorros de agua por las autoridades hasta hundirla, provocando la muerte de 41 personas, entre ellas diez niños.

En los días posteriores al naufragio, familiares de las víctimas que perecieron ahogadas se dirigieron a las autoridades cubanas a fin de rescatar los cuerpos que se encontraban en el fondo del mar. Pese a su responsabilidad en la tragedia, el régimen cubano alegó que no contaba con buzos especializados para rescatar los cadáveres.

La organización sin fines de lucro “Hermanos al Rescate” solicitó autorización al Gobierno cubano para sobrevolar el lugar de los hechos, a fin de ayudar a rescatar los cadáveres, pero la petición fue rechazada de inmediato.

Cabe señalar que casi 20 años después del suceso ninguno de los cuerpos de los ahogados ha sido rescatado por las autoridades cubanas.

Derribo de las avionetas de Hermanos al Rescate

Hermanos al Rescate, Avionetas, Cuba
José Basulto frente a una de las avionetas de Hermanos al Rescate (Foto: AFP)

El 24 de febrero de 1996 fueron asesinados cuatro jóvenes cubanoamericanos de la organización humanitaria Hermanos al Rescate mientras realizaban sus habituales incursiones para ayudar y rescatar los balseros cubanos que intentaban arribar a Estados Unidos a través del estrecho de Florida.

La masacre fue perpetrada por aviones de combate Migs de la Fuerza Aérea del régimen castrista, que dispararon misiles a dos de las avionetas de Hermanos al Rescate.

Constituida por pilotos civiles mayoritariamente, y dirigida por el opositor José Basulto, Hermanos al Rescate llegó a tener una flota de 10 aviones.

En 2021 falleció en Cuba el general de División de la Reserva, Rubén Martínez Puente, quien dio la orden de derribar las avionetas mientras sobrevolaban el espacio aéreo internacional.

Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +1 (786) 316-2072, también puedes suscribirte a nuestro boletín electrónico dando click aquí.