La renegociación de la deuda y las inversiones extranjeras

La renegociación de la deuda y las inversiones extranjeras

Habiendo llegado a un acuerdo con el Club de París, la inseguridad de la economía todavía frena la llegada a Cuba de recursos extranjeros

Bruno Bezard, presidente del Club de París (foto tomada de internet)
Bruno Bezard, presidente del Club de París (foto tomada de internet)

LA HABANA, Cuba.- El Club de París acordó refinanciar los 11 084 millones de dólares adeudados por Cuba en pasivo a mediano y largo plazo, de los cuales condonó unos 8 484 millones de dólares en intereses de mora. El gobierno cubano se comprometió a pagar los 2.600 millones de dólares restantes en un plazo de 18 años, según se informó en un comunicado del Ministerio de Economía francés, el 12 de diciembre. También el periódico Granma reprodujo la noticia de Prensa Latina. Se trata de la deuda acumulada desde la cesación de pagos en 1986.

Luego de dos años de negociaciones,  el gobierno cubano se comprometió al pago con vista a regularizar sus atrasos, imprescindible para la normalización de sus relaciones financieras, durante una reunión en la capital francesa, del 10 al 12 de diciembre. Las agencias de crédito a la exportación de los países miembros del Club de París podrán reanudar sus actividades crediticias con el gobierno cubano.

Los integrantes del Club son Australia, Austria, Bélgica, Canadá, Dinamarca, Finlandia, Francia, Alemania, Irlanda, Italia, Japón, Suiza, Países Bajos, Noruega, Rusia, España, Suecia, Suiza, Reino Unido y Estados Unidos, y solo algunos eran acreedores de Cuba, mientras Rusia había tenido el mayor monto de la deuda cubana. Las empresas de esos países impulsaron el entendimiento y la condonación de deudas por el interés de participar en el programa cubano para atraer más de 6 000 mil millones de inversiones extranjeras  a corto plazo, y llegar a la isla antes que las empresas norteamericanas, con las cuales la competencia sería muy fuerte.

El monto de la deuda descendió notablemente cuando en octubre de 2013 Rusia acordó condonar el 90 % de 20 000 millones de dólares más intereses, 32 000 millones en total, adeudados a la Unión Soviética, y que facilitará las inversiones de las empresas rusas, mientras Cuba pagará los 3,2 miles de millones restantes en 10 años. También Japón perdonó el 80% de los 1,4 mil millones adeudados en 2012,  y el resto se amortizará en 20 años. A España se adeudaba 2 470 millones de dólares, de los cuales 1 879 millones eran intereses que ese país condonó recientemente, y los 537 millones restantes era la deuda principal, que quedó pendiente.

Fuera del Club de París, Cuba reestructuró la deuda comercial con China, estimada en        unos 6 000 millones de dólares en 2000. Por su parte, México condonó el 70% de los 478 millones de dólares acumulados desde 1990, y 146 millones serán pagados en 10 años.

Raúl Castro manifestó que “durante el primer semestre (de 2015) hemos enfrentado severas restricciones financieras externas, sin embargo el país ha continuado cumpliendo rigurosamente sus obligaciones de pago con acreedores y proveedores extranjeros, práctica que favorece el paulatino restablecimiento de la credibilidad de la economía nacional”, en la clausura de la sesión de la Asamblea Nacional del Poder Popular, el 15 de  julio de 2015.

El incumplimiento de los compromisos había restringido las posibilidades de financiamiento externo, mientras Cuba no puede acceder a ninguna institución crediticia internacional. El acuerdo alcanzado con el Club de París facilita lograr créditos. Esto resulta aún más importante después de las elecciones parlamentarias en Venezuela del 6 de diciembre, cuando la oposición obtuvo las dos terceras partes de los diputados, y podría revisar los acuerdos internacionales. El presidente se ha esforzado por diversificar las relaciones económicas y comerciales desde que llegó al poder, y atraer inmensas inversiones extranjeras, pero en esto avanza con lentitud al unísono con la aplicación sin prisa de las reformas internas.  La inseguridad de la economía, la falta de liquidez y la carencia de garantías todavía frenan la llegada de recursos extranjeros.

Miriam Leiva

Miriam Leiva, Villa Clara, 1947. Periodista independiente desde 1995. Vicepresidenta de Sociedad de Periodistas Manuel Márquez Sterling. Miembro fundadora de Damas de Blanco en marzo de 2003. Diplomática, profesora invitada del Instituto Superior de Relaciones Internacionales. Funcionaria del Ministerio de Relaciones Exteriores, del cual fue expulsada en 1992.
Actualmente mantiene el blog Reconciliacion Cubana www.reconciliacioncubana.com
Traductora y profesora de inglés
e-mail: [email protected]
http://blogs.cope.es/desdecuba/

[fbcomments]