1

Fidel Castro, André Voisin y el fracaso del experimento ganadero

Fidel Castro y Ubre Blanca

LA HABANA, Cuba. ─ Un frustrado proyecto para el desarrollo de la ganadería cubana en los años 60 se basó en las teorías del científico francés André Voisin sobre el cruzamiento genético de razas bovinas, la inseminación artificial y el pastoreo intensivo.

Los estudios de Voisin, autor de varios libros sobre la agricultura y la ganadería, deslumbraron a Fidel Castro, que lo conquistó y trajo a Cuba para que pusiera en práctica sus teorías.

Particularmente interesaba a Fidel Castro combinar los genes de animales de pelambre rojiza con los de pelambre negra, con lo cual esperaba que se obtendrían nuevas variedades de rumiantes que producirían más carne y leche. La denominación dada a estas especies fue F1 y F2. La F, por supuesto, era por Fidel.

Mi finada amiga Naty Revuelta, examante de Fidel Castro y con quien tuvo una hija, Alina Fernández, me contó que fue ella la encargada de viajar a Francia como diplomática para establecer contacto con Voisin e invitarlo a viajar a Cuba, donde aplicaría sus experimentos. En su casa en el reparto Kohly, Naty Revuelta me enseñó dos fotografías dedicadas a ella por Voisin y su esposa.

Fidel Castro junto a André Voisin
Fidel Castro junto a André Voisin (Foto de archivo)

André Voisin aceptó la invitación de Castro. Llegó a Cuba el 3 de diciembre de 1964, brindó conferencias en la Universidad de La Habana y el día 11 se le otorgó el título de Doctor Honoris Causa. Pero el 21 de diciembre, 18 días después de llegar a Cuba, murió a consecuencia de un infarto cardiaco.

Aquel contratiempo no amilanó a Fidel Castro, que continuó con sus planes ganaderos. Aquellos planes llegaron a convertirse casi en una obsesión para el Comandante con los resultados alcanzados por la vaca Ubre Blanca, que llegó a producir hasta 110,9 litros de leche en un día.

La prensa oficial, casi a diario, anunciaba los resultados de esta campeona mundial bovina. El Máximo Líder pronosticaba que alcanzaríamos un gran desarrollo ganadero, tendríamos ríos de leche y abundante carne, para la población y para exportar.

De aquella época fue el spot televisivo de la vaca Matilda. Otra vaca que se hizo popular fue Pijirigua, la que quería “seguir a la antigua”, de la canción de Pedro Luis Ferrer Inseminación artificial.

Los alucinantes planes ganaderos de Fidel Castro, que incluían las vacas enanas, parecían de ciencia ficción. Y resultaron un fracaso.

Ubre Blanca tuvo que ser sacrificada al contraer cáncer, tal vez por el exceso de ordeño al que fue sometida. Hoy, está momificada en el Instituto de Ciencia Animal y tiene una estatua en la Isla de la Juventud.

Sobre Ubre Blanca, el desaparecido cineasta Enrique Colina, en coproducción con Francia, realizó en el año 2013 un documental titulado La Vaca de Mármol, que nunca han permitido que se exhiba en los cines cubanos.

Los restos de André Voisin reposan en el panteón de la Academia de Ciencias en el Cementerio de Colón. Un hecho curioso es que en el mismo panteón de mármol negro, al lado de los restos de Voisin, descansan los de Fidel Ángel Castro Díaz-Balart, el mayor de los hijos de Fidel, quien se suicidó en 2018.

Tumba de André Voisin
Tumba de André Voisin (Foto: Cortesía del autor)

André Voisin no vivió para comprobar que sus teorías científicas eran erradas. El Comandante en Jefe sí vivió lo suficiente para ver el fracaso de sus caprichosos y absurdos planes ganaderos, que ocasionaron la destrucción de la masa bovina y pérdidas millonarias en la economía nacional.

Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +1 (786) 316-2072, también puedes suscribirte a nuestro boletín electrónico dando click aquí.