The New York Times sobre derechos de homosexuales en Cuba

The New York Times sobre derechos de homosexuales en Cuba

Según el diario las malas relaciones han impedido a Washington apoyar a los homosexuales como ha hecho en otros países, pero al mismo tiempo elogia la labor de Mariela Castro

Editorial NYTREDACCION. — El diario The New York Times destacó hoy la evolución de los derechos de las personas homosexuales en Cuba durante los últimos años y confió que el acercamiento entre la isla y Estados Unidos permita seguir avanzando.

El periódico, que en los últimos meses ha dedicado gran atención a Cuba, señala en un editorial publicado en inglés y español que la “visible y fortalecida comunidad gay ofrece esperanzas de que otras libertades se asentarán” en el país.

El diario relata la mejora de la situación de la comunidad homosexual gracias a los movimientos ciudadanos y el liderazgo de Mariela Castro, hija del presidente cubano. “Algunos diplomáticos en La Habana ven el progreso que se ha hecho en el ámbito gay como un potencial modelo para expandir otro tipo de derechos civiles, en una de las sociedades más reprimidas del mundo”, señala el periódico.

Según The New York Times, las malas relaciones han impedido a Washington apoyar activamente a los homosexuales como ha hecho en otros países, dado que la mayoría de los activistas cubanos se oponen a colaborar con el Gobierno estadounidense por su política enfocada a derribar el régimen. “Esta actitud, compartida por muchos, ha frustrado esfuerzos por parte de Estados Unidos para promover la libertad de prensa y el derecho de asamblea.

El giro en la política estadounidense va a lograr que más cubanos estén dispuestos a cooperar con Estados Unidos”, subraya el periódico.

En los últimos meses, The New York Times ha encabezado la campaña de una normalización de las relaciones entre EE.UU. y Cuba, ya antes del anuncio hecho esta semana por el presidente, Barack Obama.

Lo que no dice The New York Times es que el régimen cubano niega libertades de asociación a organizaciones LGBT independientes, que denuncian el machismo, la discriminación y  la represión a que son sometidos homosexuales, transgéneros y bisexuales por la policía y otras fuerzas represivas.

Resulta ridículo que Mariela Castro, hija del dictador, proclamada heterosexual, represente a toda la población LGBT y que sea la única voz que hable en su nombre en foros nacionales e internacionales.

AGENCIAS / CUBANET

RELACIONADO: REUNION LGBT EN VARADERO, PANTALLA DE HUMO PARA TAPAR LA REPRESIÓN 

 

[fbcomments]