Seguridad del Estado amenaza a editora de la revista “La Hora de Cuba”

Seguridad del Estado amenaza a editora de la revista “La Hora de Cuba”

Los agentes advirtieron a la joven sobre las consecuencias que pudiera tener para ella y para su familia el trabajo en esa revista independiente

Isel Arango
Isel Arango (Foto Facebook/La Hora de Cuba)

MIAMI, Estados Unidos. – El acoso y la persecución del régimen cubano contra los medios independientes continúa. Este martes, la editora de La Hora de Cuba, Isel Arango, fue interrogada y amenazada por la Seguridad del Estado de Camagüey, que advirtió a la joven sobre las consecuencias que pudiera tener para ella y para su familia el trabajo en esa revista independiente.

La joven publicó en su cuenta en Facebook que el encuentro tuvo lugar en las oficinas de inmigración situadas en el reparto Vista Hermosa, ubicado en la capital provincial.

“El objetivo de la entrevista fue claramente la intimidación. No faltaron las advertencias y amenazas sobre las consecuencias que podrá tener para mí y para mi familia mi próximo viaje a Chile”, escribió Arango.

Durante el interrogatorio, la joven pudo comprobar el chequeo permanente de la policía política hacia ella luego de que los agentes abordaran su no asistencia al “debate” previo al referendo y a la posterior votación del 24 de febrero.

“La entrevista no fue breve, pero los detalles me parecen irrelevantes. Entre otras cosas pude constatar cuán limitada concepción de las libertades individuales tienen estas personas, si es que tienen alguna. Según ellos, nuestro “bondadoso” gobierno nos permite incluso tener ideas u opiniones contrarias a él, siempre y cuando no actuemos de acuerdo con ellas. ¿Acaso no es ese el significado de la palabra represión? Y, ¿es que podrían, si quisieran, prohibirnos pensar diferente?”, agregó la joven.

No es la primera vez que la Seguridad del Estado en Camagüey arremete contra La Hora de Cuba. Su director y fundador, Henry Constantin, ha sido amenazado en varias ocasiones por la policía política. Algo similar ha ocurrido con el poeta y escritor Rafael Almanza, colaborador permanente de ese medio.

[fbcomments]