Policía busca confesión de robo en cooperativa de Matanzas

Policía busca confesión de robo en cooperativa de Matanzas

Tienen detenida a una pareja de jóvenes, aplicando tortura psicológica para que se auto inculpen, dice la madre de uno de ellos

Limonar, Matanzas_foto tomada de internet
Limonar, Matanzas_foto tomada de internet

MATANZAS, Cuba.- La Policía Nacional Revolucionaria (PNR) y el Departamento Técnico de investigaciones (DTI), de la provincia Matanzas, realizaron un amplio operativo para arrestar a un joven matrimonio, a quienes acusan de ser los responsables de un robo de 111 mil pesos en Moneda Nacional (MN), algo que los vecinos estiman como poco probable.

“Había que ver el artistaje que formaron ellos (los policías)”, señaló Alicia Céspedes, madre de Antonio Linares Céspedes, de 21 años, quien resultó arrestado, junto a su esposa Misleidis, de 20 años, luego de que la policía concluyera un registro en la vivienda de la madre de la joven, en el poblado San Francisco, del municipio Limonar.

Según comentaron algunos de los policías enrolados en el operativo, el registro, que tuvo lugar en la mañana del pasado miércoles, se llevó a cabo para darle finalidad a un seguimiento del que venía siendo blanco el matrimonio. Los arrestados fueron presentados como responsables del robo ocurrido hacia más de tres meses en la Cooperativa de Créditos y Servicios (CCS) Juan Ávila, en San Francisco, donde fueron sustraídos 111 mil pesos MN, -un equivalente a 4 mil 440 dólares estadounidenses.

De acuerdo con lo que refiere Alicia, su hijo y la esposa fueron señalados como sospechosos “por el simple hecho de que se habían comprado una cadena de oro, un teléfono celular y que habían rentado una casa en la ciudad de Matanzas por un precio de 60 CUC al mes”.

La mayoría de los residentes de San Francisco, que ronda los 3 mil habitantes y está ubicado a unos 100 kilómetros al este de La Habana, estiman que la pareja es inocente y creen que la Policía sólo los está queriendo responsabilizar injustamente de un caso por el cual ya fueron sancionados, a 200 pesos de multa, todos los trabajadores de las oficina de la CCS.

La perfección con que hicieron el robo, donde no quedaron huellas ni hubo roturas visibles, es lo que valoran los residentes de San Francisco para considerar a la pareja como inocentes.

La tortura psicológica es un arma que suelen usar con efectividad los cuerpos represivos al servicio del gobierno cubano, y conforme a lo que sostiene Alicia, este es el método que están aplicándoles a su hijo y su nuera para que se responsabilicen con el hecho.

“A mí hijo no lo maltratan tanto. Pero a Misleidis es cruel el trato que le dan. La mantienen casi todo el día llorando por las cosas que le dicen que le van hacer sino acaba de decir que ellos fueron los que robaron. La están enfermando de los nervios”, denunció Alicia al salir de una visita a la que tuvo derecho ayer jueves.

[fbcomments]