En secreto, proceso investigativo contra miembros de UNPACU

LA HABANA, Cuba, 30 de mayo de 2013, Yaremis Flores/ 173.203.82.38.- El abogado de la organización estatal Bufetes Colectivos,  que representa a Roberto Hernández Barrios y a Wilberto Parada Milán, miembros de la opositora Unión Patriótica de Cuba (UNPACU), aún no ha podido acceder al expediente investigativo radicado al número 3-320/2013, según denuncian sus esposas.

“El abogado fue el pasado jueves a la Unidad Policial ubicada en Picota y Paula, esperó en vano a la Coronel Tamara para poder ver el expediente”, dijo Yudisnelis Rodríguez Reina, esposa de Parada Milán.

“Él preguntó al Instructor y éste respondió en varias ocasiones que el expediente estaba en la Fiscalía Municipal. Allí le dijeron que no, que a lo mejor estaba en la instancia provincial. Luego le dijeron que probablemente estaba en el tribunal municipal, y debía esperar 20 días”, dijo la esposa de Hernández Barrios, llamada  Niurka Fuentes Martínez.

De estar el expediente en el juzgado, ya el Fiscal hubiera notificado su petición. Por lo que esposas alegan “nos están ocultando información y negando el derecho a la defensa, pues desconocemos las pruebas que hay en contra de ellos”.

Ambos opositores se encuentran recluidos en el Centro Penitenciario Valle Grande, por un presunto delito de Atentado. ” El pasado 30 de marzo fueron detenidos en Obispo y Compostela, Habana Vieja, de forma violenta por la policía nacional, el número de chapilla de uno de los agentes actuantes es 04280″, precisó una de las fuentes.

“Ese día me detuvieron con el pretexto de que tenía un seguimiento, días antes habíamos sido detenidos por defender a unos cuentapropistas santiagueros que protestaron ante la policía. Nos humillaron delante de todos”, contó Wilberto en una carta.

Por su parte, Roberto Hernández, coordinador de UNPACU en Habana Vieja, contó que en el momento de la detención “a Wilberto lo agarraron por el cuello, lo tiraron al suelo y quedó inconsciente con una herida en la cabeza y la clavícula montada, la camisa estaba llena de sangre. Le dieron patadas, yo estaba esposado, entonces me lesionaron el codo del brazo izquierdo.

Según la esposa de Roberto, este ha exigido a las autoridades que revisen las grabaciones de las cámaras de vigilancia de la zona, las cuales demuestran que ellos no cometieron ningún delito.

Los golpes recibidos por Wilberto requirieron una sutura de siete puntos. “Aún se queja de dolores de cabeza”, dijo su esposa. Según información que no ha podido ser corroborada, ambos se encuentran en huelga de hambre.

Otros miembros del activo grupo opositor han sido enjuiciados por tribunales cubanos, sin respetar garantías procesales. En el pasado año, Bismark Mustelier Galán, uno de los principales portavoces de UNPACU fue condenado a dos años de prisión. La Fiscalía le imputó delitos de desorden público y atentado contra un funcionario de gobierno.

Roelvis Cuba-Sendó, otro activista de la organización, también  fue condenado a un año y seis meses de privación de libertad por un supuesto desacato y resistencia a la autoridad.

[fbcomments]