Médicos: el hambre en Cuba deja consecuencias físicas y psicológicas

Médicos: el hambre en Cuba deja consecuencias físicas y psicológicas

“Para mantenernos saludables necesitamos consumir más de 40 nutrientes en la dieta, pero en este momento el cubano no cuenta con ese patrón”

hambre Cuba alimentación
Hambre en Cuba (foto archivo)

MIAMI, Estados Unidos.- La falta de nutrientes necesarios para una buena alimentación, incluso ahora, en 2020, poco más de dos décadas después del Periodo Especial en Cuba, en el que la hambruna dejó huellas permanentes entre los cubanos, supone un peligro en cuanto a enfermedades y trastornos hormonales y físicos, advirtieron dos médicos de la Isla en entrevista con Radio Televisión Martí.

Según los galenos, “la aparición de casos de neuropatía, tuberculosis y otras enfermedades oportunas podrían estar ya golpeando, en una segunda vuelta, a los cubanos”.

Al respecto, Ramón Zamora, un profesional cubano residente en Holguín, que no ejerce en este momento por haber sido separado del sistema de salud, asegura que “la falta de vitaminas, fibras dietéticas, fitoquímicos y otros nutrientes provocan desnutrición, anemia nutricional, osteoporosis, bocio endémico, caries dentales, cáncer y cardiopatías, entre un gran número de patologías”.

“Para mantenernos saludables necesitamos consumir más de 40 nutrientes en la dieta, pero en este momento el cubano no cuenta con ese patrón, por eso no es exagerado afirmar que la población está desnutrida y su sistema inmunológico deprimido”, dijo Zamora, que aseguró que el cubano de a pie “pasa hambre”.

Las vivencias del Periodo Especial en la década de 1990 están frescas en la memoria de José Raúl Rodríguez Rangel, un médico natural de Cienfuegos que abandonó la Isla hace dos años y ahora trabaja en Buenos Aires.

Rodríguez Rangel contó a Martí que en plena crisis en los 90 se graduó de medicina y comenzó a trabajar en los llamados Consultorios del Médico de la Familia en la Isla. En ese entonces, recuerda, tuvo que atender decenas de casos de pacientes aquejados de neuropatías y otras enfermedades “oportunistas” que aparecen cuando el organismo está vulnerable.

El doctor recordó que esa época de “hambruna” dejó “huellas para toda la vida”. El “déficit” de nutrientes en el ser humano impide que los huesos se desarrollen normalmente, y “provoca los famosos raquitismos y los trastornos en el crecimiento”, por lo que tuvo que tratar a decenas de pacientes con “trastornos en la maduración hormonal”, entre ellos casos de niñas que “tenían la primera menstruación a los 16 años”.

“La falta de vitaminas y grasas en las dietas produce una incompatibilidad a la hora de absorber hierro y ácido fólico” dijo. “En Cuba no hay limón, no hay naranja, no hay mandarina, no hay aceites” y cuando el cuerpo no recibe esos nutrientes que favorecen la absorción, aparecen otros trastornos, explicó a Martí.

De acuerdo a Rodríguez Rangel algunas de las secuelas de una insuficiente alimentación en esa época fueron “la neuritis óptica y la neuropatía periférica”, que afectaron la visión de un gran número de cubanos, y la deficiente maduración muscular en los recién nacidos.

“El niño debe sostener la cabeza levantada a los 3 meses, pero en realidad lo podían hacer meses después, otros caminaban pasado el año, y los médicos sabíamos que arrastraban carencias desde el vientre de la madre, que tampoco recibía una dieta balanceada”.

Así mismo, en el caso de los adultos y ancianos una mala alimentación provoca pérdida brusca de peso, lo que trae como consecuencia que los riñones desciendan y tengan fallos renales; “de igual manera se deprimen las defensas del organismo, porque la médula ósea no recibe los nutrientes que deben asistirla y “aparecen enfermedades oportunistas”.

Ahora, en medio de una nueva crisis de escasez y desabastecimiento, agravada con la pandemia de la COVID-19, acceder a productos alimenticios se ha vuelto una ardua tarea a lo largo y ancho de Cuba. “Es importante que los cubanos sepan que al régimen castrista no le interesa la salud del pueblo, y por tanto no se preocupa por brindarle una adecuada, sana y variada alimentación, dijo Zamora a Martí.

Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +1 (786) 316-2072, también puedes suscribirte a nuestro boletín electrónico dando click aquí.

Acerca del Autor

CubaNet

CubaNet

Noticias de Cuba – Prensa Independiente desde 1994

[fbcomments]