Regimen chavista bloquea acceso de emisarios de Bachelet a sótanos de tortura

Regimen chavista bloquea acceso de emisarios de Bachelet a sótanos de tortura

Aunque Maduro prometió que los oficiales tendrían “acceso pleno a los centros de detención para monitorear sus condiciones”, la realidad ha sido bien distinta

Agentes de la DGCIM con detenidos en Caracas
Agentes de la DGCIM con detenidos en Caracas (Foto Periodistasenespañol.com)

MIAMI, Estados Unidos. – La dictadura de Nicolás Maduro no quiere inspecciones de Naciones Unidas en los sótanos de la Dirección General de Contrainteligencia Militar (DGCIM). Así lo hizo saber a  la española Sara Nuero Escobar y al mexicano Carlos de La Torre, representantes de la comisión que dejó Bachelet para reunirse con los militares presos.

Aunque Maduro prometió a Bachelet que sus dos oficiales tendrían “acceso pleno a los centros de detención para poder monitorear las condiciones de detención y hablar confidencialmente con los privados de libertad”, la realidad ha sido bien distinta. De acuerdo con el diario argentino Infobae, ni Nuero Escobar ni de La Torre han logrado reunirse con ninguno de los presos y torturados retenidos en los “tenebrosos” sótanos de la DGCIM.

Para cumplir su labor en el país suramericano, los funcionarios de Derechos Humanos necesitan orden de aprobación por parte del mayor general Iván Hernández Dala, director de Contrainteligencia Militar, hecho que, hasta el momento, no ha ocurrido.

El interés de Naciones Unidas en inspeccionar las instalaciones de la DGCIM radica en contrastar los múltiples reportes sobre violaciones de los derechos humanos y torturas perpetrados por la policía política chavista.

También se han denunciado allanamiento de viviendas sin orden previa, unido al robo de dinero, joyas, ropa, alimentos y cuanto objeto de valor haya en la casa de los “investigados”, muchos de ellos detenidos sin orden judicial, torturados e incomunicados.

Pese a la negativa a la revisión de las instalaciones, la Comisión de Bachelet continúa insistiendo ante la DGCIM a la espera de una  respuesta para que se abran las puertas de las celdas.

[fbcomments]