Reclutas invaden las calles de La Habana

“Aquél que no vaya puede ir preso por traición”