Cuba autoriza alguaciles federales en vuelos de EEUU

Cuba autoriza alguaciles federales en vuelos de EEUU

Uno de los asuntos más polémicos para reiniciar las rutas áreas

United será una de las que cubra las rutas entre Cuba y EE.UU. (Imagen: enelaire.mx)
United será una de las que cubra las rutas entre Cuba y EE.UU. (Imagen: enelaire.mx)

MIAMI, Estados Unidos.- Uno de los puntos más polémicos en la reanudación de vuelos comerciales entre Estados Unidos y Cuba acaba de ser resuelto: el gobierno de la isla caribeña permitirá que agentes del Servicio de Alguaciles de los EE.UU. viajen a bordo de las rutas que se espera comiencen en pocas semanas entre ambos países.

Informa el Miami Herald que la Administración de Seguridad en el Transporte (TSA, por sus siglas en inglés) emitió una declaración dirigida al asunto de los alguaciles en los vuelos directos regulares desde y hacia Cuba, los cuales deberían finalmente reiniciarse tras más de cinco décadas.

“En el espíritu de mejorar la seguridad de la aviación civil internacional, los Estados Unidos y la República de Cuba llegaron a un acuerdo de seguridad de aviación que establece el marco legal para el despliegue de oficiales de seguridad (alguaciles aéreos federales) a bordo de ciertos vuelos a y desde Cuba”, recoge la declaración de la TSA, añadiendo que “por motivos de seguridad, no divulgaremos en cuáles vuelos irán los agentes”.

Los alguaciles aéreos sirven como “una última línea de defensa activa contra el terrorismo y la piratería aérea, y son una parte importante de una estrategia multicapa adoptada por los Estados Unidos para frustrar el terrorismo en el sector de la aviación civil”, dijo la TSA.

Durante un testimonio ante un comité de la Cámara de Representantes de EE.UU., Larry Mizell, representante del subcomité de la TSA, dijo que esta última ha trabajado con el gobierno de Cuba para “compartir las mejores prácticas y lecciones aprendidas”, y asegurarse de que cualquier preocupación por la seguridad descubierta en aeropuertos cubanos sea remediada.

El pasado julio, cuatro miembros del Congreso de los EE.UU. declararon su intención de detener los esfuerzos del administración Obama para reiniciar los vuelos regulares con Cuba, hasta que la TSA certificase que los aeropuertos en la isla cuentan con las medidas de seguridad apropiadas. Una de sus preocupaciones era si serían permitidos alguaciles federales en los aviones.

En tanto, el próximo 31 de agosto, un vuelo de la aerolínea JetBlue deberá viajar desde el Fort Lauderdale-Hollywood International Airport a Santa Clara, en el centro de Cuba.

Otras aerolíneas, entre ellas American Airlines, esperan por la aprobación final del gobierno cubano para inaugurar a principios de septiembre su servicio entre EE.UU. y aeropuertos cubanos que no incluyen la capital del país antillano. La Habana, por su parte, está aprobada para ocho aerolíneas, de acuerdo al permiso emitido por el Departamento de Transporte de EE.UU.

[fbcomments]