Opositores instan a cubanos de “dentro y fuera” a “desobediencia civil”

Opositores instan a cubanos de “dentro y fuera” a “desobediencia civil”

A pedir un referendo “verdadero” para que el pueblo decida si quiere un cambio constitucional y en tal caso conformar una Asamblea Constituyente

Los promotores de Cuba Decide, Rosa María Payá, Ramón Saúl Sánchez y Ramiro Gómez, participan en una rueda de prensa en Miami (elnuevoherald.com)

MIAMI, Estados Unidos.- Opositores cubanos instaron hoy en Miami a los cubanos de “dentro y fuera de la isla” a la “desobediencia civil” en las consultas para la nueva Constitución y a pedir un referendo “verdadero” para que el pueblo decida si quiere un cambio constitucional y en tal caso conformar una Asamblea Constituyente.

La opositora cubana Rosa María Payá explicó a Efe que la idea es que los cubanos en la isla participen en las asambleas y propongan “eliminar” el texto de la nueva Constitución, el cual considera “un nuevo fraude”, y que propongan a cambio un plebiscito vinculante en el que la ciudadanía decide.

Desde agosto Cuba abrió un proceso de consulta nacional del proyecto de nueva Constitución para recoger las sugerencias de los ciudadanos al texto ya analizado por la Asamblea Nacional (Parlamento unicameral), que tras este proceso será sometido a referendo en febrero del 2019.

Sin embargo, Payá, que lidera el movimiento Cuba Decide, señaló que se trata de una propuesta que “nace viciada de origen porque no nace del pueblo y no está escrita ni acordada por representantes legítimos del pueblo, elegidos en elecciones libres y plurales”.

Payá anunció hoy la campaña en rueda de prensa en Miami, acompañada de otros grupos opositores, entre ellos el Movimiento Democracia, y con un mensaje desde la isla del opositor cubano José Daniel Ferrer, el líder de la Unión Patriótica de Cuba (Unpacu).

Ferrer señaló que aunque la nueva Constitución fuera muy buena en teoría, “mientras tengamos un partido único en Cuba, toda ley es letra muerta”.

“No al régimen, no a su Constitución actual y a su proyecto de nueva Constitución, y sí a una Asamblea Constituyente con todas las garantías para que el pueblo cubano a través de sus delegados pueda dar una Constitución verdaderamente libre y democrática”, manifestó.

Didier Santos, de Cuba Decide, explicó que tanto los cubanos en la isla como de fuera de ella pueden entrar en la página del Gobierno Cubano en internet para la nueva Constitución y expresar allí su deseo de eliminar el texto y convocar al plebiscito.

La idea es “comenzar un proceso donde la ciudadanía comience a exigir lo que realmente desea”, precisó Santos.

El dirigente del exilio cubano Ramón Saúl Sánchez, del Movimiento Democracia, anunció en la rueda de prensa que el Encuentro Nacional Cubano (ENC) se ha sumado a la campaña.

Sánchez invitó a sus delegados dentro de la isla a participar en esta desobediencia civil y a los del “destierro a tratar de alguna manera hacer todo el ruido posible para que nos escuchen los sordos de La Habana”.

“Se trata de que el pueblo de Cuba pueda escoger sus delegados y por ende se pueda redactar una Constitución no basada en ideologías sino en derechos”, dijo.

Ante temores de violencia contra ciudadanos, Payá reconoció que la represión en Cuba “es una realidad”, pero aclaró que en este ejercicio de desobediencia civil “no hay absolutamente nada ilegal, ilegítimo ni violento. Es dar una opinión”.

La opositora invitó a los cubanos a presentarse en esas asambleas y desobedecer y leer la propuesta de eliminar el texto de la nueva Constitución y solicitar un plebiscito “a pesar de los riesgos”.

Aseguró que sea cual sea el resultado del referendo de febrero, “no es legítimo” y la propuesta sigue siendo la desobediencia civil y un plebiscito vinculante que además cuente con la observación de la comunidad internacional para garantizar transparencia.

“Le estamos proponiendo a todos los actores de la sociedad, incluido el Estado cubano, un camino en el que podamos transitar hacia un sistema plural y democrático”, indicó Payá.

(EFE)

[fbcomments]