Exiliados en EE.UU. alistan boicot por visita real a Cuba

Exiliados en EE.UU. alistan boicot por visita real a Cuba

Exiliados cubanos protestaron este miércoles frente al Consulado General de España en Miami por la visita de los reyes Felipe VI y Letizia a Cuba

Cuba reyes de España
Felipe VI y Letizia, reyes de España, en Cuba. Foto AFP

Miami, 13 nov (EFE).- Varias decenas de exiliados cubanos protestaron este miércoles frente al Consulado General de España en Miami por la visita de los reyes Felipe VI y Letizia a Cuba, que definieron como “ignominiosa” y abominable”, y anunciaron que responderán como “consumidores de productos españoles”.

Orlando Gutiérrez, del Directorio Democrático Cubano, uno de los grupos del exilio, adelantó que habrá “medidas” en rechazo a la visita real y cuando EFE le pidió precisar alguna dijo que los cubanos y los venezolanos son una “gran fuerza económica” en el sur de Florida y a la vez “grandes consumidores de productos españoles”.

Rodeado de pancartas en las que se leía entre otros esloganes “la monarquía abraza a la tiranía”, Gutiérrez no respondió a la pregunta de si preparan un “boicot” a los productos de España, pero sí dijo que anunciarán “nuevas medidas de rechazo” en las próximas semanas.

Según dijo, a este “rechazo a la colaboración española con la tiranía” se suman los venezolanos y los nicaragüenses cuyos “derechos humanos están siendo pisoteados” también con la visita real iniciada oficialmente este martes y aún en curso.

El abogado español Manuel Zalba, fundador de la Comisión Justicia Cuba, una entidad que persigue que los crímenes de lesa humanidad cometidos en Cuba desde 1959 sean juzgados internacionalmente, fue el único de los manifestantes que accedió al Consulado español y lo hizo para entregar un documento legal dirigido a la Casa Real.

En una rueda de prensa improvisada a las puertas del edificio donde está el consulado, Zalba dijo que el escrito señala que la visita real a Cuba va en contra del artículo 2 de la ley de Acción Exterior española de 2014.

Ese artículo, dijo, establece que toda acción exterior y, especialmente en Iberoamérica, “debe estar enfocada en la protección de los derechos humanos y las libertades fundamentales”, lo que no ocurre, a su juicio, con esta visita “articulada” por el presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez.

Zalba dijo sentirse “dolido” como español por la visita real y porque, a su juicio, Sánchez haya “usado” al jefe del Estado por motivos “ideológicos”.

Sylvia Iriondo, de Madres y Mujeres contra la Represión (MAR), dijo que la primera visita de Estado de un rey de España a Cuba es una “mancha” en la Historia española y recordó que la isla está gobernada por la “dictadura más larga” de América.

A juicio de Gutiérrez, la visita es también “una afrenta” para el pueblo español y se preguntó cuántos programas sociales serán recortados a los españoles por los “57 millones de euros” entregados a la “siniestra dictadura” de Cuba.

Los manifestantes gritaron consignas como “derechos humanos para los cubanos”, “libertad” y “presente” para referirse al preso político Armado Sosa, fallecido a los 87 años en un pabellón penitenciario de un hospital cubano, y a José Daniel Ferrer detenido desde el 1 de octubre junto a otros miembros de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU).

A juicio de Orlando Gutiérrez, la visita real a Cuba “atenta y subvierte” uno de los grandes valores de la Hispanidad: “la universalidad de la ley”.

EFE

Recibe la información de Cubanet en tu teléfono a través de Telegram o WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +1 (786) 498 0236 y suscríbete a nuestro Boletín dando click aquí.

[fbcomments]