Emprendedora cubana abrirá el primer bazar para musulmanas en la Isla

Emprendedora cubana abrirá el primer bazar para musulmanas en la Isla

La Liga Islámica de Cuba, creada hace 20 años y reconocida jurídicamente en 2007, dice reunir a alrededor de 7000 fieles de los cuales 1300 son mujeres

bazar musulmanas
Bazar para musulmanas en Cuba. Foto Firdaus Facebook

MIAMI, Estados Unidos.- En Cuba abrirán el primer bazar para musulmanas, pues cada vez resulta más frecuente ver mujeres usando el hiyab o velo islámico y es imposible comprar los accesorios en la isla, ya sea en un mercado estatal o privado, informó la agencia IPS.

Kira Romero, dueña de la primera tienda islámica de la Isla, dijo que “encontrar lo que necesitas, el velo o el vestido apropiado, en los comercios cubanos es casi imposible, y cuando lo haces es a precios elevados y sin los aditamentos que lleva”.

El bazar se llamará Firdaus, que dentro del Islam representa el nivel más alto del paraíso, y aspira a “que las musulmanas cubanas sientan que pueden elegir el estilo que quieren llevar, acorde a su fe”, comentó la emprendedora, de 32 años.

Maryam Camejo, comunicadora de la tienda, dijo por su parte que “también está la intención de cambiar ciertas concepciones dentro de la comunidad islámica. Tener acceso a las cosas que necesitas sin depender de las donaciones puede ser valioso”.

De acuerdo a Camejo, esta cierta autonomía práctica puede ayudar a que el Islam deje de verse como algo ajeno, y más personas empiecen a crear sus propios espacios y formas de vivir la fe sin deslindarse de su propia cultura.

La Liga Islámica de Cuba, creada hace 20 años y reconocida jurídicamente en 2007, dice reunir a alrededor de 7000 fieles, de los cuales 1300 son mujeres.

“La mayoría de la cultura islámica ha llegado a través de los árabes, por eso muchas personas creen que ser musulmán conlleva un proceso de arabización. Queremos cambiar también esa idea: puedes encontrar un punto medio que te identifique, empezando por la ropa”, dijo Camejo.

De acuerdo al Islam, las mujeres deben cubrir completamente el cuerpo a excepción del rostro y las manos.

Firdaus será también una fuente de empleos para otras musulmanas que por usar el velo en público muchas veces no son aceptadas en centros privados e incluso estatales.

“Es muy bueno lo que está haciendo Kira. Esta es una manera de prosperar en la sociedad asumiéndote. Y a lo interno de la comunidad musulmana es muy importante que sea una mujer quien lo haga”, valoró Camejo.

“La idea de un bazar es que haya gran variedad de productos, y aunque todos son confeccionados artesanalmente, como está regulado, se necesita una licencia para cada artículo”, comentó sobre el establecimiento, que estará abierto a todas las personas.

“Las licencias no están pensadas con una concepción empresarial sino con la idea del artesano que vende en una mesa, a muy pequeña escala. No existe tampoco la figura del comunicador, tan necesaria para lanzar un emprendimiento”, lamentó Camejo, sobre las dificultades que han enfrentado.

[fbcomments]