Dos cubanos entre las víctimas de un tiroteo en Odessa, Texas

Dos cubanos entre las víctimas de un tiroteo en Odessa, Texas

En el tiroteo murió un cubano y resultó gravemente herida una joven cubana, madre de un bebé de 10 meses que se encontraba en el carro cuando la tragedia

tiroteo
Dos cubanos entre las víctimas del tiroteo en Odessa. Foto tomada de Internet

MIAMI, Estados Unidos.- Un cubano de 57 años fue una de las siete víctimas mortales que dejó un tiroteo este sábado en Odessa, al centro de Texas, informó el diario estadounidense USAToday.

De acuerdo a la nota, el hombre, Rodolfo ‘Rudy’ Arco, era camionero y había emigrado a Estados Unidos en 1969. Desde entonces vivió en Las Vegas, hasta que un hecho de horror lo hizo buscar un lugar más tranquilo en 2017.

Se trata de la masacre ocurrida en un concierto de música country en octubre de 2017, en el que un hombre abrió fuego desde la habitación de un hotel contra los asistentes. El hecho dejó 58 muertos y más de 500 heridos.

Arco vivía desde entonces en Odessa, y justo el sábado, fue alcanzado por tres disparos cuando manejaba uno de sus camiones.

De acuerdo a la nota de USAToday, dos de los disparos dieron contra la cabina del camión y uno entró por la ventana y lo mató al instante.

La hermana del cubano, María Arco, dijo que Rudy lo había vendido todo en Las Vegas y pensaba que en Texas iba a encontrar seguridad, se mudó “con la esperanza de que las cosas fueran más seguras para él y su familia”, aseguró.

Según un informe de Cibercuba, en el tiroteo también resultó víctima Marian Boado Encinosa, de 27 años.

La joven cubana es natural de Boyeros, La Habana, y de acuerdo a Cibercuba recibió tres impactos de bala mientras conducía su vehículo, en el que también viajaba su hijo de 10 meses.

El esposo de Marian Boado Encinosa, Hecguel Casana, dijo a Cibercuba que “le dispararon desde el lado derecho del vehículo, todos los impactos de bala fueron por ese lado”.

El tiroteo en Odessa se produjo este sábado 31 de agosto, cuando un hombre abrió fuego tras ser detenido por una infracción de tránsito.

El hombre disparó repetidamente por unas 10 millas (16 kilómetros). En el trayecto mató a siete personas e hirió a otras 22, entre los que se encuentran agentes de policía, y una bebé de 17 meses de edad que sufrió lesiones en el rostro y el pecho.

Recibe la información de Cubanet en tu teléfono a través de Telegram o WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +1 (786) 498 0236 y suscríbete a nuestro Boletín dando click aquí.

Noticias de Cuba – Prensa Independiente desde 1994

[fbcomments]