Derrumbe de edificio en la Habana Vieja afecta viviendas aledañas

Derrumbe de edificio en la Habana Vieja afecta viviendas aledañas

“El inmueble hace más o menos 15 años se declaró con amenaza de derrumbe y sacaron poco a poco a los residentes para albergues”

derrumbe La Habana Vieja edificio Cuba
Foto collage

LA HABANA, Cuba.- Entre las 3:00 y las 4:00 de la madrugada de este martes 11 de agosto ocurrió un derrumbe total de un edificio de apartamentos, ubicado en Habana #766, entre Luz y Acosta, municipio Habana Vieja, que, aunque no causó víctimas mortales, sí afectó las viviendas colindantes, provocando la pérdida de bienes materiales.

Roberto, un vecino del inmueble y residente en el número 768 de la calle Habana, aseguró que sintió “un ruido fortísimo y salí corriendo para la calle y esa fue mi suerte, lo perdí prácticamente todo, sólo pude salvar el refrigerador con ayuda de los vecinos. La verdad no sé que voy a hacer”, lamentó.

Otra vecina, que no se identificó, dijo que “el edificio hace más o menos 15 años se declaró con amenaza de derrumbe y sacaron poco a poco a los residentes para albergues, pero ya en los últimos meses la amenaza de desplome era inminente, se habló con la delegada y con los funcionarios de las oficinas de viviendas y las brigadas de demolición, pero todo fue para nada. Estos últimos seis meses la situación del edificio se agravó porque llegaron los buzos —nombre común en Cuba para los saqueadores de inmuebles— y se lo llevaron todo, ladrillos, cabillas, mosaicos, todo lo que sirviera”.

Luego del derrumbe, en la madrugada, las autoridades cortaron el servicio eléctrico de la zona, el cual fue restablecido alrededor de las 6:00 p.m. Por su parte, a pesar del cordón policial y de los trabajos de operarios de comunales y de la Oficina del Historiador para restablecer la circulación vial y recoger los escombros, los vecinos de la Habana Vieja y barrios aledaños acudían con carretillas, triciclos y bicicletas para sacar ladrillos y cabillas que pudieran ser reutilizados.

Entretanto, una de las testigos recordó que tan sólo a unas cuadras, en Revillagigedo y Vives, tres niñas habían fallecido a inicios de año por la caída de un balcón. “Esta vez a Dios gracias no tuvimos que llorar a nadie. Vamos a ver que pasará en el próximo derrumbe”.

Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +1 (786) 316-2072, también puedes suscribirte a nuestro boletín electrónico dando click aquí.

Serafín Martínez

Jurista. Reside en La Habana, Cuba

[fbcomments]