“El transporte está pésimo y es el pueblo quien lo sufre”

“El transporte está pésimo y es el pueblo quien lo sufre”

La crisis del transporte en la capital cubana se agrava, mientras los ciudadanos se van quedando sin opciones para trasladarse

LA HABANA, Cuba. –  El servicio de transporte público en la capital cubana ha regresado a su estado crítico en las últimas semanas y aunque las autoridades aún no se han pronunciado al respecto, la crisis ya es visible, fundamentalmente, en los horarios de la mañana y la tarde, los llamados horarios pico.

La compleja situación del combustible que afecta a Cuba parece ser la causa principal que vuelve a poner al transporte de pasajeros contra la pared, producto de la notable reducción de la frecuencia del servicio.

Paradas repletas de personas, autobuses que no se detienen con personas colgadas de las puertas y extensas filas a lo largo de las avenidas intentado detener taxis, son por estos días escenas cotidianas en la capital de Cuba.

“La situación del transporte cada vez se está complicando un poco más por la falta de combustible, y el pueblo es el más perjudicado. A eso súmale la mala coordinación del transporte que no tiene horario, los choferes que no paran en las paradas. Y todo eso se lo achacan al bloqueo (embargo), pero la realidad es que el transporte está pésimo y es el pueblo quien lo sufre”, asegura Juan Antonio Soto.

Según explica este ciudanano, el horario de la mañana es el más complicado, producto del flujo de personas que se trasladan hacia sus centros laborales.

“A partir de las siete de la mañana ya no hay quien coja nada, hay que estarle cayendo atrás a las guaguas, los carros, o a lo que sea para poder irte. Y si tienes suerte y logras montarte en algo, porque la mayoría de las guaguas a esa hora ni paran. Sabes que tienes que irte colgado en la puerta’’, explicó Juan Antonio.

Dayansi Vaisan, asegura que en los últimos días ha estado llegando tarde a su centro laboral, ya que el ómnibus que debe tomar la mayoría de las veces no se detiene en la parada.

“A la hora pico está un poquito malo. Yo cojo el P 12 todos los días y a veces no para en la parada, así que llego tarde al trabajo, sobre las 9 am casi siempre”.

Para Rubén Otaño Alvares, residente de la provincia Pinar del Río que visita la capital de Cuba, el transporte le parece estar bueno, en comparación, según él, con su provincia de residencia.

“Yo soy de Pinar del Río; aquí el transporte escasea un poco, pero está mejor que en Pinar”, puntualizó.

Isabel Oizamendi González, aunque define que el transporte “esta bueno”, asegura que en las mañanas es imposible poder montarse en algún vehículo para trasladarse a cualquier punto de la capital.

“A veces no paran los choferes porque van llenos, llenos, llenos, imagínate”.

Isabel añadió que, en las noches, tanto los taxis estatales como los privados alteran demasiado los precios, por lo cual sugiere al gobierno tomar alguna medida al respecto.

“Deberían tomar alguna medida para que no cobren tanto”, sugirió.cuba transporte crisis combustible

El transporte privado tampoco ha quedado fuera de la crisis, ya que también ha disminuido su servicio el cual se ha visto afectado, no solo por las nuevas regulaciones impuestas por el régimen sino también porque no pueden adquirir combustible en los CUPET, que en los últimos días solo ofertan combustible a estatales.

“Hay muy pocos CUPET vendiendo gasolina a particulares, la mayoría están vendiendo por tarjeta y en los pocos que hay combustible para nosotros, las colas son kilométricas”, aseguró un taxista privado bajo condición de anonimato por miedo a represalias.

Si tienes familiares en Cuba comparte con ellos el siguiente link (descargar Psiphon), el VPN a través del cual tendrán acceso a toda la información de CubaNet. También puedes suscribirte a nuestro Boletín dando click aquí.

Acerca del Autor

Enrique Díaz y Vladimir Turró

Enrique Díaz y Vladimir Turró

Periodistas independientes cubanos. Residen en La Habana

[fbcomments]