“Sigo a la espera del pago de mi seguro”

“Sigo a la espera del pago de mi seguro”

La actual situación de la Empresa de Seguro Estatal Nacional (ESEN) en Granma deja entre sus clientes opiniones negativas

Esteban Enedy Quesada (foto del autor)
Esteban Enedy Quesada (foto del autor)

BAYAMO, Cuba.- La actual situación de la Empresa de Seguro Estatal Nacional (ESEN) en Granma deja entre sus clientes opiniones negativas, a partir de la inoperancia de sus servicios cuando más se les necesita.

Al investigar sobre la eficiencia del amplio catálogo que venden, encontramos a personas como Esteban Enedy Quesada, vecino del costero municipio de Pilón. Para este afectado, las personas aseguradas que reciben el pago por enfermedad o accidente requieren, con urgencia, el dinero para comprar medicamentos y afrontar otros gastos. Sin embargo, al menos en su localidad, esto se demora.

“Sufrí una caída del techo de mi vivienda el día 21 de junio del año en curso, que me provocó serias contusiones en los tobillos y por tal motivo me enyesaron los dos pies. Recibí tres certificados médicos, de 15 días cada uno; al terminar este período y casi recuperado, aún espero por el pago.”

Igual le ha sucedido a Inocencia Espinosa, vecina del Reparto Camilo Cienfuegos, en la ciudad de Bayamo. La experiencia con la aseguradora le ha llevado interminables jornadas de reclamo. “A un año de haber sufrido un infarto al corazón, y recibido cuatro meses de certificado médico, sigo a la espera del pago de mi seguro, el que pagué religiosamente, mes por mes.”

Inocencia agrega: “He acudido a las oficinas a reclamar mis derechos y el peloteo es eterno. Que la culpa es de La Habana, que deben verificarse los certificados médicos, que el mecanismo establecido es así. No lo entiendo y estoy agotada.”

Al contactar con los responsables de la empresa en esta provincia, Alexis Rodríguez, su director, comentó: “Los términos que tenemos para pagar a los afectados es de treinta días. Hasta el momento no tengo información de demora alguna con respecto a ello. No obstante me preocuparé por indagar sobre el tema.”

Ante la interrogativa sobre las posibles causas del descenso de interesados para contratar sus servicios, el directivo confirmó que “no cree en esa aseveración, pues se están cumpliendo todos los planes de captación de clientes.”

Indudablemente entre regentes y clientes hay un discurso divergente. Las opiniones se contradicen y evidencian la poca responsabilidad de unos y la desatención hacia otros.

[fbcomments]