Candidatos por el Cambio: ¿Ganarán las elecciones al partido comunista?

Candidatos por el Cambio: ¿Ganarán las elecciones al partido comunista?

Entrevista a un miembro de la organización

Juan Manuel Moreno, de Ciudadanos por el Cambio (foto de León Padrón)
Juan Manuel Moreno, de Ciudadanos por el Cambio (foto de León Padrón)

LA HABANA, Cuba.- Hace dos años en un hotel de San José, Costa Rica, el venezolano Leopoldo López, coordinador del partido opositor Voluntad Popular, y el cubano Julio Aleaga, secretario de la organización opositora cubana Candidatos por el Cambio (Cxc), convinieron dos ideas: la importancia de participar en los procesos electorales y el fortalecimiento de la solidaridad democrática latinoamericana.

El venezolano coronó su enfoque con la victoria opositora ante el chavismo en las elecciones legislativas del 6 de diciembre de 2015. El insular sería testigo de otro hecho. El 19 de abril, dos opositores democráticos, estimulados por Cxc, obtuvieron el 20 % de su padrón electoral, algo inédito en 57 años de dictadura, e independiente a la propaganda negativa desarrollada por las locales comisiones electorales. Un antes y un después en la construcción democrática cubana.

Culminando el proceso electoral, Cxc concibió algunos cambios para fortalecer su estructura orgánica en búsqueda de eficiencia y cumplimientos de sus planes futuros. Se crearon dos direcciones, la de Planificación Estratégica y la de Recursos Humanos. El interés es mejorar administración, planeamiento, organización y coordinación del personal de esta plataforma.

Para indagar sobre los planes futuros de esta iniciativa que alienta la participación ciudadana en apoyo a los candidatos independientes, en las elecciones a delegados de cara del 2017, CubaNet entrevistó precisamente a Juan Manuel Moreno, Director de Recursos Humanos.

¿Qué hace Cxc con sus Recursos Humanos?

Ser un opositor democrático es la entelequia aristotélica de la actuación ciudadana y su empoderamiento práctico y moral. De ahí que la potencialidad de un opositor, no sólo se da por el nivel de enfrentamiento pacífico contra las huestes de la policía política y sus brigadas de respuesta rápida; también por el nivel de estructuración, organización y jerarquización, con que contribuya a la institucionalidad opositora.  Es por ello que (Cxc) pone su mira en la aplicación del conocimiento y la explotación de los recursos humanos para la concreción de un equipo de trabajo comprometido y enfocado en la preparación y capacitación de todos sus miembros y los ciudadanos en general, para llegar a ser una organización aglutinadora de políticos alternativos independientes, en cualquier región del país, que sean capaces de enfrentar con éxito los retos de una transformación (transición) y llegar a ocupar cargos públicos, desde las circunscripciones hasta la Asamblea Nacional.

¿Qué perspectivas tiene Cxc de cara a las elecciones del 2017?

Para nosotros lo más asombroso ha sido el entendimiento deficiente de los patrones mundiales que rigen la postulación y correspondiente campañas electorales de los actores de la propuesta, especialmente dentro de algunos sectores de la oposición que piensan que es un camino muy largo. No obstante, tenemos confianza en que podamos obtener una inserción real en el espacio propositivo nacional con ideas y formulas diferentes al discurso oficialista. Es una gran oportunidad para crear los pilares del surgimiento de instituciones democráticas dentro de los poderes del estado totalitario de Cuba, y para ello contamos con un equipo de profesionales con alta calificación, que ha tenido claridad en el planteamiento propositivo y ya logra alianzas de trabajo con organizaciones de la sociedad civil.

Cxc declaró recientemente que observa la tendencia a la fractura entre conservadores y reformistas dentro de las filas comunistas. ¿Algún ejemplo?

Justamente en el mes de octubre Cxc tomaba nota del artículo sobre el “sistema electoral cubano” de la autoría del poeta Guillermo Rodríguez Rivera,  publicado en el blog del cantautor Silvio Rodríguez, “Segunda cita”, en el que se reflejaba la importancia de que los electores conozcan los proyectos que apoyen a los candidatos a diputados,  la necesidad de que la Asamblea Nacional discutiera un proyecto que obligue a los funcionarios ejecutivos y administrativos a declarar sus bienes y fortunas para frenar la corrupción que carcome al estado. Así como que las sesiones de la Asamblea Nacional sean abiertas a la participación del público. Este hecho, no lo vimos como un caso aislado. Es la certificación del “cambio de lealtades” propia de las sociedades en transformación, y reafirmación de que las fuerzas democráticas deben redoblar su esfuerzo, para mantener el liderazgo en el discurso modernizador.

¿Participó Cxc en las últimas Asambleas de Rendición de Cuenta de los delegados circunscripción de gobierno?

Antes del inicio de este evento, Cxc alentó a todas las fuerzas democráticas interesadas en promover un cambio político de la ley a la ley, con gobernabilidad y gradualidad a fin de recabar su participación en las Asambleas de Rendición de Cuentas. Fue alentador saber que durante el mes de noviembre nuestros sensores reportaron al menos 90 asambleas donde estuvo presente de forma activa la oposición democrática. Entendemos que nuestra presencia allí, es una de las formas, para la realidad insular, de vincularse a la comunidad y sus problemas, cuestionar el actual proceso, debilidades e ineficiencias, y definir el liderazgo de la oposición democrática en la solución de los problemas públicos, siendo el ejercicio para ganar las elecciones al partido comunista de Cuba, más temprano que tarde.

Oswaldo Payá promovió proyectos dentro del marco de la ley a la ley. ¿Qué hace pensar a Cxc que la práctica electoral materialice el descontento que exija cambios al gobierno militar del partido comunista?

Nos hemos propuesto ser una organización aglutinadora de políticos alternativos independientes, en cualquier región del país, que sean capaces de enfrentar con éxito los retos de una transformación (transición) y llegar a ocupar cargos públicos, desde las circunscripciones hasta la Asamblea Nacional. Para ello hemos ido creando las bases para la construcción de una alternativa democrática y el buen gobierno en Cuba. La mayoría de los ciudadanos conocen la incapacidad del actual gobierno y su sistema electoral de partido único, para revertir la situación precaria en los aspectos Político, Económico y Social. Los candidatos oficiales no tienen credibilidad para ejecutar una gestión acorde con los principios democráticos. De ahí que si logramos desplegar todas las fuerzas prodemocráticas dentro del país y el exilio, podemos desplazar de manera pacífica al partido comunista del poder. Indicarle la puerta de salida, por la elección del soberano.

Finalmente, tanto para Juan Manuel Moreno, Director de Recursos Humanos de Candidatos por el Cambio, como para el resto de los líderes de esta iniciativa, el reciente triunfo de la oposición venezolana, además de una lección para los cubanos, abre un camino de esperanza en este 2016, donde se prevé la promulgación de una nueva ley electoral en Cuba. Tal vez una oportunidad para prensar con audacia sobre las oportunidades en aras de lograr espacios de reconocimientos social y político.

Cincuenta y siete años de dictadura y campaña política deformaron el concepto de democracia. La tripartición de los poderes del Estado, elecciones presidenciales y legislativas directas, pluripartidismo y libertad de asociación, reunión, expresión y manifestación pacífica. El camino para llegar a eso pasa por la voluntad de gobernantes pero sobre todo del soberano, para negociar como ciudadanos responsables.

[email protected]

@leonlibredecuba

León Padrón Azcuy

León Padrón Azcuy. Pinar del Río, 1958. Curso hasta el 3er. año de la carrera Ingeniería Química de los Alimentos. Se incorporo a la oposición democrática en 1995. En julio del 2002 fundo el Movimiento Liberal Cubano, y en mayo de 2007 el Partido Liberal Nacional Cubano. Fue presidente de ambas organizaciones, y ese año comenzó a trabajar como periodista independiente.

[fbcomments]