EE UU advierte a Irán no apoye a los rebeldes en Yemen

EE UU advierte a Irán no apoye a los rebeldes en Yemen

El secretario de estado John Kerry, asegura que EE UU “no se quedará de brazos cruzados” si Irán se implica en el conflicto, advirtió que el reciente acuerdo en materia nuclear no interferirá en la respuesta estadounidense

Rebeldes Chitas apoyados por Irán
Rebeldes huthies apoyados por Irán con el envío de barcos al golfo de Adén

El secretario de estado de EE UU, John Kerry, asegura que Estados Unidos “no se quedará de brazos cruzados” si Irán se implica en el conflicto que se vive en Yemen, y dijo que el acuerdo en materia nuclear alcanzado con el país persa no interferirá en su posible respuesta, informa EFE.

En una entrevista en el canal PBS esta madrugada, Kerry dijo tener constancia de que Irán ha ayudado a las fuerzas rebeldes huthíes en Yemen con el envío de barcos al golfo de Adén, un movimiento que el Gobierno de Teherán ha justificado alegando que se trata de naves de defensa ante la piratería.

“Irán debe saber que Estados Unidos no se quedará de brazos cruzados mientras la región se desestabiliza o mientras se participa en acciones militares abiertas en otros países”, indicó Kerry, quien aseguró que EE UU apoyará a aquellos países de Oriente Próximo que se sientan amenazados por Irán. “Obviamente no buscamos confrontación, pero no vamos a abandonar nuestras alianzas y nuestras amistades y la necesidad de estar con aquellos que se sienten amenazados como consecuencia de las decisiones que Irán pueda tomar”, apuntó el secretario de estado.

“Hemos dejado claro a nuestros aliados que podemos hacer dos cosas a la vez. Entendemos que un Irán con arma nuclear es una mayor amenaza que un Irán sin arma nuclear. A su vez, podemos oponernos a las interferencias contra la ley internacional o contra la estabilidad e intereses de la región y de nuestros aliados”.

El pasado 2 de abril, las potencias del G5+1 (EE UU, Rusia, China, el Reino Unido, Francia y Alemania) alcanzaron un pacto nuclear con Irán que, según el presidente Barack Obama es “un buen acuerdo” que “cumple con los objetivos fundamentales” para impedir que Teherán desarrolle una bomba atómica.

En el cambo de batalla, el clan huthi, apoyado por partidarios del expresidente Ali Abdullá Saleh, han penetrado en la capital de la provincia de Shabwa, en el este del país, según han informado residentes a la agencia Reuters. Según estos testimonios, los milicianos, seguidores de una rama del chiismo, han llegado a la localidad de Ataq con ayuda de líderes tribales.

Es la primera que los huthíes y los milicianos de Saleh, que ya han logrado llegar hasta el centro de la estratégica ciudad portuaria de Adén, logran entrar en la ciudad de Ataq, con fuerte presencia de la aguerrida tribu suní Aulaki, pese a los bombardeos de la coalición árabe liderada por Arabia Saudí.

  • AGENCIAS

Noticias de Cuba – Prensa Independiente desde 1994

[fbcomments]