Susana Pérez: “Quiero que el pueblo cubano sea feliz y salga de esa dictadura”

Susana Pérez: “Quiero que el pueblo cubano sea feliz y salga de esa dictadura”

La actriz dijo a los cubanos que no se dejen engañar: “el mundo no se termina en el muro del Malecón, el mundo comienza en el muro del Malecón”

MIAMI, Estados Unidos.- La popular actriz cubana Susana Pérez criticó a través de una entrevista concedida a CubaNet las “campañas de fusilamiento de la reputación” que lleva adelante el régimen de la Isla contra los ciudadanos que no reproducen el discurso oficial.

“Nosotros estamos acostumbrados a eso: todos los dirigentes, cuando alguien no está de acuerdo con ellos, pues sencillamente se dedican a ofender, a demeritar, a sacar del baúl de los recuerdos todo lo que pueda machar la imagen de esa persona (atacada por el régimen)”, explicó actriz.

Susana Pérez, residente en la ciudad de Miami, usó como ejemplo el reciente caso de Mariela Castro Espín, quien ha atacado a la parte de la comunidad LGBT+ que critica la gestión del Centro Nacional de Educación Sexual (CENESEX), que ella dirige.

El lenguaje soez, grosero y maleducado de Mariela Castro no es más que una política de nuestro país (…). Yo creo que para dirigir un país, dirigir un centro, ser el representante de algo, uno tiene que primero respetarse y además respetar a los demás”.

Para Susana Pérez, el primer error que cometió la hija de Raúl Castro, “independientemente de todas las ofensas que le ha dicho a todo el mundo”, es discriminar y tratar despectivamente a la misma comunidad que ella dice representar.

La actriz cree que la difamación y las campañas de fusilamiento de la reputación han sido una costumbre a lo largo de la Revolución. “En Cuba se podía ser Héroe de la República y, al día siguiente, un ladrón, un drogadicto, un sinvergüenza, un homosexual, un golpeador de mujeres, de niños (…) cualquier cosa que (según el régimen) pudiera demeritar tu imagen. Ese es el hábito, esa es la costumbre, esa es la política que se ha seguido en Cuba siempre”, lamentó la artista.

La actriz, quien se desempeñó en el cine, el teatro y la televisión durante 35 años en Cuba, aseguró que “esas son las cosas que han hecho que las personas dejen de creer en la Revolución, que dejen de creer en los dirigentes”.

Más adelante, Susana confirmó, a tono con declaraciones anteriores, que no tiene nada que agradecerle al régimen cubano. “A mí la Revolución no me dio casa, no me enseñó a leer y escribir. A mí no me dio ninguna mansión, yo no disfruté absolutamente ningún privilegio, salvo el que yo podía pagarme con el sudor de mi frente y con mi trabajo”, dijo.

La actriz también reveló que, aunque se encarga de la publicidad de una clínica de cirugía estética en Miami, no se ha desvinculado del teatro.

Susana alentó a sus compatriotas a conseguir un mejor país. “Yo creo que la libertad en Cuba solo se puede lograr por cubanos”, dijo. También aseguró que la llena de satisfacción saber que la gente ya no se calla.

“Todos los días vemos posiciones de no callarse, posiciones de perder el miedo. Hay que acabar de perder el miedo. Hay que acabar de tomar la iniciativa y sencillamente hacer algo por la libertad”, aseveró.

Finalmente, pidió a los cubanos que no se dejen engañar. “El mundo no se termina en el muro del Malecón, el mundo comienza en el muro del Malecón”, aseguró.

Recibe la información de CubaNet en tu celular a través de WhatsApp. Envíanos un mensaje con la palabra “CUBA” al teléfono +1 (786) 316-2072, también puedes suscribirte a nuestro boletín electrónico dando click aquí.

Noticias de Cuba – Prensa Independiente desde 1994

[fbcomments]