Tensión en Egipto: islamistas contra las fuerzas armadas

Los Hermanos Musulmanes se movilizan. Obama, “profundamente preocupado”

Islamistas egipcios denunciaron este jueves la instauración de un “Estado policial” y llamaron a manifestarse el viernes contra el “golpe militar” que derrocó a Mohamed Morsi.

Los Hermanos Musulmanes “rechazan el terror del Estado policial que arrestó a figuras de la cofradía y cerró canales de TV, indicó el movimiento islamista en un comunicado leído a partidarios de Mursi que se habían congregado en el distrito de Nasr City, en El Cairo, y estaban rodeados por vehículos militares.

Además, una alianza de partidos y movimientos islamistas, de la que forman parte los Hermanos Musulmanes, llamó a manifestarse “pacíficamente” el viernes contra el “golpe de Estado militar”.

La Alianza Nacional de Defensa de la Legitimidad llamó a “manifestarse pacíficamente el viernes en todas las provincias de Egipto para denunciar el golpe de Estado militar (…) y defender la legitimidad del presidente Morsi”.

Egipto tiene nuevo presidente. A menos de 24 horas del derrocamiento del islamista Mahmoud Mursi por parte de las Fuerzas Armadas, ha jurado en el cargo el titular del Tribunal Supremo, el juez Mahmoud Mansour.

“Me comprometo a preservar el sistema de la República, a respetar la Constitución y la ley y a proteger los intereses del pueblo”, dijo Mansour, designado por el ejército. La ceremonia ha sido breve, en la sede del mismo Tribunal que dirigía el nuevo mandatario.

El presidente interino confirmó que deberá convocar a elecciones, pero no especificó cuándo lo hará.  Añadió, además, que Egipto había “corregido el sendero de su gloriosa revolución” a través de masivas protestas en las calles.

Suspenden canales de televisión

La cadena Al Jazzera informó que la Policía arrestó a miembros de estaciones de televisión locales ligados a los Hermanos Musulmanes, agrupación política de extracción islamista a la que pertenece el depuesto mandatario. Minutos más tarde, las oficinas del canal de televisión en El Cairo también fueron intervenidas por oficiales.

Se conoció  la detención del líder de los Hermanas Musulmanes, Mohamed Badie, quien fue capturado en una ciudad costera y traslado a El Cairo en un avión militar.

EE.UU. preocupado

Numerosos países mostraron su preocupación el miércoles por la noche después del golpe y desearon una rápida vuelta del país al proceso democrático.

El presidente estadounidense, Barack Obama, se mostró “profundamente preocupado”.

Por su parte, el secretario general de la ONU, Ban Ki Moon, calificó de “preocupante” la intervención del ejército para derrocar al presidente egipcio Mohamed Mursi, aunque consideró “legítimas” las reivindicaciones de los manifestantes.

“Por tanto, será esencial reforzar rápidamente el orden civil de acuerdo con los principios de la democracia”, añadió.

En tanto, la jefa de la diplomacia europea Catherine Ashton, condenó el derramamiento de sangre y pidió un rápido retorno a la democracia.

“Apremio a todas las partes a que vuelvan rápidamente al proceso democrático, incluida la celebración de elecciones presidenciales y parlamentarias libres y limpias y la aprobación de una constitución”, dijo.

El jefe de la diplomacia francesa, Laurent Fabius, aseguró que tomó “nota” del anuncio en Egipto de nuevas elecciones.

Francia “desea que se establezcan los plazos en el respeto a la paz civil, al pluralismo, a las libertades individuales y a los logros de la transición democrática para que el pueblo egipcio pueda elegir libremente a sus dirigentes y su futuro”, añadió.

Reino Unido pidió calma a todas las partes.

El gobierno brasileño informó de que sigue con “preocupación” la “grave situación” en Egipto y llamó a un diálogo sin violencia para una solución institucional a esa crisis.

Canadá hizo un llamamiento para que se produzca “un diálogo constructivo” entre todas las partes en Egipto, después del derrocamiento de Mursi.

“Canadá pide a todas las partes en Egipto calma, evitar la violencia y entablar un diálogo constructivo”, dijo Rich Roth, portavoz del ministro de Relaciones Exteriores en un email enviado a la AFP.

Amnistía internacional pidió al ejército egipcio que “haga todo lo que esté en su mano para preservar los derechos humanos y la seguridad de todos en Egipto sean cuales sean sus opiniones políticas”.

Noticia relacionada:

Golpe de Estado militar en Egipto, el islamista Morsi ya no es presidente

[fbcomments]