Cubanet
Prensa Independiente desde 1994
sábado, 30 de agosto 2014

Esperanza Aguirre, amiga de la causa cubana, se despide de la política ¿definitivamente?

Ha dimitido de la presidencia de la Comunidad de Madrid y de su cargo en la Asamblea sorpresivamente

Esperanza Aguirre

SEVILLA, España, septiembre, 173.203.82.38 -Ha dimitido de la presidencia de la Comunidad de Madrid y de su cargo en la Asamblea sorpresivamente, tras una entrevista con Rajoy, y alegando motivos personales: desea pasar más tiempo con su familia tras su tratamiento contra un cáncer  que está “presuntamente curado”.

Las razones reales las sospechamos muchos: ella sacrificó sus aspiraciones a la presidencia del país para no hacer olas al líder que el expresidente Aznar designó como sucesor. Gran error: debió haber exigido unas elecciones primarias dentro del partido. En mayo, la Comunidad de Madrid la votó tan masivamente que Rajoy consiguió la mayoría absoluta. Pero sus ideas y opiniones no han sido apreciadas en el Gobierno Nacional, en un momento histórico durísimo e ingrato por la falta de fondos públicos.. Representaba a cierta disidencia al Gobierno y tiene muchos partidarios..

Estaba emocionada hasta las lágrimas: ella sabe llorar o ser implacable ante lo que considera justo, escenificar cualquier emoción o estrategia. Una “lideresa”- como se autodefinió- que, aún con la dureza de los recortes en los servicios sociales y sueldos públicos que ha implementado en su Comunidad, se sabe querida por sus votantes, tras 30 años de vida política: concejal, diputada, ministra, presidenta del Senado y finalmente, presidenta de la Comunidad de Madrid: tres mandatos con mayoría absoluta….

Esperanza ha sido siempre una verdadera liberal- en el sentido del español, no del inglés- una anglófila de sólida educación y con una cultura que raramente se encuentra en los políticos españoles actuales. Rica y noble por matrimonio- se casó con un conde Grande de España – no concibe la ostentación ni la adulación al Rey: se sabe que ha discutido con el Borbón y que este ha respondido irritado: “¿Pero esta señora quién se cree que es?”. Pues una Grande de España, un par del rey.

Ni sus muchos enemigos han podido demostrar ni una peseta de enriquecimiento ilícito, en un partido con muchos casos de corrupción regional bajo una lupa implacable durante ocho años de socialismo nacional…

A pesar de que disiento de ella en muchas cosas, su apoyo a la causa cubana siempre me ha parecido de los más convencidos entre los miembros del Partido Popular, y muchos exiliados cubanos en Madrid lo saben. En 2003 y en 2008 lideró dos multitudinarias manifestaciones en Madrid contra el castrismo, que ha criticado abiertamente desde siempre. .

Ha apoyado varios actos y proyectos de exiliados con su presencia y ayuda económica, como las “Veladas Cubanas ” en el Parque de Berlín, y ha nombrado otro parque “Orlando Zapata Tamayo” con el apoyo de su mayoría en la Asamblea de Madrid.

La ONG española Asopazco la premió el año pasado por todo ello, y su discurso de agradecimiento fue realmente emotivo y modesto: demostró que conocía bien los nombres y detalles de la represión cubana..Me consta, porque estuve allí, que los cubanos se emocionaron.

No faltó al funeral por Oswaldo Payá en Madrid- junto con otros de su partido- y la semana pasada recordó en la Asamblea de Madrid a Ángel Carromero, “un amigo que permanece alejado de su familia y encarcelado en Cuba”. Nada más, pero arrancó el aplauso de los populares en la Asamblea y la protesta de la mezquina izquierda. Y ha sido la única en mencionar a este desgraciado muchacho sin que medie pregunta de la prensa.

Pero el silencio que ha impuesto el Gobierno a todos sus colaboradores y militantes sobre las muertes de Oswaldo Payá y Harold Cepero le ha pasado factura entre muchos exiliados, que habrían deseado que apoyara a la familia de Payá en su exigencia de una investigación internacional sobre el accidente o atentado del 22 de julio.

Declara que no sabe bien a qué se dedicará, y que quizá pida su reincorporación a su plaza de funcionaria en un ministerio. Nadie se imagina a Doña Esperanza en una oficina recibiendo órdenes de burócratas ocho horas al día, rodeada de compañeros que le recordarán su dureza en su defensa de los recortes en el gasto público y la ampliación de la jornada.. .

Pronto lo sabremos.

Acerca del Autor

Envie su Comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y no reflejan la opinión de Cubanet Noticias. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario que viole alguno de los términos y condiciones del reglamento será inhabilitado para volver a comentar. Pedimos a los usuarios abstenerse de utilizar palabras obscenas y/o ofensas de tipo personal. Enviar un comentario implica la aceptacion del reglamento. Servicio proporcionado por DISQUS.


comments powered by Disqus