PRENSA INDEPENDIENTE
Marzo 2, 2005
 

SOCIEDAD
Más huevos con menos gallinas

Oscar Mario González, Grupo Decoro

LA HABANA, marzo (www.cubanet.org) - En una comunicación aparecida en el periódico Granma el 23 de febrero en curso, se consigna que los avicultores cubanos trabajarán en todo el país para incrementar este año, en más de un 20 por ciento, la producción de huevos.

El anuncio parece insertarse en una serie de pronósticos halagüeños donde se habla de aumentar petróleo, níquel, comida, viviendas y otros en el presente año 2005.

La cuestión no tiene nada de novedosa. En este casi medio siglo de revolución, tres generaciones han vivido oyendo promesas que no se cumplen, de modo que los cubanos, mientras más viejos menos creen en ellas. Los jóvenes, por su lado, encuentran sobrados motivos de desconfianza al observar la actual depauperación de la ancianidad. En fin, estamos en presencia de un pueblo muy desconfiado, cuya incredulidad nació, precisamente, de su enorme capacidad de entrega y de fe.

Más aún tratándose del huevo, con sucesivos récords productivos desde los primeros años del trajín revolucionario, a pesar de lo cual sólo estuvo por la libre durante un breve período en la década de 1980.

En este caso, la promesa parte del señor Lázaro Quiroz, director de la Unión de Empresas del Combinado Avícola Nacional durante un intercambio mensual con representantes de entidades y granjas agrícolas del occidente del país. En la reunión se afirmó que el plan del pasado mes de enero de la zona occidental se sobrecumplió en 7 millones de unidades. Todo ello en franco contraste con la realidad, pues los 8 huevos mensuales per cápita del mes de enero llegaron a mediados del mismo.

Queda latente la duda y la interrogante: "Adónde se habrán metido o adónde habrán ido a parar los siete millones de huevos". De la mesa del cubano han estado ausentes.

Pero lo que más llama la atención es conocer que el paso del ciclón Charley afectó una considerable cantidad de granjas avícolas, según mostraron las cámaras de televisión durante todo el tiempo post ciclónico. El propio director anunció la pérdida de más de 800 mil aves debido al fenómeno atmosférico. Aún así, afirma que este año se logrará la meta de 280 unidades por ponedora, por lo cual se viene luchando desde el año 2002.

Claro que a través del prisma castro-guevarista y de las consignas de "siempre se puede más", y "hacer más con menos", nada parece imposible; al menos en palabras. Así y todo, eso de aumentar la cantidad de huevos con menos gallinas contradice la lógica y la experiencia del guajiro, acostumbrado a la realidad y enemigo de la cháchara y la "paluchería".

Más aún cuando se palpa la intención del gobierno de levantar los ánimos e insuflarle algo de aliento a una población que, de tanto haber confiado, ahora no cree ni en la madre de los tomates, ni hay muerto que haga derramar una lágrima. Ni siquiera de cocodrilo.

Pero sería bueno que en la mesa del cubano aparecieran algunos huevos adicionales a los 8 que mensualmente pasan por la sartén del privilegiado capitalino, y que unidos al muslito de pollo y a la cosita de soya, conforman su existencia; entre ferias del libro y encuentros pedagógicos; al influjo exhortador de matricular en el club de los 120 años para acompañar al Comandante en el viaje sin regreso.

El cubano, hospitalario, familiar y espléndido, añora aquellos días, aún dentro del castrismo, que podía brindarle un pan con tortilla y una taza de café al pariente del interior del país cuando venía a visitarlo. Hoy, ante la presencia del visitante, el citadino se eriza y sus primeras palabras son para preguntarle si vino con pasaje de regreso.

El huevo es la fuente de proteínas más completa y barata que ha estado al alcance del criollo durante 46 años. El pan con tortilla ha sido el compañero del cederista durante las guardias para cuidar la propiedad de todo el pueblo; y del balsero, que por no tener propiedad, ni siquiera sobre sí mismo, se ha fugado para auto pertenecerse, pues nunca quiso ser del Comandante.

Bienvenida, pues, la promesa oficialista. Pero tomémosla con reserva y escepticismo, para que luego no se nos rompa el huesito de la alegría. Han sido muchos los engaños, y tanto amaga el gato al ratón que éste deja de temerle o, "de tanto cantar, al sinsonte se le seca el pico".


Esta información ha sido transmitida por teléfono, ya que el gobierno de Cuba controla el acceso a Internet.
CubaNet no reclama exclusividad de sus colaboradores, y autoriza la reproducción de este material, siempre que se le reconozca como fuente
.

IMPRIMIR



PERIODISTAS EN PRISION

PRENSAS
Independiente
Internacional
Gubernamental
IDIOMAS
Inglés
Francés
Español
SOCIEDAD CIVIL
Cooperativas Agrícolas
Movimiento Sindical
Bibliotecas
DEL LECTOR
Cartas
Opinión
BUSQUEDAS
Archivos
Documentos
Enlaces
CULTURA
Artes Plásticas
El Niño del Pífano
Octavillas sobre La Habana
Fotos de Cuba
CUBANET
Semanario
Quiénes Somos
Informe Anual
Correo Eléctronico

DONACIONES

In Association with Amazon.com
Busque:


CUBANET
145 Madeira Ave, Suite 207
Coral Gables, FL 33134
(305) 774-1887

CONTACTOS
Periodistas
Editores
Webmaster